epespad

Adicciones Modernas, Un Enemigo Mortal

Adicciones De La Vida Moderna



¿Tomas demasiado café? ¿Pasas mucho tiempo en Internet? ¿Te sientes exhausto y sobrecargado de trabajo? Si la respuesta es sí, puede que estés sufriendo una adicción de la modernidad. ¿Qué provoca nuestra dependencia de ellas y cómo las superamos? Entérate aquí



Adicciones Modernas, Un Enemigo Mortal



El mundo moderno se mueve a un ritmo alarmante, y algunos de nosotros hemos tenido que desarrollar todo tipo de comportamientos inusuales para adaptarnos a esa presión extra.

Para muchos, esto significa haberse convertido en presa de un número de adicciones modernas que aumentan los niveles de estrés y amenazan nuestra salud y felicidad.
Únete a nosotros para examinar estas obsesiones modernas y lo que puedes hacer para escapar de ellas.


salud


Internet





adiccion



En su manifiesto 'No eres un Gadget', el escritor, científico y filósofo Jaron Lanier escribe: "¿Qué es una persona? Si supiera la respuesta a eso, podría programar a una persona artificial en una computadora. Pero no puedo. Ser humano no es una fórmula, sino una búsqueda, un misterio, un saltp de fe".

Desafortunadamente, esto es algo que se perdió en algunas personas, para quienes navegar y estar conectadas a las redes sociales se convirtió en una obsesión imparable. Muy a menudo, esto está acompañado por un corto carácter y altos niveles de ansiedad si se las mantiene alejadas de una computadora por un período de tiempo determinado.
Los expertos en salud ahora reconocen como un Desorden de Adicción a Internet, y aseguran que está asociado con síntomas que se unen a otras obsesiones: olvidarse de comer o dormir, fatiga, irritabilidad y un sentimiento de aislamiento de la sociedad.

[b]Algunos psiquiatras incluso dicen que quienes la padecen pueden necesitar medicación o tratamiento hospitalario[/b], y en algunos lugares del mundo se han creado programas especiales para ayudar a estas personas a poner un freno a su necesidad de pasar horas interminables en Internet. Se cree que entre 5 y 10 por ciento de los usuarios de la Web son adictos, así que si estás preocupado, pide una cita con tu médico de cabecera.


cuidado


Sexo





malestar



Hay peores cosas a las que puedes ser adicto, ¿verdad? Pero, al margen de los pensamientos sórdidos que pueden pasar por tu mente en el camino al trabajo cada mañana, las posibilidades de que tengas un apetito sexual normal son mayores a las de que seas adicto al sexo.

El verdadero problema es algo completamente diferente y mucho peor. Se cree que una de cada veinte personas lo sufre y, para nada sorprendentemente, la mayoría son hombres[/u]. Los cerebritos creen que se relaciona a la liberación de dopamina en el cerebro, similar a la excitación que moviliza a los jugadores compulsivos. Obsesionarse con las relaciones sexuales es destructivo para las relaciones de pareja, la salud mental y la carrera, si lo único en lo que te puedes enfocar es en el sexo.

Se ha culpado al mundo moderno por el aumento en la adicción al sexo: la disponibilidad de pornografía gratuita en Internet (según dicen), la sexualización de casi todos los contenidos televisivos, y la existencia de un número creciente de centros de tratamiento que ayudan a las personas a tratar lo que los psiquiatras consideran que son verdaderos problemas. Si crees que necesitas tratamiento haz una cita con un psiquiatra o busca un grupo de autoayuda en tu ciudad.


Adicciones Modernas, Un Enemigo Mortal


Teléfono celular





salud



Los teléfonos móviles son el azote de la era moderna. Lo que comenzó como un simple y práctico dispositivo para ayudarnos a estar en contacto con nuestros seres queridos evolucionó a un aparato multifacético, del que muchas personas dependen para manejar todos los aspectos de sus vidas.

El uso constante del móvil ya no se asocia únicamente a una afinidad con los mensajes de texto: correo electrónico, redes sociales, aplicaciones... se encuentran todos en el brillante dispositivo que parece estar quirúrgicamente adjunto a las manos de algunas personas. Pero, ¿a qué precio?

El doctor Chris Knippers, del Centro Betty Ford, en California, asegura que el uso excesivo de los teléfonos celulares se ha convertido en un verdadero problema social, no muy diferente de las más conocidas adicciones, ya que se comporta como un obstáculo para el contacto personal y provee un escape de la realidad. Irónicamente, estos dispositivos pueden conectarte con alguien en la otra punta del mundo, pero muchas veces lo hacen a merced de la persona que está sentada al otro lado de tu mesa.

Depende de ti disminuir la cantidad de tiempo que pasas usando el teléfono móvil, puedes reducirlo gradualmente si es necesario, pero haz un verdadero esfuerzo en no atender o realizar llamadas cuando estás con otra persona, y apagarlo durante las comidas no debería ser un inconveniente. Los humanos sobrevivimos bastante bien antes de la introducción de estos dispositivos en nuestras vidas, así que te prometo que estarás bien.


adiccion


Café





cuidado



Hace quince años, comprar un café en la calle significaba tomar una bebida de un color sucio servida en una vaso de poliestireno, mientras que hoy en día las grandes cadenas están por todos lados y el país está verdaderamente apegado a sus lattes, cappuccinos y mocha frappaccinos.

En resumen, nos hemos convertido en una nación que es adicta al café.
Pero, ¿cómo saber si eres adicto? Ante todo, es por supuesto la cafeína y no el sabor del café por lo que algunos de nosotros desarrollamos una necesidad diaria, y los expertos en salud creen que esta dependencia es un desorden mental, al igual que la adicción a una droga.

Investigaciones realizadas por la Escuela de Medicina John Hopkins, de Baltimore, examinaron 170 años de evidencia científica sobre los efectos de la cafeína y sus consecuentes síntomas, concluyendo que su consumo regular desencadena una dependencia física, es decir, una forma de adicción.

Los grandes consumidores sufren de migrañas, irritabilidad o fatiga cuando no tienen su taza matinal de café. Nuevamente, depende de ti destetarte, reducir gradualmente el consumo para evitar los perores síntomas, y hacer la transición hacia bebidas calientas más saludables, como el té verde.

Además, puedes optar por el café descafeinado si no estás preparado para abandonarlo de una vez.


malestar


Exceso de ejercicio





Adicciones Modernas, Un Enemigo Mortal



La presión de lucir bien, estar delgado y desarrollar una figura escultural pesa demasiado sobre los hombres de algunas personas, y ahora existe una plétora de evidencia científica que prueba que el ejercicio puede convertirse en algo físicamente adictivo para aquellos que intentan llevar su estado físico al límite.

Un estudio publicado por el Diario de Neurociencia del Comportamiento descubrió similaridades entre el ejercicio excesivo y la conducta vinculada al abuso de drogas. Otra investigación, realizada por la Universidad de Wisconsin, halló que cuando se negaba el ejercicio a determinados animales, los análisis revelaban actividad en áreas del cerebro que normalmente se vinculan al retiro de droga.

Pero el abuso de la cinta de correr y las pesas simplemente causará más daño que beneficios en la salud y el físico. El cuerpo necesita descanso para recuperarse, y el exceso de entrenamiento puede dejarte más propenso a una lesón, e incluso a enfermedades serias. Recuerda que mientras comas bien y te ejercites cuatro o cinco veces por semana, los días restantes que pases descansando son tan cruciales para tu entrenamiento como los 5 kilómetros que corres en las mañanas de sábado.


salud


Televisión





adiccion



Para muchos de nosotros, es usualmente lo primero que hacemos cuando llegamos a casa luego de un duro día de trabajo: tirarnos en el sofá y prender la caja boba. La televisión se ha convertido en una parte tan integral de la vida hogareña que cualquiera que no tenga una es considerada una especie de fenómeno. Pero ver demasiada tele puede ser malo para tu salud, además de un gasto monumental de tiempo.

En lugar de prender la televisión al momento en que entras a tu casa y solo apagarlo a la hora de dormir, intenta solo ver programas que realmente disfrutes. Si esto te llena de pánico, es probable que también compartas algunos de los síntomas del abuso de alcohol o drogas, incluida la imposibilidad de resistirte a ver tele, usándola como una reductora del estrés y volviéndote irritable cuando no puedes disfrutar de tu 'cura'.

Asígnate un límite para mirar solo una hora por día y mantenlo. También deberías aprovechar la última tecnología televisiva, que permite grabar solo los programas que quieres ver, lo cual te permite evitar la sensación de estar hundiéndote cuando te das cuenta de que pasaste las últimas horas saltando de canales entre novelas, reality shows y más novelas.

cuidado


Sobreocupación





malestar



Los japoneses usan la palabra 'karoshi', que significa 'muerte por trabajo', y por más que suena a una exageración hay fuerte evidencia de que la adicción al trabajo es una forma genuina de desorden obsesivo compulsivo, y exigirte demasiado puede dañar seriamente tu salud, e incluso acercarte a una muerte temprana.

Según el diario de Medicina Ocupacional y Ambiental, trabajar 12 horas o más por día aumenta el riesgo de enfermedades graves en un 37 por ciento.

Pero, ¿cuál es la diferencia entre trabajar y hacerlo en exceso? Los expertos dicen que se trata de alcanzar un balance: si trabajas mucho pero logras hacer tiempo para divertirte y ves que puedes desenchufarte fácilmente durante tus vacaciones, está perfecto. Pero si estás constantemente pensando en trabajo mientras estás tirado en la playa, puede que tengas un problema.
Trabajar demasiado puede generar niveles elevados de estrés y enfermedades cardíacas, y hasta puede ser causante de problemas en tu matrimonio o relación de pareja. Para resumir, el impacto en tu vida puede ser catastrófico. Si estás en camino hacia el agotamiento, pide ayuda a tu médico y -si ellos son responsables- a tus empleadores.


Adicciones Modernas, Un Enemigo Mortal


Comer en exceso





salud



Antes visto como una excusa para explicar el sobrepeso, los doctores ahora aceptan que la gente verdaderamente puede convertirse en adicta a la comida, y a ciertos alimentos en particular.

De hecho, eliminar esos alimentos destructivos de la dieta puede ser una empresa tan difícil como dejar el cigarrillo.
Comer compulsivamente es un malestar completamente moderno: la abundancia de comida barata puede significar que la mayoría de nosotros puede atragantarse por el tiempo que lo resista. La forma en que los alimentos están hechos tampoco ayuda. El cuerpo anhela la combinación adecuada de grasas, azúcar y sal aunque no haya una necesidad física de ellos, y esto es lo que lleva a la adicción.

David Kessler, excomisionado de la Administración de Alimentos y Drogas de Estados Unidos, aseguró que estos alimentos alteran nuestra química cerebral y "para millones de personas, la comida moderna es simplemente imposible de resistir".


adiccion


Compras





cuidado



Con Internet, las aplicaciones pagas y las demás numerosas formas de comprar bienes y servicios, gastar dinero nunca fue tan fácil. Y aunque los estereotipos apunten a que las mujeres son más propensas a sufrir de esta adicción, es una condición que ahora afecta a más de uno de cada veinte adultos, muchos de los cuales son hombres.
De hecho, un estudio del diario Psychiatric Times descubrió que los porcentajes de hombres y mujeres que sufren esta condición son casi iguales (5,5 por ciento contra 6 por ciento respectivamente, aunque los hombres son más propensos a gastar dinero en gadgets y aparatos electrónicos).

No se trata solo del placer asociado con comprar cosas lindas: quienes lo sufren utilizan las compras como una forma de escapar del estrés, la ansiedad y las presiones de la vida diaria. Sin embargo, este gasto compulsivo puede ser destructivo mental y físicamente, dado que puede llevar a una depresión por su probabilidad de llevar a una persona a la bancarrota.

Para enfrentar este círculo vicioso de gasto los doctores generalmente lo tratan como un desorden obsesivo compulsivo, e incluso se puede llegar a necesitar ayuda contra la depresión y ansiedad, así que no creas que es un asunto demasiado superficial para llevar al consultorio de tu médico.


malestar

6 comentarios - Adicciones Modernas, Un Enemigo Mortal

alanshtevenson +1
buen postvan dies los clasicos, trabaco, drogas alcohol
_Alison_ +1
Buenicimo excelente aporte.
Moltos Saluttes!!
matituteee
Menos café y exceso de ejercicio, tengo todas las demás (En mayor o menor medida) Sumale mi adicción al tabaco y alcohol TODOS los fines de semana
HysTherica +1
Uh creo que tengo la mayoria