epelpad

El post que buscas se encuentra eliminado, pero este también te puede interesar

Nació como hombre pero lo criaron como niña

Nació como hombre pero lo criaron como niña
Como

Los gemelos Reimer nacieron como dos varones completamente sanos el 22 de agosto de 1965, pero a los 7 meses de edad empezaron a sufrir problemas para orinar y para solucionarlo, lo médicos recomendaron practicarlos la circuncisión. Los padres, Janet y Ron Reimer aceptaron pero durante la operación hubo un fallo en la potencia del bisturí eléctrico, lo que provocó la destrucción del pene de uno de los bebés. La noticia dejó en shock a la familia y ese fue el inicio de una de las historias más trágicas que verás en Internet.

El matrimonio Reimer estaba desesperado y tras algunos meses contactó con el doctor John Money, psicólogo especialista en cambios de género que vio en los hermanos Bruce y Brian la oportunidad perfecta para comprobar una teoría: la biología no determina nuestro género, sino la forma en la que somos criados. Bruce era el conejillo de indias perfecto además tendría a su hermano para ‘entender’ la diferencia.

Hombre


El doctor Money convenció a sus padres afirmando que el pequeño sería más feliz viviendo como niña que como hombre sin pene.  Cuatro meses después, Bruce pasó a ser Brenda tras someterse a una castración con solo 17 meses de edad. El secreto quedaría guardado entre los 3 adultos y jamás debía ser revelado, solo así se podía comprobar el experimento.



Durante años, el psicólogo siguió de cerca a los gemelos y a los 9 años se publicó los primeros resultados. Bajo el título de “El caso de John/Joan” el mundo se enteraba de lo que pasaba en la familia Reimer, aunque claro sin los nombres verdaderos. El doctor creyó pertinente seguir manteniendo en el anonimato los nombres de los protagonistas.


nacio

La niña tiene muchas características de ‘marimacho’, una abundante energía física, un alto nivel de actividad y rebeldía. A menudo es la que domina en un grupo de niñas. A pesar de ello, nadie más sabe que Brenda es la niña cuyo caso están leyendo en los medios. Su conducta es tan normal como la de cualquier niña y difiere claramente de la forma masculina en cómo se comporta su hermano gemelo.”
Hasta ese momento el experimento se consideró un éxito, pero a los 13 años, en la pubertad, “Brenda” empezó a mostrar comportamientos suicidas y problemas para relacionarse con otros adolescentes. Según cuenta la madre de los gemelos, era una niña muy sola, rebelde y sufría por el apodo de ‘mujer cavernícola’ que le pusieron sus compañeros.


criaron


Llegados a este punto, los Reimer decidieron alejarse del doctor Money e hicieron lo que el especialista les prohibió durante 13 años: contar toda la verdad. Los gemelos se enteraron de la castración, el plan del psicólogo y el porqué de la crianza como niña.
‘Brenda’ empezó a entender muchas cosas y pidió a sus padres someterse a una cirugía reconstructiva para recuperar su identidad de hombre. Así lo hicieron y después de muchos años, David Reimer (así decidió llamarse) pudo casarse y fue el feliz padrastro de los 3 hijos de su esposa. Todo parecía felicidad pero otro triste evento impactó en la vida de David: su caso estaba sirviendo para que otros niños hermafroditas u hombres que habían perdido el pene, pasaran por el mismo tratamiento.


Nació como hombre pero lo criaron como niña


Esto lo sumergió en una profunda depresión. David entendía cómo su terrible caso pudo ser considerado como ‘éxitoso’, no concebía la idea de que las personas no puedan decidir a qué género quieren pertenecer, ésta debería ser una elección libre, a conciencia, no impuesta por terceros.
La tristeza embargaba a David y fue tanta que le hizo perder su trabajo, su familia. En ese tiempo su hermano murió de una sobredosis, eso empeoró su depresión y el 05 de mayo del 2004, con 38 años decidió quitarse la vida. Con su muerte, “El caso de John/Joan” salió a luz con los verdaderos nombres y se destapó la mentira: el experimento fue un fracaso.
Gracias a David, hoy los tratamientos han cambiado: “Ahora, los tratamientos y seguimientos se llevan a cabo a través de equipos multidisciplinarios bien entrenados, donde los padres también están muy implicados, pero sobre todo es el niño el quién decide con qué identidad de género se identifica realmente, según sus emociones”, explica la doctora Polly Carmichael, experta del Hospital Great Ormond Street, en Londres.





Como

Aunque nos duela que se haya quitado la vida, la historia de David cambió para siempre el tratamiento de este tipo de casos.



Hombre

1 comentario - Nació como hombre pero lo criaron como niña