Proponen que discos de música cuesten menos de 2 dólares


El máximo responsable de la filial del Reino Unido del sello Warner Music durante 15 años, Rob Dickins, propone rebajar de forma radical el precio al que se comercializan los discos a sólo una libra por unidad (algo así como US$ 1,6).

La idea de Dickins persigue darle una batalla frontal a las descargas ilegales desde Internet e impulsar fuertemente las ventas de álbumes de música, aunque no ha sido muy bien recibido al interior de la industria.

Para nadie es un misterio que en la actualidad la comercialización de música en formato físico vive una profunda crisis, debido al auge de las descargas desde Internet (ya sea legales o ilegales) y cuyos formatos permiten que puedan ser reproducidas en prácticamente cualquier dispositivo.

El problema para las discográficas es que se están quedando solas a la hora de dar la pelea, ya no cuentan con el apoyo incondicional de los músicos (quienes ahora dan mayor importancia a las giras y presentaciones en vivo) y nunca han contado con el apoyo de la industria de la electrónica como para encontrar una solución en conjunto.

Según Dickins (quien tuvo a su cargo el lanzamiento de discos de REM, Madonna y Simply Red) los músicos más importantes podrían llegar a vender hasta 200 millones de copias de un disco a ese precio, frente a los 7 a 8 millones que alcanzan con los actuales precios.

Claro que la idea de Dickins no ha sido muy bien recibida al interior de la industria, donde ha sido calificada de ridícula. Incluso algunos han calificado a Dickins de aprovechador y oportunista, ya que habría hecho usufructo de una industria en una época en que los discos se comercializaban a precios mucho más elevados que los actuales.