Tomás Méndez atribuye a narcos las amenazas de muerte contra su padre



“No me cabe dudas que tiene ese origen. Estas personas sabían bien los movimientos de mi padre”, señaló el periodista de los SRT a Cadena 3. Y confirmó que su productor también fue amenazado telefónicamente.




Los Narcos de Córdoba amenazan al periodista Tomas Mendez

Tomas Mendez, periodista y conductor del único programa de investigación de la televisión cordobesa.


narcotrafico



Córdoba Tomás Méndez, en diálogo con Cadena 3, confirmó la amenaza de muerte que sufrió su padre el martes a la tarde en barrio Nueva Córdoba y atribuyó ese episodio a cuestiones relacionadas con el narcotráfico, problemática que está tratando en su programa ADN, y que se emite por Canal 10.

“No me cabe dudas que tiene ese origen. Estas personas sabían bien los movimientos de mi padre”, señaló el periodista.

Además, sostuvo que horas más tarde al episodio, su productor televisivo también sufrió amenazas telefónicas. “A las 23,30 recibió amenazas por teléfono, mientras que a las 2,30 observó un sujeto en el techo de su casa”.

“No son tan grave estas amenazas sino lo que está ocurriendo con el narcotráfico en Córdoba”, aseveró.

Estas amenazas se registraron luego de que el ciclo televisivo que conduce y dirige Méndez, tratara el vínculo narco que tendría la familia de Danesa, la pequeña muerta ahorcada en un baldío de barrio Müller en dudosas circunstancias.

“Este domingo vamos a mostrar en el programa cómo venden droga a metros de la casa donde vivía Danesa. La propia hermana de la pequeña muerta nos relató que su madre vendía droga y que le había dado 6 mil pesos a dos personas que ingresaron a su domicilio, hicieron desnudar a las hermanitas y les introdujeron un arma de fuego en la vagina”, afirmó el periodista.








Investigan amenazas contra periodistas



Un cronista de este diario y dos de Canal 10 recibieron intimidaciones en las últimas horas.





La Justicia provincial investiga las denuncias presentadas por periodistas que sufrieron intimidaciones en las últimas horas, al parecer por coberturas relacionadas con el narcotráfico en la ciudad de Córdoba.

Entre los denunciantes está Juan Federico, de este diario, quien el martes recibió intimidaciones a través de terceras personas. El mismo día se comunicó el hecho a las máximas autoridades policiales de la provincia, las que de inmediato tomaron medidas para asegurar la protección del periodista e identificar a los responsables del amedrentamiento. Ayer, Federico radicó la denuncia en Tribunales.

También sufrieron intimidaciones periodistas del programa ADN, que se emite por Canal 10 de la Universidad Nacional de Córdoba y que el domingo último incluyó un informe sobre el crimen de la pequeña Danesa, en barrio Müller de la ciudad de Córdoba, al que relacionaron con la venta de drogas en el sector.

El martes, según relató ayer el periodista Tomás Méndez a la prensa, dos desconocidos abordaron por detrás a su padre mientras caminaba por barrio Nueva Córdoba. "Le apoyaron una pistola o algo parecido en la espalda, a la altura de los riñones, y le dijeron que me diga que me dejara de joder", contó Méndez.

A su vez, el productor del programa, Guillermo Barh, dijo haber recibido una llamada en su celular desde un teléfono no identificado, y que una voz le dijo que no insistieran en el tema droga o iban a ser "boletas".

Horas después, en la madrugada de ayer, Barh encontró que había una persona arriba del techo de su casa, que al advertirlo huyó.

Tanto el padre de Méndez como Barh realizaron las correspondientes denuncias en Tribunales y también cuentan con protección policial.

Repudios. El Círculo Sindical de la Prensa y la Comunicación de Córdoba (Cispren) repudió ayer las amenazas e intimidaciones sufridas por los periodistas y abogó para que "las autoridades judiciales y policiales tomen cartas en el asunto, ya que lo sucedido configura un claro intento por amedrentar la libertad de expresión".

En igual sentido se expresó el bloque de legisladores de la Unión Cívica Radical. Mediante un comunicado, repudió todo ataque a la libertad de prensa: "La tarea de informar a la sociedad es uno de los supuestos consustanciales de una sociedad libre y del régimen democrático".










La ex legisladora Juncos renunció a cargo de la Secretaría de Derechos Humanos



Su nombre aparece mencionado en una causa de narcotráfico.



Su nombre aparece mencionado en una causa de narcotráfico.



amenazas





La funcionaria Liliana Juncos presentó su renuncia al cargo que ocupa en la Secretaría de Derechos Humanos de la Provincia, apenas tres días después de que su nombramiento haya aparecido en el Boletín Oficial.

"Presentó la renuncia para ponerse a diposición de la Justicia", dijeron a La Voz desde la Secretaría a cargo de Raúl Sánchez.

Juncos, ex legisladora provincial de la bancada delasotista entre 2003 y 2007, estuvo con licencia sin goce de sueldo desde que, a fines de 2008, hiciera una presentación judicial porque su nombre apareció ligado al narcotráfico en la zona de barrio Müller.

El 5 de abril pasado, en el Boletín Oficial de la Provincia, Juncos figuraba en el listado de “Designaciones interinas” entre las que se destaca la de Liliana Josefa Juncos en el cargo de “Subdirector de Jurisdicción de Programas Especiales de la Secretaría de Derechos Humanos de la Provincia de Córdoba”.

El nombre de Juncos volvió a surgir ligado a sospechas de tráfico de drogas este domingo, cuando el programa ADN de Canal Diez emitió un informe en el que una vecina del barrio Müller, donde la ex legisladora tiene un comedor, señalaba que la madre de una niña que recientemente fue asesinada "vendía" para la ex legisladora.

El caso en cuestión es el de Danesa Carnero, de apenas 4 años, que murió ahorcada en un baldío vecino al comedor. Por este hecho, un niño de 14 años fue judicializado y según su abogado defensor, el ex candidato a legislador Aurelio García Elorrio, hay pistas de la venta de estupefacientes para analizar en la causa (ver La Justicia de Menores investiga a un joven por la muerte de la nena de 4 años 18/03/10 y Pista narco asoma tras el crimen de Danesa 5/04/10). La madre de Danesa negó la acusación, según publicó Día a Día.

Ayer, el periodista Juan Federico, de La Voz, y Tomás Méndez y Guiller Bahr, de ADN, denunciaron ante la Justicia amenazas vinculadas a la cobertura del crimen de Danesa (ver Investigan amenazas contra periodistas en Edición Impresa).










Fopea repudia amenazas a periodistas cordobeses


La entidad demanda una exhaustiva investigación.






El Foro de Periodismo Argentino (Fopea) repudió hoy las amenazas e intimidaciones sufridas por los periodistas cordobeses Juan Federico, Guillermo Bahr y Tomás Méndez, y reclamó a las autoridades locales protección para los colegas y sus familias, así como una exhaustiva investigación de los hechos.

Juan Federico, de La Voz del Interior; Tomás Méndez, conductor del programa periodístico ADN que se transmite por Canal 10, y su productor Guillermo Bahr, fueron amenazados directa o indirectamente el martes y miércoles pasado tras la publicación de informes periodísticos sobre la comercialización de drogas en barrio Müller de la ciudad de Córdoba.

El padre de Méndez fue abordado por dos hombres en el barrio de Nueva Córdoba, con un arma o un objeto de metal, quienes le dijeron que "No se habla más del tema, sino los vamos a hacer callar", según denunció el conductor. El productor del programa, Bahr, aseguró ante la Justicia que había recibido una llamada telefónica intimidante y que luego un hombre llegó a estar en el techo de su casa en la madrugada del miércoles y tuvo que llamar a la Policía. El cronista de este diario, Federico, recibió intimidaciones a partir de terceros.

"Fopea manifiesta su preocupación por la sucesión de amenazas y exige un rápido y efectivo esclarecimiento de las mismas, por considerar que la reiteración de este tipo de hechos pone en riesgo el ejercicio profesional y desalienta a medios y periodistas a investigar presuntos delitos vinculados al narcotráfico", señala en un comunicado la organización que nunclea a unos 300 periodistas de todo el país.










Este caso es de suma gravedad, el tema en cuestión, comienza el domingo pasado, salio al aire en el programa televisivo ADN, que se emite por Canal 10 de córdoba, cuando realizaron un informe, sobre la misteriosa y dudosa muerte de una nena de 4 años en barrio Muller de la ciudad de córdoba. La investigación periodística del programa ADN, se baso en dichos y testimonios de vecinos y familiares de la nena asesinada, grabados con camara oculta, que vinculaban la muerte de la nena, con un ajuste de cuenta por el tema del NARCOTRAFICO EN CÓRDOBA.

También, se vincula a una ex- legisladora de cordoba, Liliana Juncos del partido UNIÓN POR CÓRDOBA, que por los dichos de los testigos, descolgó a la nena de la pared del valdio, alterando totalmente la escena del crimen, tratando de borrar huellas del mismo. Junto a su hermana, dieron instrucciones a los familiares de la nena asesinada, a que TIRARAN LA DROGA en el inodoro, para limpiar toda pista del verdadero echo.

Espero que este tema sea tratado con total seriedad, ya que queda comprobado, la convivencia del narcotrafico , con el poder político, judicial y policial de córdoba.