epespad

Beyond My Eyes Capitulo 13

¡Qué tal gente!, hoy les traigo un nuevo capítulo de mi historia, continuando con la saga "King City ", siendo la primera saga del remake, lo anterior por así decirse fue una saga introductoria. Sin mas, espero que les guste, si es así Por favor decime que te gusto, y si no fue de su agrado también haceme saber que es, así mejoro mi relato, lo valoraría mucho.

Aviso: El capitulo continua siguiendo del final del anterior.

Lista de usuarios que escriben al igual que yo, y que les recomiendo que lean.

NO TODAS SON KILLERS

@Edup_33/@-Mista - Jared The Killer: Reborn
@Darian_98cleo - Silver Claw
@ValiFakYu - Vali The Knight
@Elpranyan - BloodMoon
@Jesushola - Jesse Cold Heart
@Megaespia2000 - Todd Chronicles
@Agustinbonetti1 - Killer Prince
@BlackTheWritter - John Crimson Knight
@Ariel_Cs - El Violinista
@Riuken01 -Deadman Warriors
@LucianoDamelio - Derek The Next Zalgo
@Petacador - Kentt The Killer
@DaimonK_10 -The Risen
@Matiasoscuro - Soul In The Dark
@LcEntreprice - Lord Black The Black Knight



- ¡DEJA A MI AMIGO! - Gritó Peter, acompañando su grito con chorros de sangre.

Magnus al escuchar la palabra "amigo" abrió sus ojos en forma de sorpresa, decir eso no fue una buena idea...

-¿Amigo dices? - Preguntó Magnus.

Casi como un rayo se apareció delante de Peter, quien estaba tan herido que ni tuvo tiempo para intentar defenderse siquiera del derechazo en su estomago. Completamente vencido cayó de rodillas al suelo, sus brazos estaban completamente extendidos, una señal de que no intentaría golpear a Magnus, pues no le daría tiempo.

Un silencio de unos 5 segundos se hizo presente, este se disipó en el momento que se escucho como un brazo era partido como si se tratase de una rama de un árbol, al segundo un grito de agonía hizo eco en toda la zona de pelea. Los ojos de Jota se abrieron con desesperación, eso no podía ser bueno...

No, definitivamente no lo era, había pisado el brazo de Peter, mas o menos a la altura del codo, obviamente este se partió como si fuera una rama, fue tal la brutalidad con la que rompió su brazo que el hueso atravesó la piel, ya se harán una idea del dolor que estaba sintiendo Peter en ese momento, estaba siendo un dolor desgarrador.

Antes de que cayera al suelo por el dolor, levanto una vez mas su pie, el cual dirigió de forma veloz y concisa, aplastando nuevamente su brazo, aunque esta vez era su único brazo sano. El proceso se repitió, el brazo se quebró y el hueso atravesó, nada agradable, aunque los gritos ahora eran cinco veces mas fuertes.

Ahora si cayó de espaldas completamente destrozado, poco a poco, en base a sus otras heridas y a las nuevas que había recibido en sus brazos, formó un charco de sangre que rodeaba su cuerpo y daba a entender que su muerte estaba cerca... O tal vez ocurriría un milagro, como cada tanto ocurren...

- Antes de morir quiero que sepas que te agradezco el haberme dicho que eras el amigo de Jota, ahora se como quebrarlo aun mas - Acotó Magnus.

Tras decir eso comenzó a pisotear la herida del brazo derecho de Peter, quien atribuyó con mas gritos, cada vez mas fuertes. Sin piedad alguna siguió pisando, una, otra, otra, otra, otra, otra, otra, otra, otra, otra, otra, otra, otra, otra, otra y otra vez, sus músculos estallaron una, otra, otra, otra, otra, otra, otra, otra, otra, otra, otra y otra vez, chorros y chorros de sangre saltaron una, otra, otra, otra, otra, otra, otra, otra, otra, otra, otra, otra, otra y otra vez.

Tras todos esos pisotones su brazo quedo completamente destrozado, pues sus músculos quedaron sobresaliendo por su herida, aunque era todavía mas incomodo el hecho de que estaban junto al hueso que sobresalía por su piel, el cual por cierto al recibir todo eso solo sobresalió mas y mas, hasta el punto de provocar que aquel brazo solo colgara de un fino hilo de carne, el mas mínimo movimiento provocaría que este se cayera.

- Esto es tan... hermoso... - Murmuro Magnus.

Tras decir eso no esperó ni una respuesta, comenzó a pisotear el otro brazo. El asqueroso sonido de sus pies impactando contra la masa viscosa y sangrienta de músculos era completamente repugnante y a tal repulsión se le agregaba un toque de incomodidad debido a los gritos que solo empeoraban la situación.

Jota quien observaba con horror la escena, estaba haciendo su mayor esfuerzo para reponerse y ayudar a su compañero, pero era inutil, estaba completamente herido, su cuerpo le dolía a horrores, simplemente no se podía poner de pie. Su impotencia era inmensa...

La risa de Magnus era digna de un enfermo, no como la de Jack, pero completamente enfermiza. Tras unos 4 minutos, en los que aplasto por completo aquel brazo, se detuvo. La situación no se podría decir si era igual o peor que su otro brazo, simplemente era difícil de comparar cual se veía mas repulsivo y doloroso.

Pues ambos tenían sus músculos sobresaliendo por sus heridas, como si fuesen carne picada, los 2 colgaban de un hilo de carne y por supuesto, tenían su puto humero atravesándolos, cosa que era mucho mas grande que una aguja y que por si no fuera poco por su tamaño, no se incertó de la forma mas delicada posible, sino que de un pisotón completamente despreciable.


Sin decir nada, Magnus tomó de los hombros a Peter y lo levante de forma abrupta. Al ser levantado de esta forma comenzó a dar gritos de desesperación, pues sus brazos comenzaron a despegarse de su cuerpo como si fuera el queso de una pizza cuando esta es cortada, pues era algo similar, pero era desagradable el hecho de como caían chorros y chorros de sangre, junto a diferentes partes de la anatomía de aquel hombre.

Al final, sus brazos se separaron por completo, dejandole unos agujeros como si fueran unos catalejos, aunque de estos agujeros como yo se menciono, caían cantidades exageradas de sangre. Ignorando esa repugnante escena, Magnus, puso de rodillas a su victima, quien estaba completamente vencido, pues con sus brazos poco podía hacer, sin ellos aun menos...

Sin anunciar lo que iba a realizar, coloco sus dos manos en los costados de su cabeza. Acto seguido comenzó a apretarla, mientras realizaba una expresión de esfuerzo, Peter lanzó un nuevo grito de agonía, aunque este no era tan fuerte como los anteriores, pues el dolor no era tan inmenso, esto Magnus lo notó.

- ¿Quien te dio el permiso de gritar con menos fuerza? - Preguntó, era realmente odioso.

Ni bien terminó sus palabras acercó sus dedos pulgares hacia los ojos de su enemigo, acto seguido los empujo con furia. Ahora si el grito era aterrador, probablemente mas fuerte que los anteriores, pues era una sensación horrible, sus ojos primero se hundieron lentamente, como si retrocedieran en su lugar, luego pudo escuchar en su interior como estallaban como si fueran unos focos de luz, provocando que un chorro de sangre sobresalga por cada cuenca, manchando aun mas los brazos de Magnus.

Aun sin retirar sus pulgares del interior de su enemigo, aumento la intensidad con la que apretaba el cráneo de Peter, comenzando a aplastar su cabeza como si fuese una lata de gaseosa. En este punto Peter ya no sentía nada, bueno, si, sentía que se iba a morir, lo sabía a la perfección, no podía ver nada, podía notar como los dedos de Magnus aun seguían en su interior, ya ni escuchaba sus propios alaridos, pues con la fricción por lo visto había destruido sus tímpanos, lo sabía porque de sus oídos también caía sangre.

Intentó levantar lo que quedaban de sus brazos, era en vano, por el dolor y por el agotamiento ya no era capaz de moverse. Dándose cuenta de esto intentó mover su boca listo para decir sus ultimas palabras...

- Jo-jota... - Murmuro.

Lo siguiente que se pudo apreciar fue como un chorro, no, como litros y litros de sangre mezclados con sesos y pedazos de cráneo, incluso la parte superior de su mandíbula, salían despedidos por todos lados, llegando incluso a manchar a algunos de los presentes en aquella habitación que se encontraban un poco cerca.

Por ultimo, se escucho como se desplomaba un cuerpo, el cuerpo de Peter, quien al caer también siguió desparramando sangre, pedazos de cráneo, la otra mitad de su mandíbula y muchos, muchísimos sesos. A tan solo centímetros del cadáver se encontraba Magnus, quien obviamente se encontraba bañado en caldo humano, el cual le escurría por entre los dedos, aportando mas color rojo a todo el escenario.

- Patético - Dijo mientras sacudía sus manos.



Capitulo 13

El mundo criminal


Absolutamente todos habían quedado impactados por ver morir a un aliado. Si, todos habían visto la muerte de un ser querido, pero esto era completamente diferente, pues les demostraba que aun teniendo una fuerza superior a la de un humano promedio podían ser asesinados, no eran inmortales, eran simples humanos.

El único que se encontraba de pie era Jota, aun que tenía un brazo roto, si nada pudo hacer con sus dos brazos, nada va a poder hacer con uno solo. Ahora solo mantenía su cabeza gacha, ignorando por completo el hecho de que Magnus clavaba sus ojos en el, lo miraba con desprecio, aunque lo disimulaba muy bien con una sonrisa completamente gozadora, disfrutaba ver su sufrimiento.

- Debe ser muy doloroso el hecho de que muera un amigo por tus errores, ¿verdad Jota? - Preguntó.

Jota al escuchar esto levantó su cabeza de forma abrupta, de sus ojos caían lagrimas, pero no eran lagrimas de completa tristeza, no, se podía notar una furia inmensa, una furia que su rostro encarnaba de forma imponente, quería sangre, quería venganza y haría lo que fuera por ella, aunque se tenga que romper otro brazo.

Con su brazo sano sacó un mazo entero de cartas, las cuales dividió a la mitad tomándolas en cada mano, se notaba que el simple hecho de tomar esa cantidad de cartas le causaba un dolor horrible en su mano rota, pero su furia le impedía detenerse, atacaría aun si su brazo se cayera, eso ya se había firmado.

Su aura rojiza comenzó a incrementarse mas y mas, parecía como si fuese a estallar. Por el color de su aura parecía un volcán a punto de hacer erupción. Magnus, al no ser un poseedor de energía no podía notar el aura, pero sentía una presencia incomoda, no lo asustaba, pero no le permitía moverse, como si el impacto por esa sensación extraña simplemente lo paralizara.

Jota llevo sus manos hacia abajo, al igual que su cuerpo, quedando en una posición encorvada, un destello de aura rojo se intensifico sobre sus manos y sus cartas, una vez mas utilizaría su ataque especial, pero esta vez iba a ser 10 veces mas fuerte, aun teniendo su mano rota.

- ¡Rooyaaaaal - Comenzó

Al decir eso puso recto su cuerpo.

- FLUSH! - Concretó

Al terminar de mencionar su técnica, comenzó a lanzar sus cartas como si fuera una metralleta. Carta tras carta se clavaba firmemente en el pecho de Magnus, todas iban dirigidas hacia su pecho, el cual no solo recibía los cortes, sino que estas se quedaban clavadas en el. Esto poco a poco le causaba un poco de dolor, aunque lo que seguía sería aun mas doloroso.

- ¡ESTALLEN! - Gritó Jota, lleno de ira.

Tras decir eso las 40 cartas explotaron junto con Magnus, levantando consigo una explosión monumental que levanto un espeso humo rojizo por toda la arena de combate. Absolutamente nadie podía ver lo que estaba sucediendo, ¿Magnus habría muerto?, era una duda que todos se hacían y que todos rezaban porque fuera real.

Tuvieron que pasar 10 minutos para que el humo se disipara por completo de todo el escenario. La escena era simplemente inesperada y desesperante, pues Magnus había sido herido, su pecho estaba con una herida muy considerable, se podía decir que toda su piel se había hecho un agujero que comenzaba desde su pectoral hasta su ombligo, pero no había llegado a atravesar todo su cuerpo ni destruir algún órgano.

¿Que era lo inesperado? Que estaba junto a Jota.

¿Que era lo desesperante? Lo estaba tomando firmemente de sus brazos.

Ahora sin sus gafas, el rey de la ciudad miraba fijamente el rostro de Jota, quien seguía con su mueca de odio, aunque tenía cierta mueca de dolor, pues estaban tomando su brazo quebrado con una fuerza inhumana. Magnus se veía furioso, ahora si no mostraba una expresión de imparcialidad, estaba furioso.

- ¡Destruiste mis gafas!, ¡TE ATREVISTE A DESTRUIR MIS GAFAS! - Gritó lleno de furia.

Tras ese ultimo grito apretó aun mas fuerte los brazos de su enemigo, quien dio un grito desesperante, a este paso le iba a romper su otro brazo.

- ¡AHORA YO TE DESTRUIRÉ POR COMPLETO TUS BRAZOS! -

Ni bien terminó sus palabras, Jota abrió sus ojos al máximo, todo por ese momento en el que tiro sus brazos hacia adelante, sacandole su hombro de lugar al mismo tiempo, trayendo consigo un dolor indescriptible, lo único que podía hacer era gritar una vez mas.

Pero eso no era todo, con sus brazos completamente dislocados y destruidos, los levanto de forma abrupta, como si se tratase de un mantel sucio, fue tan similar a aquel movimiento que aquellas extremidades sin sostén se podrían llegar a confundir con unos sucios manteles, era completamente desagradable toda la escena.

Seguido a eso, Magnus tomo su mano izquierda, es decir, la única que aun no había roto, acto seguido la flexiono de una forma completamente exagerada hasta escuchar el sonido de como se quebraba... no, no se había quebrado, definitivamente había partido su muñeca, ¿el dolor?, incremento por 100. Aun después de haberle hecho añicos su muñeca, no se encontraba conforme, pues siguió flexionando la destruida muñeca, la flexiono hasta el punto que su destrozado hueso sobresalió por la piel de Jota, quien daba alaridos de dolor en sincronización a que la sangre de su nueva herida comenzaba a brotar.

Por ultimo, volvió a colocar sus manos en cada brazo de Jota, solo para girarlos de forma abrupta, es decir, le dio vuelta todo. Sus manos pasaron a estar al revés, de una forma completamente grotesca, ya que donde se suponía que tenían que estar sus nudillos estaba su palma, lo mismo sucedía con su codo, que ahora apuntaba hacia el techo y no hacía el suelo.

Eso fue todo para Jota, acababa de perder sus brazos. Magnus conforme con esto, soltó sus extremidades, acto seguido cayó de rodillas al suelo. Estaba en shock, ver morir a un amigo y no sentir sus brazos acababan de quebrar su mente, estaba debilitado.

Magnus, quien ya parecía mas calmado, lo miraba con una expresión completamente fría.

haytham

- Buenas noches - Dijo.

Tras eso le dio un rodillazo brutal en la nariz, que, la rompió por completo y de esta cayó un gran chorro de sangre, seguido a eso cayó de espaldas completamente inconsciente. Al caer Jota, Magnus observo al resto de sus enemigos, quienes yacían en el suelo, todos completamente adoloridos y sin fuerza alguna.

- Aten a estos idiotas, al cadáver tírenlo al pozo - Dijo Magnus, como si llamara a alguien.

Detrás de una de las tantas puertas que tenía la fabrica salieron unos cuantos hombres, claramente eran lacayos de Magnus, dado que comenzaron a seguir sus ordenes, tomando a todos y llevándolos a un lugar en concreto, bueno, no a todos, pues en un determinado pasillo, separaron a los que aun seguían vivos de Peter, este ultimo sería llevado a otro lado, probablemente por su estado.

Pero ya no era importante lo que sucediera con el, al fin y al cabo solo era un cadáver, lo que antes era ya no importaba, ahora había centrarse en los que aun tenían posibilidades de sobrevivir, pocas, dado su estado, pero aun tenían alguna posibilidad.

Su viaje en brazos de los lacayos de Magnus terminó en el momento que entraron a una habitación muy oscura, allí los sentaron a los 4 en forma horizontal, uno al lado del otro. Al sentarlos colocaron sus brazos hacia atrás, en la perfecta posición para atarlos, pero la consistencia no era de una soga, no, eran cadenas. Magnus sabía perfectamente que alguno de estos tipos podrían romper unas sogas como si nada, así que probablemente por eso habría optado por cadenas, era un movimiento astuto.

Hay que aclarar que el único que no se encontraba consciente era Jota, dado al rodillazo que había recibido hace poco tiempo, el resto estaban despiertos, completamente adoloridos, pero despiertos al fin y al cabo. No lograban comprender la situación.

- ¿Como puede ser que ese tipo nos derroto?, ¡el no poseía energía! - Abrió la charla Haytham.

- Si, si la tenía, ninguna persona por mas fuerza física que tenga puede detener unas balas con su brazo - Contestó Adrian.

- ¿Eso quiere decir que puede ocultar el hecho que usa energía? - Preguntó Andrew.

- Tal vez, o tal vez contiene energía sin darse cuenta de ella, eso es mas probable, dudo que una persona que abusa de la fuera física contenga su energía - Respondió nuevamente Adrian.

Andrew apoyó su cabeza sobre el respaldo de la silla, allí suspiro unos cuantos segundos, hasta que pareció darse cuenta de algo, levantando su cabeza abruptamente, como si fuera a decir algo.

- ¿Eso quiere decir que Magnus complemento su falta de energía con su increíble fuerza física? - Acotó

- Probablemente, si realmente usara energía con unos pocos ataques ya nos habría matado - Dijo Adrian.

- De todas formas esta herido, el corte que le hice en la espalda y la técnica esa que utilizó Jota lo toco mas de lo que parece - Resaltó Haytham.

Adrian negó con la cabeza.

- Si, muy interesantes sus heridas, pero si alguien quedó completamente vulnerable tras esta ultima pelea fuimos nosotros -

- Tal vez, pero ahora ya sabemos su forma de pelear, si nos da el tiempo para recuperarnos, en una segunda pelea lo asesinaremos - Dijo Haytham.

- ¿Y como vamos a soltarnos de unas cadenas? - Preguntó Andrew.

Haytham se quedó en silencio, era una buena pregunta, pero... si un ciego puede ver desde cualquier perspectiva, ¿por qué no podrían destruir unas cadenas de alguna forma?... eso es demasiado esperanzador y el panorama justamente indica todo lo contrario...

- Tengo una idea para sacarme las cadenas de encima, pero es arriesgada y dudo que pueda funcionar - Dijo de forma cautelosa Haytham.

- ¿Y que esperas para intentarlo? - Preguntó ahora Adrian.

- Esperaba que alguno de ustedes tenga una mejor idea... -

- No, no la tenemos, solo dependemos de tu idea -

Haytham suspiro.

- Bueno... Marcus en mis entrenamientos me explico que el aura de cada usuario se mimetiza con la personalidad de este, es decir, puede tomar una característica especial de cada persona - Explicó Haytham.

- ¿Y eso en que nos va a ayudar para escapar? - Preguntó Andrew.

- Bueno, Marcus me explico que al tomar una personalidad un tanto desconfiada y vengativa mi aura tomó residuos venenosos, eso a su vez explica que tome un color negro y que a su vez de un mal augurio - Contestó el encapuchado.

- ¿O sea? - Trató de proseguir la charla White.

- Que si yo uso en exceso mi aura tal vez logre pudrir mis cadenas y suponiendo que Mangus desconoce el aura no se dará cuenta hasta el momento que ya los haya liberado -

Se hizo un silencio de unos cuantos segundos, los 3 estaban meditando el plan.

- Aun no se me ocurre nada, ¿y tu Adrian? - Preguntó Andrew.

El hombre del brazo de metal negó con la cabeza.

- Bueno, Haytham, tendremos que seguir tu plan -

El encapuchado afirmo con la cabeza, acto seguido respiro profundamente, solo para terminar liberando su aura, ese aura negra que era tan desagradable, pues se notaba dado la expresión de Andrew, era la primera vez que sentía el aura de Haytham.

Esa sensación de tristeza... muerte... venganza... lo podía notar cualquiera, Adrian no se veía afectado por ella, pero el mas joven del grupo si lo sentía, de todas formas no decía nada, tarde o temprano se acostumbraría.

De todas formas sería un movimiento que les llevaría tiempo, pues como el mismo Haytham lo había indicado no es que su aura sea venenosa como tal, sino que contiene residuos de veneno, tardaría por lo menos 3 horas en derretir el duro acero y ese era su temor, no sabían cuanto tiempo tenían, tal vez en 2 horas estarían muertos.

Pasó una hora donde el procedimiento no se había detenido, claramente no se podía detener, era un agotamiento necesario, aunque en el momento que sus cadenas se caigan si tomaba un pequeño respiro estaría como nuevo... o algo así.

Nadie decía ni una sola palabra, pues no querían desconcentrar al encapuchado, no se podían dar ese lujo. Mantenían la calma, esperando pacientemente su liberación. Esa calma se vio invadida en el momento que la puerta de la habitación se abrió, trayendo consigo un destello de luz, del cual aparecieron 3 hombres, uno cargaba una pequeña mesa, el otro una silla, no una silla común, sino una de una madera que a simple vista se podía notar que era refinada y el ultimo traía un juego de ajedrez.

Detrás de ellos, apareció Magnus, quien ahora no tenía sus gafas y todo su torso estaba vendado. Entró con un paso imponente, observando a sus enemigos, quienes a su vez lo miraban con desprecio, tenían unas inmensas ganas de hacerlo pedazos. Sus corazones se paralizaron en el momento que Magnus se paró delante de Haytham, mirándolo fijamente al rostro, con esa expresión tan frívola.

- "Maldita sea, nos descubrió" - Pensó Haytham, quien de todas formas no ocultaba su aura.

- ¿Como demonios puedes ver si no tienes ojos? - Preguntó Magnus.

Sus corazones volvieron a latir al escuchar esa pregunta tan trivial, resaltando que no era capaz de observar el aura de Haytham.

De todas formas, tenían que parecer lo mas normales posibles, sino podría sospechar.

- ¿Decirte mi secreto para que te fortalezcas mas?, púdrete - Contestó Haytham.

A Magnus no le gustó esta respuesta, a lo que respondido con un cachetazo invertido en el rostro de Haytham. Casi pierde la concentración pero para su suerte eso no sucedió, su aura seguía radiante.

- Los estúpidos como tú solo merecen los golpes que reciben las putas - Dijo muy furioso.

Al decir eso se dio la vuelta.

- Oh, hablando de putas... muy triste lo de tu hermana, eh - Agregó.

Esas palabras hicieron eco en Haytham, quien en el momento que escucho eso incremento su aura de forma brutal, ahora estaba furioso, eso iba a ser malo para Magnus.

- ¡Vuelve a mencionar algo de mi hermana y créeme que te haré pedazos! -

- Oh, deberías "observar" tu situación Mr. Black, tu eres el que esta atado, no yo -

- Créeme que sobreviví a cosas peores que a una atadura de cadenas, si me llego a liberar vas a lamentar haberla insultado -

Esas palabras iban en serio, de hecho, ya las estaría lamentando, el haber aumentado el aura de Haytham solo aceleraba su veneno, pudriendo mas rápido las cadenas, una provocación que podría salvarles la vida...

- Si usted lo dice -

Magnus le indico a sus seguidores que se retiren, bueno, a todos menos a uno que se paró detras de sus rehenes, se ve que quería perder el tiempo con ellos. El mafioso se sentó en su silla, delante de la mesa que tenía el juego de ajedrez, encorvó un poco su postura y miró a sus rehenes.

- ¿Quien jugara conmigo? - Preguntó.

Nadie contestó, pues, a Adrian le desagradaba la idea de intercambiar miradas con ese tipo, no era alguien con una personalidad que lo dejara jugar a algo con el tipo que lo pudo haber matado. Haytham por su lado estaba mas concentrado en liquidarlo mas que tener una "amistosa" partida de ajedrez. Jota... bueno, mejor hablemos de Andrew, no quería hacerlo, pero sabía que sus compañeros no se podrían contener, estaban furiosos, el aun lograba contener su enojo.

- Yo lo haré - Se ofreció.

- Oh, joven pero sabio, muy bien Mr Payne, déjalo libre, no intentara nada -

Su lacayo se acercó hacia las cadenas de Andrew, las cuales saco de sus manos, acto seguido puso su palma sobre la espalda del joven, obligandolo a que se acerque hacia su jefe. Andrew solo hizo eso, acercó la silla en la que ya estuvo sentado toda una hora y la coloco delante de la mesa, quedando cara a cara de su enemigo.

Tras eso se sentó en ella. Ignorando a Magnus, observó las piezas de ajedrez.

- ¿Sabes jugar? - Preguntó Magnus.

El joven solo asintio con la cabeza. Magnus a ser las piezas blancas fue el primero en comenzar, moviendo 2 casillas el peón que cubría su torre izquierda. Andrew lo siguió, moviendo el mismo peón, pero solo una casilla.

Magnus llevó su mano hacia su mentón, pensando su siguiente movimiento.

- ¿Saben?, el ajedrez es un juego que me hace sentir muy identificado - Murmuro.

Al decir eso, movió una casilla hacia adelante el mismo peón de antes. Andrew respondió a esto moviendo hacía adelante 1 casilla el peón que cubría uno de sus caballos. Al ver este movimiento, el mafioso suspiro.

- Es tan placentero saber que todas estas piezas morirían por su rey -

Al decir eso, movió un nuevo peón, esta vez el que protegía a su alfil, solo un casillero. Andrew comenzó a pensar su siguiente movimiento.

- ¿Pensaron que en este juego te pueden matar a todo tu ejercito, pero si tu rey mata al rey contrario por mas ejercito que le quede ganarías tu? -

Ciertamente, era un juego donde realmente importaba una pieza, aunque nadie entendía a que quería llegar con eso. Andrew solo movió un nuevo peón, el mismo con el que había realizado su primer movimiento, es decir solo lo pudo mover hacia adelante.

- A lo que voy, es que mi vida es como un juego de ajedrez, ¿entienden? - Dijo mientras movía su torre hasta quedar detrás de su peón.

Andrew solo pensaba que debería hacer.

- Todos estos hombres van a morir, pero morirán por mi causa, la causa de su rey, quien es el que al final matara al rey contrario y dará origen a un mundo donde no importa si eres un caballo o un peón, si estas de mi lado triunfaras -

- ¿¡De que mierda estas hablando!? - Gritó Adrian, metiéndose en la charla.

- Oh, Mr White, me alegra que abra una charla, pensaba que estaba hablando solo -

- ¿Reyes, peones, caballos?, ¿eres estúpido o qué? - Preguntó, sonaba molesto.

- Para nada, es obvio que no vivimos en una época medieval, pero piénsalo, mi panorama es idéntico al de un juego de ajedrez -

- No te entiendo, ¿luchas por una corona? -

Magnus lanzó una risa un tanto forzada.

- Que tonto, debería contarles mi... "ideal" para que entiendan mi punto -

Se detuvo un segundo, mientras esta discusión se daba, el juego continuaba, pero siendo sinceros a nadie le interesa ver a 2 tipos como juegan exactamente al ajedrez...

- Cuando era un niño, admiraba a mi padre, un jefe de la mafia como yo, todos lo respetaban y nadie discutía sus ordenes, pero si algo caracterizaba a mi padre era el respeto que tenía hacia sus hombres -

Se detuvo una vez mas, nuevamente para pensar su siguiente movimiento. Aunque una vez mas, con su mano derecha tomando su mentón, respondió.

- Mi padre respetaba a todos sus seguidores y ellos lo respetaban a el, dando lugar a un ideal en el que todos coincidían -

Movió una nueva pieza.

- ¿Que estúpido ideal es ese? - Preguntó Adrian.

- "Un mundo para criminales" -

Nadie respondió a eso, simplemente se hizo un silencio. Tal vez porque parecía una idea ridícula o tal vez porque cuestionar el ideal de su todo querido padre podía ser una sentencia de muerte, lo mejor era dejar que continué con su relato y que sea feliz, la tristeza se la podrían dar luego.

Aun sin que nadie dijera nada, Magnus sonrió de forma forzada.

- Se lo que piensan, una idea ridícula, patética, pero... ¿por qué no?, desde los inicios siempre la gente común caminaba en las calles completamente aterrorizados, pensando "espero que hoy no me roben", esto puede cambiar, ya no habrá miedo a los asaltos, a los crímenes, porque solo vivirán los delincuentes, quienes mas sufren -

- ¿Que solo vivan los delincuentes?, ¿los que mas sufren?, ¿estas insinuando cometer un genocidio con gente inocente solo por unos patéticos criminales?, das asco -

Magnus dio una pequeña carcajada, sobre eso, movió una nueva pieza.

- ¿Por qué no?, toda la gente que roba lo hace por el sufrimiento de no tener nada y envidiar a la gente con riqueza que lo tiene todo, ¿por qué no invertir los roles? -

Jota, quien había permanecido inconsciente, había despertado hace unos 10 minutos, por lo cual había escuchado todo, aunque se mantenía en silencio dado el golpe anímico de haber perdido a su amigo. Con esto ultimo, estallo.

- ¡Por que solo sigues el ideal de tu padre y no es lo que crees, solo te haces creer eso, pero no te importan! - Gritó furioso.

- Oh, miren quien despertó, el ahora manco. ¿En que te basas para decir que mis hombres no me importan? -

Jota sacó una sonrisa, no una de felicidad, claramente no, se podía notar cierta impotencia u odio en ella.

- El hombre que mataste hace una hora, tu lo enviaste a que me mate, ¿donde esta ahora?, ¡eres un maldito hipócrita! -

Magnus se quedó en silencio unos segundos. Movió una nueva pieza y ahora si, lanzo una carcajada medianamente larga.

- Por eso digo que lo comparo con un juego de ajedrez, jajaja, eres idiota hasta para dar argumentos, Peter estuvo en mi ejercito, estuvo en los blancos, pero se paso a los negros, al rey negro, es un traidor -

Una vez mas se detuvo, todo para mover una nueva pieza. El juego estaba muy avanzado, en pocos movimientos terminaría y todo parecía que la victoria se la llevaría Magnus.

- En fin, al pasarse a los negros el no estaría dentro de mi mundo ideal, el podría morir, mis peones, mis torres, mis caballos, todos podrán disfrutar la victoria de su rey, pero solo los que vistan de blanco, los derrotados, tragaran su sangre y vivirán en la agonía -

Jota se quedó en silencio, si respondiera podría causarle mas problemas al grupo en si y no es que le faltaran.

- ¿Ahora entienden por qué el ajedrez representa mi vida?, el rey triunfa, sus seguidores triunfan, ¿el resto?, solo son enemigos derrotados -

Nadie hizo ningún comentario. Pasaron aproximadamente unos 15 minutos, llegando a los 40 minutos en el juego. Andrew estaba completamente acorralado, pues le quedarían 4 o 5 piezas, mientras que a Magnus le quedaban por lo menos unas 12 o 13, de las cuales mas de la mitad estaban cerca del rey enemigo.

Magnus movió su torre, quien quedó de cara al rey.

- Jaque al rey - Dijo Magnus

Andrew, quien estaba obligado a mover a su rey, lo desplazó hacía su casilla derecha. Magnus continuo con el juego, moviendo a su reina, quien rodeo el costado izquierdo del rey.

- Jaque al Rey - Insistió una vez mas.

Nuevamente acorralado, el joven dirigió a su rey una casilla hacia adelante. Magnus respondió moviendo a su alfil en forma diagonal, quedando una vez mas a un movimiento de su rey.

- Jaque al rey -

Un ultimo intento desesperado se dio por parte de Andrew, quien casi sin pensar, desplazó su pieza hacia su izquierda. Esto quedo en la posición perfecta para que Magnus utilice uno de sus caballos y ahora si.

- Jaque mate - Concretó

Pues así era, no podía retroceder, ni avanzar, ni moverse hacia sus costados, estaba completamente acorralado, haga lo que haga terminaría con su derrota. Magnus, como en su pelea, había triunfado. En forma egocéntrica, con su dedo indice tiró el rey de Andrew, quien solo observaba todo en silencio.

- Fue una buena partida, me divertí bastante, lastima que los tenga que matar -

La atmosfera del lugar se puso completamente tensa, Haytham aun no terminaba, su aura era completamente explosiva y probablemente en pocos minutos podría pudrir por completo las cadenas, pero de nada serviría si los mataba en este mismo instante.

- Encárgate de atar al señor Payne y de sacar de sus asientos al resto, es hora de conocer el pozo - Dijo Magnus, dirigiéndose hacia su subordinado.

Su lacayo obedeció, pues en 5 minutos ya estaban todos de pie y completamente encadenados. ¿Que sucedió en el momento que los tuvieron que desatar para que levanten?, bueno, el grupo no ataco porque todos llegaron a la conclusion que atacar a Magnus en ese momento era una estupidez, pues el lo estaría esperando y serian abatidos en cuestión de segundos, sería mejor esperar a que Haytham logré su plan.

- Caminen, inútiles - Acotó Magnus

Nadie dijo nada sobre eso, solo obedecieron. Rápidamente salieron de la habitación en la que habían estado por casi 2 horas, solo para dar con un largo pasillo. Mientras recorrían el largo pasillo el silencio dominaba, para su suerte, aun no habían notado el aura de Haytham, este ultimo se notaba ansioso, sin abandonar su concentración no apartaba su "vista" de Magnus.

Lo quería destrozar, había tocado su orgullo de dos formas y eso no se lo iba a perdonar. Ya podía sentir como sus cadenas estaban con una estructura frágil, síntoma de que estaba pudriéndose, Haytham al notar esto sacó una sonrisa completamente enfermiza. Para su mala suerte, Magnus llegó a notar esto.

- ¿Que te alegra tanto, ciego?, ¿saber que vas a morir? - Preguntó.

- ¿Morir?, ja, ¿realmente crees que alguien que cree ser un rey puede matarme a mi? - Contestó.

Al oír esa respuesta se detuvo, provocando que todos dejen de caminar, pues seguían los pasos de Magnus. Este ultimo caminó hacía Haytham, hasta el punto de pararse cara a cara con el, lo miraba fijamente al rostro, ¿acaso lo mataría?. Haytham no le temía, no, no sabía si lo iba a matar o no, pero no le daba miedo.

Es difícil de explicar, no es que Haytham pensara que era alguien débil, pero simplemente su imagen no le daba miedo, ni siquiera lo intimidaba, mierda, había estado adelante de alguien que tan solo con su sonrisa te hacía mearte en sus pantalones, ¿por que lo asustaría alguien de 2 metros con delirios de grandeza?

Un cachetazo. Eso fue lo que hizo.

- Cada vez que respondas de esa forma recibirás un cachetazo, así aprenderás que ahora solo estas al nivel de una puta - Exclamó Magnus, su tono sonaba como molesto.

Sin decir nada mas, continuo con su camino, todos lo siguieron sin reprochar nada.

Caminaron por 15 minutos por el largo pasillo, realmente podrían haber sido menos, pero Magnus caminaba a un paso completamente lento, como si disfrutara la lentitud con las que hacia las cosas. Pero como se menciono, terminaron tal caminata, todo para estar frente a una gran puerta de metal, la cual el propio Magnus abrió con una sola mano.

Al abrirse por completo se mostró una zona de trabajo de la fabrica, no era como en la que habían peleado anteriormente, pues en esta si habían cajas y otras herramientas que normalmente se encontrarían en una fabrica. Pero esto no era lo que hacia diferencia con la zona anterior, no, pues casi en el centro de ese gran espacio había una gran caldera de unos 10 metros de largo y 25 de ancho.

La parte superior de esta gran caldera estaba descubierta, de allí se podía ver un verde fosforescente que prácticamente iluminaba todo el lugar, ¿que era eso?, bueno... ¿como se explica que esa caldera estaba llena de residuos químicos que podrían matarte con solo acercarte?, oh, así.

- Les presento "El pozo" - Dijo Magnus, mientras extendía sus dos brazos.

Todos estaban impactados, ¿esa era la forma en la que Magnus los mataría?, ¿ahogándolos en desechos radioactivos?, si que estaba furioso.

- Ya tuvimos suficientes rodeos, ¿quien quiere ser el primero? - Preguntó, casi sonaba emocionado.

Nadie respondió, solo tenían su cabeza gacha, nadie sería tan estúpido como para ofrecerse a morir, el sacrificio heroico en otros universos se podría llegar a dar, pero esta claro que con estos enfermos no es una opción posible...

- ¿Que tal tu, Jota?, ¿no quieres acompañar a tu "amigo? -

Al decir eso largo una carcajada, estaba gozando estos momentos de poder.

- ¿O tu, Haytham?, tal vez los desechos te planten unos nuevos ojos y en 9 meses nacerán, prueba suerte -

Jota se dio cuenta de algo, algo de las palabras de Magnus.

- Espera... ¿dijiste acompañar a mi amigo? - Preguntó Jota.

- Si, eso dije -

- ¿Estas diciendo que metiste a Peter en esa porquería? -

- Oh, gracias por aclarar lo que ya estaba obvio, seguro por eso te rompí tus brazos -

La cara de Jota solo mostraba mas odio, no solo había matado a su amigo, si no que había hecho lo que quería con su cadáver, eso era un insulto a la muerte misma. Pero no solo eso lo enojaba, el simple hecho de no poder pelear por su condición actual le generaba una impotencia gigante, quería vengar a su amigo, quería recuperar su orgullo...

- Oh, ¿tengo que elegir? - Preguntó.

- No, no hace falta - Contestó Haytham.

- ¡Tu! -

Magnus se había dado cuenta, pero era tarde.

Haytham, quien tenía sus brazos extendidos, los llevo hacía cada costado, provocando que la cadena se haga mil pedazos. Lo siguiente que iba a hacer, tenía que ser rápido, pues tenía dos guardias de Magnus, los tenía que dejar fuera de combate para que todo marche a la perfección.

El primero de los dos se acercó hacia Haytham, irónicamente llevaba las dagas de Haytham en sus manos y con esta intentó apuñalarlo. El encapuchado sonrió completamente confiado, pues le daba gracia el hecho de que lo atacaran con sus propias dagas y mas la poca elegancia e inexperiencia con las que las usaba, podía encontrar una cantidad increíble de huecos con los que contraatacar.

Pero no iba a hacer algo espectacular, no era hora de lucirse, era hora de ser concretos. La primera mano que llego hacia Haytham fue la derecha, lo que hizo para contrarrestar eso fue tomarlo de su muñeca con una sola mano, solo para que después, al esperar el siguiente navajazo, desplazo la mano del lacayo hasta que el filo de la daga quede en forma recta, tras eso, el metal de cada daga impacto entre si.

Al chocar acerco con acero, el sujeto que tomaba las dagas generaría un ligero retroceso, el cual Haytham utilizaría para robar una de sus dagas y acto seguido clavarla no una, si no que 4 veces en el abdomen de su agresor. Al ser apuñalado, una gran cantidad de sangre comenzó a fluir de su herida al mismo tiempo que que caía de espaldas al suelo, ahogándose en su propia sangre.

La escena parecía ser muy larga, pero realmente todo eso había sucedido en tan solo 30 segundos. El guardia restante de Magnus, quien portaba una pistola, apunto hacia el encapuchado, quien claramente notó esto, pues con la misma daga que había apuñalado a su compañero, la utilizo lanzandola como si fuese una flecha, clavándose en la frente de ese pobre diablo, quien ni llegó a tocar el gatillo.

- Vas a tener que usar mas que unos simples peones para derribarme, estúpido rey - Acotó Haytham, mientras tomaba su daga restante.

Magnus una vez mas estaba furioso, se notaba por completo en su expresión, se le habían reído en la cara y no lo podía permitir, no, no lo iba a permitir. Haytham, por su lado, con total calma se dedicó a desatar a Adrian y Andrew, a Jota no dado que nunca estuvo atado, ¿que podría hacer con unos brazos de gelatina?.

Y ahora todo estaba como en el principio, bueno, no, ahora serían 3 contra 1, pero ahora no era una prueba de poderes, todos se conocían a la perfección y atacarían con todo lo que tuvieran a su disposición.

Andrew no abusaría del uso de sus cadenas, Haytham ya había aprendido a la fuerza cuando avanzar y cuando retroceder y Adrian... bueno, el realmente fue el primero y el único en entender la situación del grupo durante la primera pelea, si tan solo alguien fuera como el tal vez el resultado de la primera pelea habría sido diferente, o tal vez no, pero el punto de todo es que Adrian fue el mas firme.

Haytham se encontraba en el medio, un poco mas adelantado, mientras que Adrian estaba a su derecha y Andrew a su izquierda, los 3 frente a Magnus, el gigante que debía caer sea como sea, cueste lo que cueste.

- Antes de pelear, te tengo que decir que hacerme enojar adelantó el proceso, gracias, rey - Acotó Haytham.

Al decir eso guardó sus dagas, una vez mas pelearía con sus puños, mas allá de no ser su fuerte.

- Ah y otra cosa que debo decir es - Agregó.

Se colocó en defensa, la pelea estaba por empezar.

- Siempre me aburrió el ajedrez - Concretó con una nueva sonrisa enfermiza.

Fin Del Capitulo


Bueno antes que entren los típicos molestos a decir "esto no es un crepypasta borrarlo". Yo nunca voy a decir que mi historia es un Crepypasta, tampoco es un killer. Mi historia es una historia de Acción, Ciencia Ficción y Fantasía,solo incluyo a los Crepypastas, si me vienen con esos comentarios estúpidos los voy a borrar

2 comentarios - Beyond My Eyes Capitulo 13

matiasoscuro +1
Esta de 10 el capitulo, me sorprende la trama que conlleva la historia de Haytham.
Lioooooo +1
Gracias!
matiasoscuro +1
@Lioooooo Sigue así!
LcEntreprice +1
Es muy bueno el capitulo, aun no puedo creer el giro que dio la historia, pero sigue escribiendo, se nota que le pones bastante empeño a tus historias, te dejo 10
LcEntreprice
@Lioooooo Ok, he pensado, ya que @-Mista, me ha permitido incluir su personaje en mi historia necesito algo que sea solido, pero como soy de pocas ideas debo pensar algo para llamar la atencion o que sea interesante para los lectores en general o que agrade a la expectativa de todos.
Lioooooo
@LcEntreprice Eh, si me convences a mi probablemente le guste al resto, tengo un gusto demasiado estricto con las historias de la pagina
LcEntreprice
@Lioooooo Ok, intentare hacer algo que te agrade.