Le dijeron que ganó una Amarok y lo estafaron con 70.000 pesos

Los desconocidos le pidieron que depositara dinero y esta persona lo hizo en distintas oportunidades. También lo mandaron a buscar la falsa camioneta en el aeropuerto.

Le dijeron que ganó una Amarok y lo estafaron con 70.000 pe

Un hombre fue víctima de un grave fraude en donde desconocidos lograron estafarlo con alrededor de 70.000 pesos mintiéndole que fue acreedor de una camioneta Volkswagen Amarok.

Todo se inició cuando el hombre, de quien no trascendieron los datos, recibió un mensaje de texto a su celular y donde le indicaban que había ganado una camioneta Amarok y que debía responder al mensaje para aceptar el premio.

Entusiasmado, el hombre respondió al instante y desde allí los mensajes con indicaciones en cuanto a qué debía hacer no cesaron de llegar.

El o los estafadores le dijeron que debía depositar en una cuenta que le facilitaron una cantidad de dinero, alrededor de 20.000, para iniciar los trámites de patentamiento y traslado. Así lo hizo el confiado hombre y realizó el primer depósito.

En otros mensajes le pidieron más dinero y el damnificado sin dudar realizó los depósitos en la cuenta señalada. Depositó en total alrededor de 70.000 pesos.

Después debía presentarse en el Aeropuerto Felipe Varela, en donde se reuniría con los representantes de la firma para la entrega de documentación.

El hombre se dirigió al lugar señalado y fue atendido por personal del aeropuerto, que le manifestó que ningún vuelo llegaría a esa hora en que lo habían citado. Decidió comunicarse con el celular del que recibía los mensajes, pero nunca le respondieron.

Tras comentar lo ocurrido con familiares y amigos determinó que fue víctima de una estafa y decidió realizar la denuncia en la Unidad Judicial N°1, que fue informada al fiscal en feria Roberto Mazzucco.

Reiteradas
La estafa es recurrente y ya hubo varios casos denunciados. Uno de ellos le ocurrió a una mujer de Valle Viejo el año pasado.

La mujer de apellido Perea había recibido un sms en donde le informaban que había ganado un Peugeot 308. Depositó $6.400 para gastos de patentamiento e impuestos que le pedían y viajo a Córdoba para buscar el rodado. En esa provincia se dio con la sorpresa de que ni la dirección ni la agencia existían, por lo que realizó la denuncia.