La nueva era de los juegos tecnológicos

Son los preferidos de infinidad de niños, pero plantean interrogantes. Los psicólogos aseguran que el secreto pasa por usarlos en su justa medida. Si se usan bien, son beneficios. Pero de algo no hay dudas: la responsabilidad pasa por los padres

La nueva era de los juegos tecnológicos


Juguetes como los autitos, las muñecas, las pelotas, los ladrillitos y los juegos de mesa han hecho felices a infinidad de generaciones, y siguen ocupando un lugar de privilegio entre las preferencias infantiles. Sólo que ahora coexisten con rivales más tentadores, como los juguetes electrónicos (que tanta demanda tienen entre los sectores medios y altos de la sociedad).

Tanto es así que según el psicólogo del foro electrónico Psicología y niñez, Jorge Garaventa, los grandes protagonistas del Día del Niño son los productos tecnológicos, especialmente los cibernéticos.

Como no podía ser de otra manera, esto plantea interrogantes acerca del vínculo entre los pequeños y la tecnología, que en la mayoría de los casos toman la forma de una playstation o una PC.

El mundo tecnológico es el ámbito natural de los chicos que tienen la suerte de acceder a él y, según el experto, los adultos deberían ayudar a que los “aparatos” sirvan como complemento de la acción humana y no como reemplazo. Por eso, advirtió: “El consumismo tecnológico puede ser tan negativo como el hecho de transitar al margen”.

Consideró que “acompañar a un hijo en el camino del uso responsable es una pedagogía de ida y vuelta”. Al tiempo que la directora del programa Internet Segura, Andrea Urbas, hizo ver que la brecha generacional con los padres y los maestros “hace que no se pueda aprovechar de forma interesante” este recurso en educación, y que los padres “den pasos al costado” en lo que hace a su utilización responsable.

Precisó que cuando hay vulnerabilidad de los niños frente a la tecnología, se debe “en gran parte” a que los adultos “desconocen qué hacen los chicos en internet”.
Añadió que “internet y los celulares transformaron los modos de comunicarse, la inmediatez que proveen, las posibilidades de encontrar información de todo tipo, todo esto tiene que ser tomado por la escuela para poder hacer un buen uso”.

Los juegos

Hay expertos que, como la doctora Sara Suzman, advierten: “El mejor tiempo es el compartido entre padres e hijo, y algunos juegos modernos individualistas como la computadora, van en contra de la interacción, que sin duda se ve debilitada” (dijo a una emisora radial).

Se trata de un tema apasionante que también motivó la opinión de la psicóloga Mabel Sgrilletti, que al ser consultada por Hoy indicó que “los juegos de mesa favorecen la interrelación y ayudan a desarrollar el ingenio, pero eso también se puede dar con los jueguitos en red que se comparten desde la PC”.

“Estos permiten que los chicos que viven lejos puedan jugar entre sí”, dijo y agregó: “Tal vez sería malo que los padres eligiesen sólo una forma de juego para sus hijos; en todo caso tendrían que hacerles ver que todo es bueno en su justa medida”. Ambos pueden coexistir en perfecta armonía siempre y cuando los mayores establezcan los límites.
En ese sentido, la psicoanalista y supervisora del Hospital de Niños, Ricardo Gutiérrez, Alicia Leone, coincidió en que “el rol del adulto es enseñar al niño el uso responsable”, así se trate de una bicicleta como de una PC.

Pero hay un problema: “Todos sabemos que el niño no debe atropellar al amigo con la bici y que debe cuidarse al cruzar, pero muchos padres no tienen claro los modos en que el niño interactúa con otros en los juegos en red y en el chat”.

pc
Diario Hoy