La vanguardista industria del porno norteamericano no pudo aguantar la tentación para comenzar a filmar la versión triple equis de Avatar, de James Cameron, la película que quizás le quite el podio a Titanic como la más rentable en la historia del cine.

Los cráneos de Hustler aseguran que no será el Avatar XXX sino una parodia soft, lejos de sus tradicionales filmes, algo que realmente nos entristece, ya que ¿quién querría tener en su cinemateca una película llamada Esto no es Avatar XXX?.

Avatar, xxx versión
Hoy no querida, me duele la cabeza...



Queda claro que es sólo una estrategia comercial para esquivar el bulto (valga la redundancia temática).

Esperemos que esto pueda ayudar a los miles de depresivos que generó la película luego de su proyección. A nosotros sólo nos queda esperar y rezar para que Michelle Rodriguez conduzca su nave tan bien como lo hizo en la versión original. ¿Será en 3D? Antecedentes sobran


Copy & Paste de FayerWayer