epespad

Fanatismo religioso, un problema social

Me he preguntado de tiempo acá, si es que la gente se está volviendo mas fanática religiosa o es que soy más susceptible a ser intolerante religioso.

Siempre la cuestión de tolerancia para con otras personas, tanto en su religión como en cualquier otro tipo de orientación, ha prevalecido en mí. Pero de tiempo acá, me he vuelto un poco más susceptible a la intolerancia fanática. Talvez el problema no solo radique en mí, sino también en la tozudez de otros.

Por ejemplo, cuando voy de la casa a la universidad (vale decir que utilizo transporte público), hay personas predicando la palabra de dios, personas escuchando en alta voz música cristiana (cuando en el bus está prohibido cualquier tipo de ruido que incomode a los demás usuarios), personas diciendo que me voy a ir al infierno si no las escucho…

Por mí, prefiero irme al infierno antes de seguir escuchando más a estos locos sin control; me pregunto por qué no escuchan música con audífonos hasta que se les rompan los tímpanos, porque no cogen en su casa, a puerta cerrada y gritan el nombre de dios hasta que se queden sin voz, porque no cogen a sus hijos y les dicen que se van a ir a los infiernos una y otra vez, y nos dejan a los demás en paz… de lo contrario creo que deberíamos crear centros de salud mental para estas personas, porque creo que esto ya se está convirtiendo en un problema social.


p. h donevshti.

3 comentarios - Fanatismo religioso, un problema social

vegetaroman
Pienso igual. No sé como todavía no haya al menos un sólo gobierno que prohiba cualquier credo teniendo en cuenta la cantidad de desastres que han provocado. O al menos , regular en parte las congregaciones religiosas