Papas fritas de McDonald's tienen más grasas trans de lo pensado

Las papas fritas de McDonald's contienen un tercio más de grasas trans que lo calculado anteriormente, dijo la mayor cadena de comida rápida del mundo en base a los resultados de un nuevo método de estudio realizado en diciembre.
McDonald's dijo que el nivel de grasas trans - aquellas capaces de bloquear las arterias - en una porción grande de papas fritas es de 8 gramos, y no de 6, y que el total de grasa para la porción es de 30 gramos, en lugar de 25.
Las grasas trans, a menudo usadas por restaurantes y empresas de alimentos procesados, pueden causar problemas de colesterol e incrementar el riesgo de sufrir enfermedades cardíacas. Según los lineamientos dietéticos emitidos por el gobierno estadounidense el año pasado, se debe consumir la menor cantidad posible de grasas trans.
El anuncio de McDonald's se produce al tiempo que la empresa está comenzando a ofrecer información nutricional en los envoltorios y empaques de todos sus productos - una movida voluntaria, aunque motivada por la presión de grupos defensores de los consumidores y el gobierno.
McDonald's dijo que actualizó su información nutricional en su sitio de Internet, cuando descubrió el nuevo nivel de grasas trans en sus papas fritas.
La cadena dijo que la obtención de un resultado más exacto se debió a una mejora en los procesos de cálculo.
La Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA, según sus siglas en inglés) ordenó el mes pasado a las compañías de alimentos procesados que proporcionen en todos sus empaques la información nutricional de sus productos, pero la industria de la comida rápida no entra en dicho grupo.






Por eso recuerden, mejor cocinar en casa sus propias papas fritas, antes que envenenarse con estas papas fritas imperialistas