epespad

Soy brujo,mago,hechicero,etc. Libro mientras llega Cristo 2

Capitulo I.
Dios y el hombre.
“Cuanto más próximo se halla un cuerpo a la Substancia Desconocida, tanto más se aproxima a la Realidad”

Espero hablar de la forma más clara y precisa, aunque al principio no entiendan ni pío o sientan que son palabras rebuscadas o metalenguaje, pero poco a poco se irán sus dudas.

Hablar de Dios es como hablar del origen del universo; no es tan complicado viéndolo desde adentro. Dios es una presencia en todo el universo, el que, como dicen todas las tradiciones y religiones antiguas y modernas, Él creó. Creo que es imposible que el 98% de la gente que cree en Dios, con sus diferentes nombres, que pueda estar equivocada de su existencia. El otro 2% cree en el amor.

Veamos lo que algunos antiguos idiomas han escrito del significado de la palabra Dios:

Latín: DEUS, femenino DEA, "Dios, el Creador, el Ser Supremo". Derivado del Griego DioV (Dios), genitivo de ZeuV (Zéus), “el Dios ZÉUS, el IÚPITER, IOVIS, IOVI, JÚPITER, el Dios Padre, Romano, de JeoV (theos), "Dios", del Indoeuropeo DEIWOS, "nombre del Dios del Cielo", de donde deriva el Latín antiguo DEIVOS, originalmente, "el Cielo luminoso, animado y divinizado", de IU, de DIU, de DEI, de DEIEU, "claridad, Cielo”, por extensión, “divino, de naturaleza celestial", de DYE, variante de DEIW, "brillar, Cielo, Dios", raíz del Sánscrito DYAUS, “Cielo” y por extensión, “Dios”.

Dios puede derivar del Latín ENS, “ser, se luz, el que es todo luz”. Dios puede derivar del verbo DO, infinitivo DARE, “dar”, porque de Él procede todo y da todo. Dios puede derivar del Celta DI o DEIZ, “dia o luz”.

El Griego JeoV (theos), "Dios", puede derivar de un término que significa “temor”, que es parecido fonéticamente al Náhuatl TEOTL o TEUTL, “Dios o Diosa”, que unido a otras palabras significa “sagrado, maravilloso, sorprendente”.

El Griego JeoV (theos), "Dios", no corresponde al Latín DEUS, “Dios”, a pesar del común significado. Deriva de un antiguo DHUE-OS, tal vez de una raíz pregriega, Mediterránea, que indica fenómenos naturales y sustantivos con el valor general de “espíritu, ser dotado de espíritu, espíritu de difunto”. La concepción Griega imaginaba la Divinidad como una entidad menos corpórea que la humana.

AKÂSA. – Literalmente en Sánscrito significa firmamento; pero en su místico sentido, significa el cielo invisible, ó, como dicen los brahmanes en el sacrificio del Soma (Gyotishtoma Agnishtoma), el Dios Akâsa, o Dios Firmamento.

De los Vedas se infiere que los indos de cincuenta siglos atrás le atribuían las mismas propiedades que los lamas tibetanos de hoy, quienes le consideran como fuente de vida, depósito de toda energía y propulsor de todo cambio en la materia. En estado latente, coincide el Akâsa con nuestra idea del éter universal; en estado de actividad, es el Dios omnipotente y director de todo.

Árabe: ALÁ y ALLÁH, "Dios", del Semítico AL o EL, "alto, sublime". Los Árabes le dan 99 nombres sublimes.

Persa o Avéstico: AHURA, "Espíritu, demonio, Señor, Dios", del Indoeuropeo ANSU, "espíritu, demonio", de AS, "estar encendido, quemar, arder"

Germánico: AS o ANS, “uno de los Ases o Dioses". Se emparienta con el Sánscrito ASURA, "espíritu, demonio, Dios" del Indoeuropeo ANSU, "espíritu, demonio", de AS, "estar encendido, quemar, arder"

Egipcio: OS. “Señor, Dios”.

Escandinavo: ASE.

Eslavo: BOG, "Dios”, antiguamente, el Sol".

Etrusco: AES y AESA, “Ser Supremo”.

Fenicio: ISH. “el Ser Superior, el Ser. Principio, en sentido figurado, Dios”.

Galo: AES. “Señor, Dios”.

Germánico: GOTT, GOD, “Dios", o GUD. "Combate o Dios". Derivado de GUND, de GUNTHJO, "batalla, combate", del Indoeuropeo GWHNTYA, "batalla", de GWHN, de GWHEN, "golpear, lastimar" o de GOD, de GOTT. El Eslavo BOG, "Dios”, antiguamente, el Sol". deriva como el Germánico BOD, "Señor, jefe, comandante, dominador, mandatario", de BOEDAN, "obligar, constreñir, impeler, convencer, exigir", en Godo BAIDJAN, de la raíz Indoeuropea, BHEIDH, "obligar, convencer, fiarse, persuadir, confiar, constreñir". Indoeuropeo: IU DIU, DEIW y DEIWOS, "brillar, Cielo, Dios".

Sánscrito: DIVI "Dios", derivado del Indoeuropeo IU, de DIU, de DEI, de DEIEU, "claridad, Cielo, por extensión divino, de naturaleza celestial", de DEIWOS, "nombre del Dios del Cielo", de donde deriva el Latín antiguo DEIVOS, originalmente, "el Cielo luminoso, animado y divinizado", de donde deriva al Latín DEUS, “Dios”, de DYE, variante de DEIW, "brillar, Cielo, Dios", raíz del Sánscrito DYAUS, “Cielo” y por extensión “Dios”.

Muchos lingüistas derivan la palabra Griega POIESIS, “poesía”, del verbo POICIN, “hacer, crear”. Según FABRE D’OLIVET, deriva del Fenicio PHOHE, “boca, voz, lenguaje, discurso”, y de ISH, “el Ser Superior, el Ser Principio, en sentido figurado, Dios”. El Etrusco AES o AESA, el Escandinavo ASE, el Egipcio OS, “Señor”, como en OSIRIS, tienen la raíz Fenicia ISH.

Por eso la poesía era llamada la lengua de los Dioses.
Hebreo: EL, Hebreo, "Dios", del Semítico AL o EL, "alto, sublime".

Hebreo: YHVH, YAHVÉ, "Dios" o JEHOVÁ, latinización errónea de YAHVÉH, debida a la adicción de la cuatro consonantes de YHVH, cuyos signos vocálicos deben de leerse ADHONAI, "mi Señor", literalmente, "mis Señores", plural mayestático, de ADHON, "Señor", del Fenicio ADON, "Señor" y la terminación Y, "mi", adjetivo posesivo de la primera persona cuando el posesor es singular y el poseído plural, supervivencia de la época politeísta, para evitar el uso de YAHVÉH, nombre indecible de Dios.

YAHWEH Estas cuatro letras hebreas (derecha a izquierda yode, hay, waw, hay ) llamadas TETRAGRAMATON, son las cuatro figuras que traducidas literalmente significan YAHWEH, siendo este vocablo la forma de pronunciación más antigua. YAHWEH es el nombre de Dios. La razón de este nombre se debe a la superstición judía, de no poder pronunciarlo, por miedo de que fuera blasfemo. Mucha gente pronuncia el Tetragrámaton utilizando el vocablo "Jehovah", pero Jehovah no puede ser la pronunciación correcta puesto que en la lengua hebrea no hay ninguna letra que suene como "J" o "j".

Estas son las cuatro letras hebreas traducidas al Español. YODE es la más simple en construcción de las letras hebreas; es la unidad fundamental por la cual las otras letras son formadas; Simboliza lo masculino y tiene como principio la fuerza.

HAY es una letra femenina, pasiva, y actúa como contenedor de YODE. WAW es actividad.

HAY está repetida como la cuarta letra del Tetragrámaton. Aquí se manifiesta como el resultado de las primeras tres letras actuando como una sola (principio del TODO; también expresado en el Kybalion).

La segunda HAY indica la manifestación de la forma.

Otra versión Hebrea dice que el nombre del Eterno es IEVÉ, del prefijo JOD, y de EVÉ. El Gran Sacerdote pronunciaba una vez al año el nombre divino enunciándolo letra por letra: JOD, HE, VAU, HE. La primera expresa el pensamiento divino y las 3 letras siguientes expresan los 3 órdenes de las naturaleza. EVÉ es un verbo del que derivan todos los demás verbos, “ser, siendo”. IEVÉ significa: “El Ser que es, el
que fue, el que será”.

ADAD era el Dios Supremo de los Caldeos.

ADRAMELECH, ADAD, ADONIS, ASDOD o

ADONAI era en Siria el Dios principal.

AGOYO era el Dios Supremo de Guinea.

ALLFADIR era el Dios Supremo de los Escandinavos.

AMIDA es el Dios Supremo de los Japoneses.

AMMÓN era el Dios Supremo de los Egipcios.

El Dios AMÓN de los egipcios no tuvo imagen sino hasta la dinastía XVIII.

ATABEIRA era la madre del Ser Supremo para los Haitianos.

BAAL era el Dios Supremo de los Fenicios y de los Cartaginenses.

BARHAMALAICAPAL era el Dios creador para los Filipinos.

BRAHM es el principio creador en la India.

CAOS era el Dios Supremo y más antiguo de los Griegos.

CHEMJM era el Dios Supremo de los Caribeños.

DAGÚN es el Dios creador de los Chinos.

DEMOGORGÓN es el principio creador de los Griegos.

ELAH, representaba en la mitología Arabe a Dios; de esa palabra derivó ALA o ALAH, el nombre de Dios de los Mahometanos y el ELOHIM de los Hebreos.

El Fuego era para muchos pueblos el Dios supremo.

GOUNDJA-TIKOA era el Dios supremo para los Indios Hotentotes.

HESUS era el Dios Supremo de los Galos.

IES era el Dios Supremo de los Polacos y Silesios.

JACHAR era el Dios Supremo de los Malgaches.

JÚPITER era el Dios Supremo de los Romanos.

MAINE era el Dios supremo Neozelandés, padre de los Dioses y soberano del Cielo.

MANITÚ era el Dios Supremo de los Indios de U.S.A.

MAWE, Dios supremo de Nueva Zelanda, fue el padre de los demás Dioses.

ODÍN era en Escandinavia el padre de los Dioses.

TA-ROA-TEAI-ETUMÚ era el Dios supremo en Tahití.

TEOTL o TEUTL o TLOQUE NAUAQUE era
un concepto teológico Azteca sin representación material. Era el Dios supremo, el supremo creador.

TRIDANDIN era el Dios para los Vedas.
TUITO era el Dios supremo para los Germanos.
TZAMMA era el Dios supremo y Padre de todos los Dioses para los Mayas.
ZEÚS era el Dios Supremo de los Griegos.

Como se puede apreciar puedes llamarle como quieras. Lo que debes reconocer es que esa presencia sea luz, evolución, armonía, paz, opulencia, misericordia, amor, sabiduría, eterna, infinita, omnipotente, omnipresente y todas las bellas cualidades que existan, pero aquí voy a llamarle Dios.

Desde el origen del hombre, este ha buscado algo o alguien a quién delegar la responsabilidad de las cosas milagrosas buenas o malas que les pasaban y que iba más allá de su comprensión (milagros); regularmente las fuerzas de la naturaleza que conocemos como la lluvia, eclipses, terremotos, maremotos, las sequías o curación de enfermedades después de una fiebre se atribuían a un Dios. Prácticamente todas las religiones dicen que Dios, o los Dioses vinieron del cielo. Hasta nuestros tiempos con toda la ciencia y tecnología este concepto sigue siendo prácticamente insondable. Aunque las religiones llamen paganismo o las llamen diabólico a los diferentes Dioses es parte de la estrategia del dominio para ejercer poder sobre las personas, que en principio intentaban quitar el politeísmo del hombre y reconocer un solo Dios.

Aquellos que niegan a Dios es porque carecen de una auténtica experiencia con Él.
Cada vez que Dios te hace vivir una experiencia con Él, evolucionas espiritualmente, mas que muchas horas de estudiar metafísica u otras religiones. Lo que debes hacer es buscar experiencias con Dios y quitar de tu cabeza tus conceptos limitados de Él. ¿Por qué somos hijos de Dios hechos a imagen y semejanza de Él?.

Si somos hijos de Dios hechos a imagen y semejanza suya entonces ¿Dónde está nuestro parecido físico o mental? Si somos seres únicos genéticamente hablando.

Estamos hechos a imagen y semejanza suya, por que somos capaces de generar amor. (Con nuestro libre albedrío también podemos generar odio). Además somos creadores, sí, creamos nuestro propio mundo; en aquello a lo que le pongamos nuestra atención y fuerza de voluntad, eso es lo que dejamos entrar en nuestro mundo.

Así sean cosas buenas o malas, todo depende de nosotros y de nuestro libre albedrío. El libre albedrío se ejerce en todo el universo ; la mente es el campo de acción donde este ejerce ; lo que tú creas será en tu mundo.

Todos aquellos a los que llamamos genios
del arte o la música, cualquier otra maestría o deporte, ellos le dedicaron su fuerza de voluntad y atención de tal forma que con el tiempo se volvieron maestros de esos conocimientos o aptitudes. Hay personas que nacen con ciertos dones o aptitudes. Pero en ningún libro o ley de Dios dice que no puedas convertirte en maestro de aquello a lo que elijas dedicar tu vida, ¡No lo hay!.

El poder de la atención es la capacidad natural de nosotros para ser Dioses de nuestro propio mundo. Los Egipcios sabían ya de esto. Los ojos se consideraban divinos (Horus), por que el poder de nuestra atención lo tenemos principalmente en los ojos ; claro que también está en los demás sentidos, pero principalmente entra por allí.

El poder de controlar tu atención depende de ti para que empieces a ser responsable de lo que te pasa en la vida.

La naturaleza de Dios es permitir a sus hijos ser co-creadores con Él y sentir la dicha de crear por nuestros propios esfuerzos; solo es cuestión de tu fuerza de voluntad y de que te dediques a aquello que desees para lograr la maestría.

No existe fracaso para aquel que continúa haciendo su esfuerzo consciente, aplicándose a expresar el Dominio de lo Divino por encima de lo humano, por que el fracaso sucede cuando cesa el esfuerzo consciente.

Toda experiencia que enfrenta un individuo ocurre únicamente para que él se dé cuenta de su origen. El ser humano tiene que aprender a saber quién es él, reconocerse como Creador y, como tal, dueño de su creación.

Los Poderes Cualitativos del Poder de Dios acompañan la dotación de dar Su Nombre al Hombre.

Cada unidad está dotada del libre albedrío y, por lo tanto, hace la Ley en sí mismo. Cada hombre es un individuo autodotado de Dios, cualificado en vida, investido de forma y apariencia según sus creencias, deseos, inclinaciones e intentos y nada puede decirle no a Él.

A su vez, el hombre puede dotar a su religión con el poder de ser su propio consuelo y a su negocio con el poder de suplir sus necesidades.

En la misma forma que el hombre puede dotar su Ser Crístico con el poder de sanarlo y de liberarlo. El puede dotar los Poderes del Fuego Sagrado con la eficacia mediante la cual Dios se manifiesta a través de él. Esta es la verdad: "Según usted decida, obtendrá; lo que usted dote, le será devuelto a usted".

Además somos hechos a imagen y semejanza suya por nuestras almas, el alma, ese pedacito de Dios que nos dio, para que podamos vivir. El cuerpo es parte externa del alma y esta es lo que nunca muere, indestructible. Las experiencias en el cuerpo son para evolución del alma.

3 comentarios - Soy brujo,mago,hechicero,etc. Libro mientras llega Cristo 2

Rigbymapacheee
No encuentro este libro, lo tienes en pdf o algun link que me puedas facilitar?