Estudio Ana Maya (estafas por telefono y cartas documento)

Ana Maya, es hermana de Héctor ídem, un impresentable político que supo acompañar a diversos referentes políticos, más allá de cualquier ideología.
La mujer es abogada y creó el estudio de marras en 1993 (CUIT 30-70759046-3), siempre dedicado al cobro de deudas de diversa índole, jamás para aportar algo a la necesitada justicia argentina.
Según refiere en su propio sitio de Internet —se transcribe tal cual, con faltas de ortografía y todo—, el estudio “fué constituído por la suscripta en el año 1983 , aunando la experiencia recogida en el desempeño de las funciones como coordinadora de las gestiones de cobranzas judiciales de la Empresa PLAN ROMBO S.A., comercializadora de los contratos de ahorro previo de la marca Renault”.
Como se dijo anteriormente, las denuncias contra Maya se acumulan por docenas. Casi siempre es por el intento de cobrar deudas inexistentes por parte de su oficina. Un curro bastante redituable si se tiene en cuenta que gran parte de la población vive temerosa de tener problemas legales, por mínimos que sean, y se abocará a pagar el dinero que sea preciso con tal de no tener inconvenientes a futuro ni aparecer en bases de datos como Veraz.
No es complicado ubicar los señalamientos hechos contra ese estudio jurídico: basta poner en cualquier buscador “Ana Maya” para que aparezcan páginas y más páginas denunciando las atrocidades de esta gente.
Sin embargo, nada ocurrirá con esas denuncias, ya que, como se dijo, el hermano de la cuestionada abogada ostenta gran poder en el ámbito político y se encargará de mantener bajo resguardo las trapisondas de su familiar.
En fin, es lamentable que empresas de renombre confíen en este cuestionado estudio a la hora de cobrar sus deudas. Más temprano que tarde, las referidas denuncias terminarán siendo un búmeran que repercutirá en el prestigio de sus propias marcas.
Cuando ello ocurra, Maya ya no podrá responder… seguramente estará tras las rejas.


Y lo más importante,si llaman de la empresa Movistar,en la cual ahora "se ocupa de sus cobranzas extrajudiciales",no les den importancia ni develen sus datos personales ya que esta gente es estafadora, y no le tengan miedo a las cartitas que les puedan llegar a mandar como esta: estafas ,ya que no tiene ningún valor legal. Gracias