El gran triunfo de Evo en España

Lo que consiguió el acto de Evo Morales en la Universidad


El gran triunfo de Evo en España


Iñigo Errejón Galván y Pablo Iglesias Turrión


El Presidente del Estado Plurinacional de Bolivia, Evo Morales Ayma, pronunció una conferencia en la Facultad de Ciencias Políticas y Sociología de la Universidad Complutense de Madrid el pasado lunes 14 de septiembre de 2009. La relevancia del acto y algunos elementos del mismo hacen recomendable, creemos, una revisión y explicación de lo que se pretendía y lo que se hizo, como modelo a criticar, imitar en lo deseable y superar en lo demás.

El acto había sido diseñado y organizado por la Fundación CEPS, la red de profesores “la Promotora” y la Asociación Universitaria Contrapoder. El objetivo inicial, además de conseguir la presencia de Evo Morales, era que el acto fuese inequívocamente político: un recibimiento caluroso para un ejemplo vivo de que es posible hacer política de otra forma, “mandar obedeciendo al pueblo” en palabras del propio Presidente el día de su proclamación en Enero de 2006.

Se presentaba un presidente cuyo bagaje es la lucha sindical y la militancia en los movimientos sociales, líder de una ruptura democrática con la gobernabilidad neoliberal y la institucionalidad excluyente y oligárquica en Bolivia. No venía a la facultad un “político”, sino un compañero. Sus códigos, sus maneras, sus antecedentes y horizontes, nos sitúan, a los movimientos sociales y organizaciones políticas de izquierdas, como sus más lógicos interlocutores. Así quedó, nos parece, confirmado por el propio Presidente en sus palabras y en sus gestos. Esto es algo de lo que nos enorgullecemos, y un camino que pretendemos profundizar.

El acto comenzó con un mural en homenaje a Tupac Katari, líder indígena del mayor levantamiento contra la corona española, acompañado por una placa explicativa y otra conmemorativa, firmada por las tres organizaciones que convocaban el acto y por una estrella roja de cinco puntas. Se eligió a Katari por la importancia central, demasiado a menudo minusvalorada por gran parte de la izquierda, del impacto de las luchas anticoloniales en el sistema mundo moderno capitalista, que tiene en la colonialidad uno de sus pilares constitutivos. También se eligió por la propia importancia como antecedente explícitamente reivindicado desde el proyecto emancipador encabezado actualmente en Bolivia por el gobierno del Movimiento Al Socialismo (MAS).

La inauguración del mural por parte de Evo Morales que sólo a última hora fue asumida por el Decanato de la Facultad, fue el producto de la determinación de los militantes de izquierdas que estuvieron detrás de la convocatoria del acto. El decanato de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociología trató de evitar, hasta un día antes de la llegada de Evo Morales, la realización del mural y la fijación de las placas. Los organizadores decidieron poner en conocimiento de las autoridades académicas todos los detalles del acto y, por supuesto, invitar a las máximas autoridades de la Facultad y la Universidad a participar en el mismo pero en ningún caso aceptaron que se fiscalizaran las decisiones sobre el uso democrático del espacio público.

Ante lo inevitable, el mismo lunes se produjo una reunión entre los organizadores y todo el equipo decanal en la que el decano aceptó la fijación de las placas lamentando que no se incluyera en las mismas ninguna referencia a las autoridades académicas (es difícil aparecer en una placa que se ha rechazado hasta el último momento). En la inauguración del mural tuvo su ironía ver a algunas autoridades de la facultad esforzar su mejor sonrisa de circunstancias mientras el Presidente de Bolivia posaba con el puño en alto junto a varios estudiantes de la organización.

Éste es un ejemplo de que la intervención política de izquierdas debe asumir riesgos y de que, combinando con inteligencia la búsqueda de legitimidad y el desafío, puede conquistar terrenos o momentos a priori poco accesibles. El mural de Katari quedará como testigo de que se puede ocupar el centro del espacio público saliendo de la marginalidad sin renunciar ni un ápice a la radicalidad.

Después el Presidente Morales continuó, tal y como había entrado, rodeado por un cordón de seguridad de estudiantes identificados con brazaletes rojos. El servicio de orden desempeñó bien sus funciones de acelerar los tiempos y facilitar el desarrollo del acto. Pero tenía una misión mucho más importante: Demostrar la capacidad de gestión y control del espacio de la facultad por parte de los estudiantes de izquierdas organizados. Se trataba de hacer una demostración práctica de contrapoder.

El hecho de que tanto los servicios de protección del presidente como los agentes españoles encargados de la seguridad del acto se pusieran en contacto con el servicio de orden de los estudiantes para coordinar la seguridad del evento demuestra unos niveles de autoorganización en la facultad de los que solo podemos sentirnos orgullosos. Sin duda no fue cómodo para los responsables del servicio de orden el trato con la policía pero pensamos que el hecho de que ésta se dirigiera a los estudiantes y no a los servicios de seguridad de la Universidad Complutense, demuestra la seriedad del movimiento estudiantil en nuestra facultad. Decían los revolucionarios del siglo XIX que lo que más temía de ellos la burguesía no era su capacidad de generar desorden sino, por el contrario, la de mantenerlo. Los organizadores también lo consideraron así, y desplegaron una demostración de orden alternativo.

En la misma facultad en la que Rosa Díez y su partido mediático o Josep Piqué y su pasado manchado de crímenes de guerra, sólo consiguieron una foto entre protestas y gritos, Evo Morales entró escoltado por un cordón estudiantil a un salón de actos abarrotado que le ovacionó. Creemos que ello es una prueba de hegemonía en la facultad como imaginario dominante de izquierdas que sabe desplegarse en el espacio definiendo lo posible y lo esperable.

Dentro de la facultad de Ciencias Políticas y Sociología de la UCM se instituye –en lo cotidiano pero con más intensidad en ocasiones concretas- un “sentido común de izquierdas”, justamente opuesto al consenso conservador generalizado que impera en Madrid. Esto no es nada intrínseco al centro sino un logro cultural e ideológico de la izquierda organizada, estudiantil y de profesores e investigadores de la facultad.

La conferencia del presidente Evo Morales fue presentada y precedida por intervenciones de los organizadores y del decano de la facultad y el rector de la universidad. El primero, seguramente incómodo, tuvo que reconocerse fuera de la conexión entre la mayoría de los estudiantes de su facultad y el Jefe de Estado que se sentaba a su lado. El segundo tuvo algo más de suerte a la hora de ubicarse en esa relación pero creemos que va siendo hora de que se dé cuenta de que deberá rectificar muchas cosas si pretende mantener el apoyo estudiantil que en su día recibió. Pero el protagonismo en el acto fue para la izquierda organizada, la que saludó a Evo Morales como “compañero presidente”, agradeciéndole haber encabezado una quiebra del imaginario colonial, habernos devuelto la confianza en la política, haber demostrado que siempre se puede ir más allá de lo que las certezas de época parecen aconsejar.

Morales, por su parte, agradeció emocionado el recibimiento de una “juventud revolucionaria” que no esperaba encontrar en el Estado español. Explicó los logros de su gobierno, indígena y popular, y pidió ayuda para profundizar y extender las transformaciones igualitaristas, la armonía con la madre tierra y la solidaridad antiimperialista de los pueblos. Su conferencia fue una demostración de cercanía, humildad y orgullo. El indio sindicalista que desafiaba al Neoliberalismo cortando rutas, hoy puede decir que es gobierno, mientras el modelo económico y político neoliberal ha sido globalmente derrotado y, en América Latina, comienza a ser revertido.

La puesta en escena que desplegaron los organizadores, antes y durante la conferencia, brindó al presidente Morales una excelente plataforma para suscitar simpatías y solidaridad entre muchos sectores políticos del país. Además le ofreció un altavoz internacional de legitimidad en el escenario político boliviano frente a la oposición que le acusa de estar aislado (gracias al prestigio de la Universidad Complutense) y en los medios de comunicación globales, en los que apareció con un apoyo público y específicamente estudiantil que muchos jefes de Estado querrían y casi ninguno puede suscitar ni aún con todos sus aparatos mediáticos y de imagen.

Somos plenamente conscientes tanto de la modestia del acto sobre el que escribimos como de las dificultades de exportar modelos y formas políticas de América Latina al Estado español. La construcción de una izquierda política que enfrente con éxito el discurso y los valores de la derecha ofreciéndose como vehículo de las desafecciones con el bloque dominante español es una tarea que sólo los militantes de izquierda pueden llevar a cabo. Sin embargo, creemos en la posibilidad de la interpenetración entre experiencias antisistémicas en diferentes lugares del globo como parte de un esfuerzo global para erigir una alternativa a la crisis de la modernidad capitalista, colonial y patriarcal.

Al mismo tiempo, nos parece que la consolidación de gobiernos de izquierdas en América Latina es una magnífica ventana de oportunidad para la izquierda en el Estado español. En primer lugar porque nos proporciona una visibilidad que no nos correspondería por nuestra capacidad política actual. En segundo lugar porque nos obliga, en tanto que sector social minoritario, a madurar y a pensar en términos políticos, elevando la ambición y las exigencias en un esfuerzo de gran alcance formativo en el que tenemos –precisamente por nuestra debilidad- muy poco que perder y mucho por ganar.

El acto del lunes en la Facultad de Ciencias Políticas y Sociología de la Universidad Complutense de Madrid fue una pequeña pero valiosa prueba de que -aún con dispositivos políticos precarios- se puede liderar la conformación de las agendas políticas y obligar al resto de actores a tomar posición según parámetros que nosotros fijamos, demostrar fuerza organizativa y presentarse como actor político insoslayable en la discusión pública.

Iñigo Errejón es investigador y Pablo Iglesias profesor en la Facultad de Ciencias Políticas y Sociología de la Universidad Complutense. Ambos son miembros de la Fundación CEPS.



FUENTE



ADEMAS



La contabilidad con España

Editorial de El Nacional de Tarija



¿Quién condona a quién? Esa es la pregunta que salta luego de conocida la supuesta "condonación" del 60% de la presunta deuda boliviana a España. Y decimos presunta deuda porque consideramos que el balance general emergente de una adecuada contabilidad aún no se lo ha hecho. El balance debe partir de una apropiación contable correcta de las relaciones entre Bolivia y España. Entre tanto esta tarea histórica esté pendiente, no podemos calificar la "condonación" informada por el Gobierno como tal. Para confirmar si fuimos nosotros o ellos los que condonaron algo empecemos por los primeros apuntes contables partiendo por lo más reciente.

Las notas de prensa calculan que España desembolsó en calidad de "ayuda" la suma de 220 millones de dólares entre 2006 y 2008. En un período previo, entre 2001 y 2003, la española Repsol YPF, de propiedad mayoritaria del Reino de España, administradora de la empresa Andina S.A., en la que los bolivianos teníamos el 48% de propiedad accionaria, rebajó unilateralmente el precio de venta de gas a la empresa Petrobras (contrato Hedging), a la que le envió un total de 300 millones de dólares de dineros percibidos por Andina S.A. por concepto de exportación de gas en el marco del contrato Gas Supply Agreement (GSA), suscrito entre YPFB y Petrobras.

El año 2006 se denunció e investigó a ejecutivos de Repsol YPF como presuntos autores de contrabando en la venta de gas a Cuiabá, Brasil. El monto del contrabando presunto nunca fue contabilizado porque YPFB y la Aduana Nacional no pudieron demostrar los volúmenes salidos de nuestras fronteras. Ninguna de las dos instituciones tenían un sólo medidor de gas propio para contrastar las declaraciones de la empresa española.

Sigue sin contabilizar el efecto del "precio solidario" del gas exportado a Argentina en un período del gobierno de Carlos Mesa. Esta "solidaridad" fue, en los hechos, de Repsol YPF (Bolivia) a Repsol YPF (Argentina). Mientras Brasil pagaba más de 3 dólares el millón de BTU, la española sólo pagó 0.98 dólares por esa misma cantidad de energía. Analistas calculan que la "solidaridad" sumó cerca a 100 millones de dólares.

Al anotar esto vale la pena hacer un contabilidad especial: un ex dirigente cívico ahora parlamentario de "oposición" y que prefirió en los últimos meses apoyar al actual régimen de Gobierno, fue encarnizado defensor del "precio solidario" de 0.98 dólares a favor de Repsol-Repsol. Fundamentó su defensa afirmando que ese precio era el verdadero precio de mercado del gas y que los más de tres dólares que pagaba entonces Brasil era un "precio político". Este ex dirigente "cívico" mantuvo profundas diferencias con el Gobierno masista mientras en éste no se hablaba de vender gas a Chile. Hoy, cuando en las filas de algunos gobernantes masistas hablan de negociar la venta de gas al vecino país, el otrora opositor decidió volverse oficialista hasta incluso hacer campaña por la fórmula electoral del MAS.

Pero sigamos con la contabilidad de números. Las auditorías petroleras del año 2006 dieron cuenta de que Repsol YPF incurrió en falsedad en la declaración de inversiones en Andina S.A. por un monto cercano a los 200 millones de dólares. Este hallazgo de auditoría no fue aún contabilizado por el extraño ocultamiento que hace el Gobierno de los resultados que arrojaron las auditorías recordadas, que coincidieron con la firma de nuevos contratos petroleros con Repsol YPF para que continúe explotando los más ricos campos de gas y petróleo de Bolivia. Por todo ello está muy bien fundamentada la afirmación de Roberto Mallea, ejecutivo de Repsol YPF, en su exposición en el III Congreso Latinoamericano y del Caribe de Gas y Electricidad, reportando que “la rentabilidad en la industria del gas en Bolivia es sumamente alta; por cada dólar invertido, la empresa petrolera gana 10 dólares. En el sector hidrocarburífero, la rentabilidad es buena cuando es tres a uno, qué decir entonces de una rentabilidad de diez a uno dentro de la industria petrolera que se da en Bolivia” (a confesión de parte relevo de prueba. Lo que extraña es que el actual Gobierno se resiste a hacer estas contabilizaciones).

¿Y la gestión de los bancos españoles Santander Central Hispano (BSCH) y Bilbao Vizcaya del ahorro previsional vía las AFP Previsión y Futuro? Éstas dispusieron del destino de 5.000 millones de dólares de ahorro previsonal. Importantes cantidades de estos recursos fueron "invertidos" (prestados) a empresas españolas. Por esta gestión de captación y "préstamos" cobraron millonarias comisiones.

Pero transnacionales de España también están presentes en el área de la energía eléctrica. Unión Fenosa se hizo de la mayoría de Transportadora de Electricidad (TDE), luego vendida a Grupo Red Eléctrica de España. Su gestión en la red de transporte de energía eléctrica provocó un gigantesco apagón de luz el año 2003 que afectó a La Paz, El Alto, Cochabamba, Oruro, Sucre y Potosí. Pese a la multa de 360 mil dólares impuesta por la "falla", ésta se volvió a repetir en septiembre de 2005 y causó perjuicios importantes a la población.

Abertis y AENA Internacional, otras dos transnacionales españolas controlan los principales y únicos aeropuertos bolivianos rentables. Siguen en cuestión el cumplimiento de inversiones a las que estaban obligados los concesionarios para ampliar las facilidades aeroportuarias.

Así, ¿está el presidente Evo Morales en condiciones de afirmar que ha conseguido una "condonación" del Reino de España a Bolivia? Está muy bien exigir el pago de la deuda climática, la legalización de los migrantes y el genérico reclamo de la "explotación de nuestros recursos naturales". Eso, sin embargo, no sirve para nada si no se hace la contabilización precisa de las deudas de España a Bolivia y de su cobro puntual y exacto de las mismas, más aún sabiendo que estas tienen una data histórica de más de quinientos años, cosa que cuando Evo está en España, casualmente se olvida, pero la recuerda diariamente cuando discursea aquí.



FUENTE

Fuentes de Información - El gran triunfo de Evo en España

Dar puntos
5 Puntos
Votos: 0 - T!score: 0/10
  • 0 Seguidores
  • 870 Visitas
  • 1 Favoritos

13 comentarios - El gran triunfo de Evo en España

@Don_Durito Hace más de 5 años
grande hermano Evo
@RickDeckard5 Hace más de 5 años
Don_Durito dijo: grande hermano Evo



america latina deberia aprender de este tipo, el mundo
@teufelsohn Hace más de 5 años
Los españoles nos robaron todo, mataron a nuestros indígenas y ahora, efusivamente, aplauden a Evo... ¿POR QUÉ NO NOS DEVUELVEN EL ORO EN VEZ DE GASTAR ENERGIA EN APLAUSOS QUE NO NOS DAN DE COMER?
@85aldebaran Hace más de 5 años
RickDeckard5 dijo:
Don_Durito dijo: grande hermano Evo



america latina deberia aprender de este tipo, el mundo
@Quito_Taringa Hace más de 5 años
Los españoles nos robaron todo, mataron a nuestros indígenas y ahora, efusivamente, aplauden a Evo... ¿POR QUÉ NO NOS DEVUELVEN EL ORO EN VEZ DE GASTAR ENERGIA EN APLAUSOS QUE NO NOS DAN DE COMER?


una correccion no se dice indigenas porque probiene de los que habitan la india; mejor es nombrarlos como aborigenes ya que como bien decis reinvindicas su procedencia nada mas saludos
@shaqazulu Hace más de 5 años
VIVA EVO
@teufelsohn Hace más de 5 años
Quito_Taringa dijo:
Los españoles nos robaron todo, mataron a nuestros indígenas y ahora, efusivamente, aplauden a Evo... ¿POR QUÉ NO NOS DEVUELVEN EL ORO EN VEZ DE GASTAR ENERGIA EN APLAUSOS QUE NO NOS DAN DE COMER?


una correccion no se dice indigenas porque probiene de los que habitan la india; mejor es nombrarlos como aborigenes ya que como bien decis reinvindicas su procedencia nada mas saludos


Tenés razón. Gracias.
@Seisnicos Hace más de 5 años
Quito_Taringa dijo:una correccion no se dice indigenas porque probiene de los que habitan la india; mejor es nombrarlos como aborigenes ya que como bien decis reinvindicas su procedencia nada mas saludos

Los que habitan en la india son indios. No tiene nada de malo ni despectivo llamarlos indigenas
Indigena aplica a todo aquello que es relativo a una población originaria del territorio que habita.
@Seisnicos Hace más de 5 años
una correccion no se dice indigenas porque probiene de los que habitan la india; mejor es nombrarlos como aborigenes ya que como bien decis reinvindicas su procedencia nada mas saludos

teufelsohn dijo:Tenés razón. Gracias.

@la_rana26 Hace más de 5 años
Quito_Taringa dijo:
Los españoles nos robaron todo, mataron a nuestros indígenas y ahora, efusivamente, aplauden a Evo... ¿POR QUÉ NO NOS DEVUELVEN EL ORO EN VEZ DE GASTAR ENERGIA EN APLAUSOS QUE NO NOS DAN DE COMER?


una correccion no se dice indigenas porque probiene de los que habitan la india; mejor es nombrarlos como aborigenes ya que como bien decis reinvindicas su procedencia nada mas saludos


estas seguro?... de la india el gentilicio es INDIO, en todo caso HINDÚ (por la religion)... indigena va mas por el lado aborigen...
@zapato14 Hace más de 5 años
Don_Durito dijo: grande hermano Evo

idem
@naranjito Hace más de 5 años
Un grande de verdad.
@Mikeanaro Hace más de 5 años
bolivia
Los comentarios se encuentran cerrados