¿Es el viernes 13 de mala suerte?

en fin


En realidad la mala suerte es un concepto sin ningún fundamento más allá de la superstición. Pero, ¿por qué se relaciona esta fecha precisamente con supuestas circunstancias negativas? Tiene que ver con los Caballeros Templarios.


El viernes 13 de octubre de 1307, por orden de la Iglesia, fueron detenidos varios integrantes de esa orden. La Inquisición lanzó una persecución a los Caballeros por toda Europa y los detuvo de manera simultánea aquella noche. ¿La razón? Tenía información de que los templarios se reunían para organizar celebraciones paganas y practicar la herejía. Los que fueron apresados terminaron asesinados o quemados en la hoguera.

Eso dice una versión, pero la leyenda señala que ese día de 1307 el rey Felipe IV de Francia ordenó el arresto de Jacques DeMolay, un líder de los antiguos Caballeros Templarios. Enterado, DeMolay se presentó ante el soberano con la intención de dialogar, sin embargo fue apresado y torturado junto con su gente para que proporcionara información. Así, muchos de los Templarios fueron asesinados y DeMolay también fue ejecutado. Pero antes de morir, lanzó una maldición: el Papa y el rey Felipe morirían antes de cumplirse un año. Las circunstancias así se dieron y las palabras parecieron cumplirse. Desde entonces los seguidores de los Templarios proclamaron el viernes 13 como día maldito.



Desde esos tiempos (una superstición que ha atravesado varios siglos) se considera esta fecha como 'de mala suerte'. Además, el solo número 13 tiene ya un estigma derivado de coincidencias: los comensales en la Última Cena fueron 13; las leyendas nórdicas y la Cábala cuentan 13 espíritus malignos; el capítulo 13 del Apocalipsis corresponde al Anticristo y a la Bestia; en el Tarot, este número hace referencia a la muerte, y cuenta una leyenda escandinava que en una cena de dioses nórdicos llegó el dios de la mentira, Loki, que no había sido invitado, y fue el comensal 13, el cual durante el ágape persuadió al hermano del dios de la luz, la alegría y la reconciliación, Balder, a que le lanzara a éste un muérdago, que terminaría por causarle la muerte. De esta leyenda nació otro mito: si 13 personas se sientan en una mesa, una de ellas morirá. A la superstición relacionada con este número se le llama triscaidecafobia, o 'miedo irracional al número 13'. Y la específica para el viernes 13 es conocida como paraskavedekatriafobia, friggatriscaidecafobia o tocaidecamestafobia. La referente al martes 13 es denominada trezidavomartiofobia.

En cuanto al viernes, también tiene su propia carga: Jesús murió en día viernes.



Sin embargo, como se trata de supersticiones o creencias, el número 13 es de 'buena suerte' en Italia, curiosamente donde se encuentra el Vaticano, la sede de la Iglesia católica. En España, Grecia y países de América Latina, es el martes 13, y no el viernes 13, el que es considerado, entre quienes creen en ello, de mala suerte. Martes deriva del latín Martis, día consagrado a Marte, planeta que en la Edad Media era llamado 'el pequeño maléfico'. Según la mitología griega, Marte es el dios de la guerra, por lo que martes estaría regido por la destrucción, la sangre y la violencia. Por otra parte, la leyenda dice que un martes 13 se produjo la confusión de lenguas en la Torre de Babel...

En fin, cualquier día, no sólo martes 13 o viernes 13, si alguien se sugestiona con que ese día le va a ir 'mal', todo lo verá de esa manera y además distraerá sus capacidades sólo con esa idea.



si alguien se sugestiona con que