Después de décadas de esfuerzos para crear una vacuna contra el sida, las autoridades sanitarias estadounidenses empiezan a ver "avances significativos" en este sentido, declaró a la AFP el director del Instituto de Enfermedades Infecciosas, Anthony Fauci.

Avances contra el SIDA

Anthony Fauci

"Hasta hace pocos años, a pesar de llevar buscando una vacuna durante un par de décadas sin éxito, no teníamos ni la más mínima idea de si estábamos en la dirección correcta", dijo Fauci a la AFP.

Pero dos avances científicos de gran importancia ocurridos en los últimos años generaron "un avance significativo en el desarrollo de la vacuna", consideró el director del Instituto Nacional para las Alergias y Enfermedades Infecciosas de Estados Unidos (NIAID).

El primero de estos avances significativos fue el ensayo clínico que se llevó el año pasado en Tailandia sobre un grupo de 16.000 personas.

"Los resultados mostraron un pequeño y modesto efecto positivo en la adquisición del sida, no suficientemente bueno para distribuir una vacuna pero lo suficientemente bueno para considerarlo un avance conceptual que al menos nos hizo pensar que la vacuna era posible", explicó Fauci.

El segundo avance se produjo la semana pasada cuando científicos del NIAID publicaron un artículo en la revista Science sobre investigaciones que contribuyeron a identificar anticuerpos en un individuo infectado por el sida que fueron utilizados para bloquear la enfermedad.

"Esto nos demuestra que puedes identificar una parte del virus que se puede utilizar como vacuna, porque sabemos que cuando los anticuerpos se relacionan con esa parte destruyen el virus", dijo.

La próxima etapa consistirá en tratar de inyectar esta parte del virus en un individuo para producir una respuesta inmunológica contra la infección, añadió Fauci durante la entrevista que se produjo previo a la Conferencia Internacional sobre el sida prevista en Viena.

Lo más probable es que la vacuna del sida tarde varios años en estar lista, lo que significa que entre tanto la lucha contra la enfermedad tendrá que seguir estando centrada en políticas de prevención como la distribución de preservativos y los tratamientos para bloquear la transmisión del sida entre la madre y el feto, consideró Fauci.