Hola taringueros, hoy os traigo una forma curiosa de pasar el rato con YouTube: ver videos en 3D sin gafas, ni pantallas especiales ni material caro. Tan solo con un espejo o sin nada. El resultado es alucinante, pero no creo que se deba abusar de esta técnica por la salud de nuestra vista.

Para empezar tenemos que buscar un video en YouTube que tenga la opción de menu 3D, situado debajo del tiempo. Os pongo este video de ejemplo, para que lo podais comprobar. (No inserto los videos en el post porque no aparece el menu, no por subir visitas. De hecho, quien no se lo crea puede ver que este video está subido por el canal "YouTube"

http://www.youtube.com/watch?v=5ANcspdYh_U

Ahora, si le dais al menu 3D, os aparecen varias opciones, la mayoría con gafas. En este post nos vamos a fijar en 2 que no las necesitan: Mirror split y Crosseyed.

A) Ver videos en 3D con un espejo.

Antes de nada, es recomendable que el espejo sea más o menos grande y de mano, lo ideal es que tenga la forma de un libro o la carcasa de un DVD, es decir, un rectángulo de ese tamaño.

Para empezar a ver el video, seleccionamos la opción Mirror Split, y vemos que el video se "duplica" en 2 partes invertidas aparentemente iguales, pero que tienen un pequeño cambio de ángulo. Colocamos el espejo de manera que un borde quede tocando la línea que divide los 2 videos y el borde opuesto pegado a la mitad de nuestra cara en vertical, dejando la nariz al lado derecho (esto lo digo porque es como yo estoy más cómodo y funciona, recomiendo que vosotros vayáis probando). Ya estamos en posición, le damos al play y miramos al vídeo de la derecha. Ahora deberíamos apreciar un efecto de profundidad bastante curioso e impresionante.

B) Ver vídeos en 3D sin ningún material.

He de advertir que hay que ser muy hábil, y verlo con esta técnica (Crosseyed) es muy incómodo y difícil (yo tardé en pillarle el truquillo, y de todas formas no logro aguantar mucho tiempo).
Seleccionamos en el menu la opción Crosseyed y vemos algo similar al modo Mirror Split: el video se divide en 2 partes, no están invertidas y parecen iguales. Ahora lo que hay que hacer es ponerse ligeramente bizco hasta hacer coincidir una imagen con la otra, y aguantar así todo lo posible. Mi consejo es imaginar que miras a un punto entre el monitor y tú, e ir variando la distancia a la que estas de este en vez de mover los ojos. Si consigues cuadrarlo, verás que la imagen se vuelve nítida, al contrario que el resto de tu campo de visión, y que está en 3D. Vuelvo a repetir que no creo que usar mucho esta técnica sea bueno para la vista. De todas formas está bien como curiosidad, y os dejo este video de ejemplo que tiene un pequeño tutorial al principio, y puede ser más gráfico que yo.

http://www.youtube.com/watch?v=zBa-bCxsZDk