Popular channels

[Info] Limpieza hepática y de la vesícula - Parte 2

Link del post: http://www.taringa.net/posts/salud-bienestar/14685510/_Info_-Limpieza-hepatica-y-de-la-vesicula---Parte-2.html

Parte 1 del post: Limpieza hepática y de la vesícula - Parte 1 http://www.taringa.net/posts/salud-bienestar/14685354/_Tutorial_-Limpieza-hepatica-y-de-la-vesicula---Parte-1.html

Limpieza de intestinos con agua salada: http://www.taringa.net/posts/salud-bienestar/14685003/Limpieza-de-intestinos-con-agua-salada.html

El hígado: Termómetro de la salud
Si todo anda bien, no tenemos motivo paradarnos cuenta del trabajo del hígado: la digestión se realiza sin problemas yel cuerpo funciona normalmente.
Por el contrario, los inconvenientes digestivosen general, suelen advertirnos que algo anda mal en el sistema hepatobiliar.Sin embargo, y dado que el hígado interviene en gran cantidad de funcionescorporales, los síntomas de su malfunción son muy variados y normalmente no serelacionan con su desorden funcional.

Un hígado cansado y sobrecargado genera gran variedad de síntomas físicos, como:
dificultades para asimilar alimentos,
inapetencia,
dolores de cabeza luego decomer,
boca pastosa,
lengua blancuzca o amarillenta,
sabor amargo en la boca,
hinchazón de vientre,
acumulación de gases,
nauseas,
vértigo,
piel amarillenta,
cutis graso,
granos,
catarro,
estreñimiento,
heces en forma de confites o pococonsistentes y de color amarillento,
insomnio en las primeras horas de la nochey dificultades para despertar por la mañana,
picazón de piel,
caspa,
caída delcabello,
migrañas,
cefaleas,
dolor en la nuca,
síndrome premenstrual(catabolismo hormonal),
fatiga muscular,
edemas,
calambres,
mala circulaciónvenosa,
coloración verdosa del rostro y los ojos,
fobia a la luz,
dificultadpara permanecer al viento,
problemas de visión,
afecciones oculares,
precozpérdida de la vista…


La relación hígado/visión,ampliamente conocida por la antigua medicina oriental y totalmente ignorada porla ciencia occidental, es fácil de verificar dado el estrecho vínculo entre ambos órganos y la rápidarespuesta que se genera. Unadepuración hepática, incrementa automáticamente la capacidad visual. Esto hemospodido experimentarlo personalmente y a través de testimonios impactantes: unapersona nos refería haber tenido que desecharnuevos anteojos con mayoraumento, apenas después de haber concluido una primera limpieza hepática profunda.
Doslíneas verticales en el entrecejo, nos indican un hígado agotado. Cefaleas y migrañas aparecen cuando este órgano se sienteafectado y no llega a desempeñar su función de empujar y distribuir la energíahacia la cabeza y las extremidades; entonces lacabeza se congestiona y secalienta, al mismo tiempo que lasmanos y los pies se enfrían.
Dadoque el hígado es responsable de la formación de la albúmina y las hormonas, sumalfunción repercute directamente en los sistemas inmunológico y hormonal.Una alergia está indicando claramente que algo nomarcha bien a nivel hepático. Es notable la rapidez con que remiten las reacciones alérgicas,una vez que hemos depurado elhígado.
Yanos referimos a la relación albúmina defectuosa-células tumorales, por lo cualun cáncer no es más que el reflejo de un hígado colapsado.Y pensar que una persona con cáncer es sometida a potentes drogas que no hacenmás que agravar el colapsohepático. En general puede afirmarse que todas las enfermedades crónicasy degenerativas reflejan elmal estado hepático o, mejor dicho, resultan su consecuencia directa.
Lamedicina oriental clasifica a hígado y vesícula como órganospares, es decir que se afectan mutuamente: si está mal uno, también está mal el otro y viceversa. Los síntomas físicos del desorden vesicular son: dolores decaderas, migrañas (localizadas sobre todo en la sien derecha), boca amarga porla mañana, vómitos ácidos, tensiones en el hombro derecho, dolores en lasarticulaciones (rodillas en particular), cuello rígido, ansiedad e insomnio. Elcolor de la piel suele ser pálidoo amarillento, tonalidad que también se evidencia en los ojos.
HÍGADO Y EMOCIONES
El estado emocional y la claridad mental de una persona,dependen de la libre circulación de la energía y la sangre. Precisamente es elhígado quien controla ambos factores, y por tanto la estabilización del equilibrio emocional. Un hígado sano proporciona juicio claro y decisiones firmes; la acción que genera es rápida y consecuente. La emoción positiva de un hígado sano es el idealismo.
El bloqueo de la energía del hígado, crea un estado depresivo y de agobio. La tendencia psíquica negativa es la cólera, que se produce comoreacción a la depresión y es acompañada por crisis de irritabilidad, mal humor, ira yviolencia. Las crisis decólera son normalmentereprimidas hasta el momento en el cual se liberan, desembocando en verdaderas erupciones volcánicas, con deseos de gritar y pegar.Esta emoción se considera la más dañina, pues condiciona todas las funcionesdel sistema energético, al alternarse euforia con depresión.

Los desequilibrios biliares se asocian con rigidez de pensamiento, cólera, excesiva preocupación por los detalles,frustraciones y miedo hacia lo desconocido. Decisiones yacciones quedan paralizadas.
Segúnla medicina tradicional china, el hígado es el “maestro de la astucia y de la acción”, así como la vesículabiliar lo es de la “fuerza de decisión”. La salud de ambos órganosdetermina la capacidad de ser un líder;es el “eterno ganador”. La capacidad de previsión, o sea deanticipar la realidad interior y exterior, depende de la salud del sistemahígado/vesícula.
LOS CÁLCULOS BILIARES
Como hemos visto, todo tiene que ver con la correcta función hepática. Nuestro laboratorio interno cumple gran cantidad de funciones y casi todo lo que ocurreen el cuerpo tiene que ver con su estado. A raíz del ensuciamiento alimentario y la consiguiente permeabilidad dela mucosa intestinal, grandes cantidades de sustancias inconvenientesalcanzan el hígado y generan un crónicocolapso tóxico, que repercute en muchos ámbitos y que generalmente no es tenido en cuenta a la hora de abordar un problemaconcreto de salud.
Esel caso de los cálculosbiliares, que se generan dentrode la estructura hepática (cálculosintra hepáticos). Pese a comprometer en grado sumo la eficiencia del hígado ysobre todo el correcto flujo de bilis, es un tema que la medicina alopática noatiende como debiera. Lo que aquí se propone, es sencillamente un método de limpieza paraeliminarlos del cuerpo; estopermite recuperar la correcta funcionalidad del hígado y resolver gravesdesordenes crónicos.

Los cálculos intra hepáticos (como los que se aprecian en las fotografías) estánconstituidos por colesterol, fragmentos de bilis coagulados, calcio ypigmentos, como la bilirrubina. Además tienen desechos coloidales (moco),toxinas, bacterias y parásitos muertos. Siendo el colesterol el principal ingrediente, son pocoperceptibles en la tecnología de diagnóstico por rayos o ultrasonidos. A losumo, en muchos casos se diagnostica a la persona como hígado graso (aparecen zonas blancas en losexámenes por ultrasonidos). Es posible que una persona con este diagnósticotenga cientos o miles depiedras de distintos tamaños,alojadas en su hígado.




Imagen simplificada que muestra los cálculos alojados en los conductosbiliares del hígado, en la vesícula y en el conducto que transporta la bilishacia el intestino. Notar que dicho conducto descarga en el mismo lugar que elpáncreas (círculo). Por tanto su obstrucción, afecta el arribo de ambos fluidosal intestino.

Nodebemos confundirnos con los cálculos vesiculares, ya calcificados, que se detectan sencillamente conradiografías y que generan reacciones dolorosas, las cuales concluyen conintervenciones que “mutilan” este órgano importante de la función digestiva eintestinal. Los cálculos en la vesícula deben ser considerados apenas la “punta del iceberg” respecto a lo que se encuentra alojadoen el hígado.
Laspersonas con enfermedades crónicas, seguramente tienen centenares de cálculos obstruyendo losconductos biliares intra hepáticos. La bilis es un fluido amarillo verdoso yalcalino, esencial en la química corporal. Además de colaborar en los procesosmetabólicos de grasas, proteínas y minerales, la bilis mantiene el orden de lasgrasas en sangre, elimina material tóxico del hígado, alcaliniza los intestinosy evita la proliferación de microorganismos nocivos en el colon, entre otrascosas.
Unapersona saludable produce aproximadamente un litro diario de bilis. En cambio, individuos con cálculos biliares y enfermedadescrónicas, llegan a producir apenas untercio o menos de esacantidad. Por lo tanto serán personas con mala digestión del alimento(dispepsias), desorden en los triglicéridos, acidificación intestinal,toxicidad hepática, desorden en la flora del colon, etc.


SÍNTOMAS DEPRESENCIA DE CÁLCULOS BILIARES



• Acidez estomacal
• Adormecimiento o calambres en piernas
• Alzheimer, Parkinson, trastornos cerebrales
• Artritis y gota
• Asma


• Cabello graso o calvicie


• Carencia vitamínica
• Colesterol elevado
• Congestión linfática
• Debilidad
• Desorden hormonal
• Diabetes


• Dolores de espalda y hombros
• Escoliosis
• Evacuaciones claras
• Extremidades frías
• Gastritis
• Hemorroides y várices
• Hepatitis y cirrosis hepática
• Impotencia sexual
• Infecciones (cándidas, herpes)
• Inflamación vesicular
• Irritabilidad y cólera
• Mala digestión
• Manchas en piel (brazos, espalda, rostro)
• Mareos y desmayos
• Obesidad


• Ojos hinchados y/o amarillentos
• Osteoporosis
• Pancreatitis y tumores pancreáticos
• Pesadillas


• Piel amarillenta
• Problemas circulatorios y cardíacos
• Problemas de visión


• Problemas dentales o de encías
• Problemas intestinales
• Problemas renales y urinarios
• Rigidez articular y muscular
• Sabor amargo en boca
• Tono oscuro y “bolsas” bajo los ojos


• Ulceras y aftas bucales




FACTORES GENERADORESDE CÁLCULOS BILIARES
• Sobrealimentación
• Cenas copiosas
• Exceso de proteínas
• Ingesta de almidones sin procesar
• Consumo de lácteos


• Aceites industrializados y margarinas


• Alimentos refinados (sal, azúcar, harinas)


• Colesterol oxidado (leche y huevo en polvo)
• Productos bajos en grasa (lights)


• Alimentos con conservantes


• Adelgazamientos rápidos
• Deshidratación
• Empleo de anticonceptivos
• Terapia de sustitución hormonal
• Fluorado del agua
• Uso de fármacos
• Alteración de los ciclos naturales (día/noche)
• Exceso de televisión


• Estrés emocional (causa/consecuencia)




Extraído del libro "CuerpoSaludable"

Técnicas de limpieza
Por lo visto, resulta prioritario atender las necesidades depurativas del hígado, especialmente en primavera, época clave para este órgano, según los postulados de la antigua medicina china y la simple observación de las crisis que todos sufrimos en dicho período. Transcurrido el invierno, el hígado intenta desembarazarse de todos los excesos acumulados en la época de consumo de alimentos densos y calóricos. Por ello la necesidad de estar atentos y estimular los mecanismos de evacuación, mediante técnicas caseras.
En presencia (o sospecha, ya que nadie está libre de ellos) de abundantes cálculos intra hepáticos, seguramente deberemos recurrir a un método de depuración enérgico. Es el caso del método de limpieza hepática profunda, una técnica eficaz y relativamente sencilla para eliminar íntegramente los nocivos cálculos biliares que describimos antes. Dada la inocuidad del método y sus grandes beneficios, no tiene mayor sentido plantearse dudas respecto a la conveniencia de practicarla, ni dilatar la práctica, a la espera de un momento ideal.


Si bien pasaremos revista a varios procedimientos depurativos, quién nunca haya hecho nada por su hígado, deberá considerar prioritariamente el método profundo, cuyo poder de eliminación esinigualable.
Luegohay técnicas más “blandas” como el enema de café o la ingesta de aceite deoliva, que bien pueden usarse para mantenimiento o en casos donde no pueda realizarseel método profundo (inmovilidad, embarazo, lactancia, infancia, etc), nunca deben compararse a la limpieza profunda, a la hora de resolver la toxemia crónica.


RESUMEN

El procedimiento se basa en un período preparatorio (6 días), durante el cual se ingiere diariamente al menos un kilo y medio de manzanas. Esto se realiza para generar un ablandamiento de los cálculos, por acción del ácido málico presente en la manzana. Luego, durante los dos días de la limpieza se toman 4 vasos de solución magnésica (sulfato de magnesio). El efecto del magnesio esdilatar los diminutos conductos biliares, a fin de facilitar el tránsito de los cálculos reblandecidos por la acción de las manzanas. Finalmente se ingiere una emulsión de aceite de oliva y jugo de pomelo, lo cual provoca un fuerte estímulo de secreción biliar, lo cual activa la expulsión de los cálculos.
Antes y después de la limpieza hepática profunda, es necesario realizar una cuidada limpieza de los intestinos, a fin de evitar el estancamiento de los tóxicos cálculos biliares en el tránsito intestinal, lo cual generaría una peligrosa reabsorción de la materia tóxica expulsada (parásitos, virus, materia putrefacta) a través de la mucosa intestinal. Además de migrañas y nauseas, podrían generarse cuadros de pancreatitis o apendicitis. Lo ideal es hacer antes de la primera hepática profunda, un lavaje colónicocompleto (3 sesiones) y luego una limpieza con agua salada (o una sesión simple de colónica), a modo de “enjuague intestinal”. En las sucesivas hepáticas y según se lleve a cabo una alimentación fisiológica (solo frutas, hortalizas y semillas) puede prescindirse del lavaje colónico previo y limitarse al “enjuague” posterior (agua salada, sesión simple de colónica, etc).
La técnica no es aconsejable para ser realizada en medio de enfermedades agudas (gripes, fiebres, diarreas, etc), período menstrual, embarazo o lactancia. En cambio resulta sumamente aconsejable en enfermedades crónicas, al resolver la causa profunda del problema.
Dependiendo de la congestión presente en cada persona, suelen ser necesarias varias sesiones de este método, entre las cuales debemos dejar al menos un mes de intervalo. La ausencia de cálculos en las evacuaciones es la señal que hemos concluido el proceso satisfactoriamente. Una vez ultimada laserie completa de limpieza hepática profunda, y dependiendo de los hábitos higiénico/alimentarios de la persona, se sugiere realizar una limpieza anual como mantenimiento preventivo, preferentemente en coincidencia con el equinoccio de primavera (21 de setiembre).




[/b][/size][/font][/color]
Acá dejo el link de un post, igual a la info la pongo de vuelta.
http://www.taringa.net/posts/salud-bienestar/10785286/Claves-para-tener-un-higado-sano.html


LIMPIEZA CON ACEITE DE OLIVA




Otra popular y antigua técnica que permite remover y expulsar los residuos tóxicosdel hígado, aunque con menor eficiencia frente a colapsos crónicos, es laantiquísima cura de aceite deoliva. Consiste en ingerir durante al menos 15 días seguidos, dos cucharadas de aceite extra virgen en ayunas. Esconveniente adicionar unas gotas de jugo de limón al aceite de oliva, afin de facilitar su asimilación.
Duranteestas dos semanas, se sugiere comer liviano y frugal, acompañando coninfusiones de hierbas hepáticas. En caso de presencia de cálculos vesicularesy/o molestias, se recomienda utilizar unasola cucharada diaria, a finde disminuir la intensidad de los movimientos.
Pobladoresde zonas productoras de olivo, suelen sostener durante todo el año el hábito de iniciar la jornadatomando una cucharada de aceite de oliva. Es ideal acompañar esta costumbre conla ingesta de manzanas o jugo de esta fruta, lo cualgarantiza el ablandamiento de los cálculos y evita el riesgo de cólicos a causade su desplazamiento por los estrechos conductos biliares.
Aunqueno tan efectiva como la limpieza profunda, este método es adecuado comomantenimiento preventivo o en casos de imposibilidad de realizar el métodoantes descrito (embarazadas, lactancia, niños, etc). También ayuda en lalubrificación intestinal
ENEMA DE CAFÉ




Otroprocedimiento casero que ayuda a la desintoxicación hepática, por su enérgicaacción colerética, es el enema de café. Una sustancia presente en el café, el ácido palmítico, estimulaespectacularmente la producción de una benéfica enzima (glutatións-transferasa), lo cual se suma a otros principios activos del café respecto ala depuración del hígado.
Resumidamentepodemos decir que esta práctica:
• estimula laactividad y la regeneración celular
• mejora elequilibrio sodio/potasio en las células
• capta radicaleslibres
• incrementa el flujobiliar
• dilata los vasossanguíneos y los conductos biliares
• relaja lamusculatura
• elimina toxinascerosas de la sangre
• elimina parásitos(áscaris)
• alivia depresión,tensión nerviosa, alergias y dolores


Elenema de café se prepara con 2 cucharadas soperas de café en grano reciénmolido y un tercio de litro de agua. Se lleva a hervor, como si fuese unainfusión para beber, se deja reposar unos minutos y se vuelve a hervir, secuela bien y se aplica con una pera de goma de 300cc, lubricando la cánula conaceite para evitar irritaciones. La infusión seretiene durante 10/15 minutos yluego se evacua normalmente.
Dadoque en pocos minutos toda la sangre del cuerpo pasa por el hígado, estapráctica equivale a una diálisis de nuestro fluido sanguíneo. Losenemas de café mejoran la tensión nerviosa, la depresión, las alergias, lasparasitosis y los dolores agudos. El *** Gerson, y ahora su Instituto,utiliza y recomienda esta técnica en enfermedadescrónicas degenerativas, como la esclerosis múltiple.



Testimonios de la limpieza profunda
Si bien cada persona experimenta distintas sensacionesy procesos, creemos útil reproducir algunos testimonios que envía gente quehizo la limpieza y cuenta sus impresiones. Al final incluimos unos testimoniosespañoles muy interesantes, con links muy enriquecedores para quienes deseenprofundizar el tema. La idea es que los testimonios sirvan para despejar dudasy falsos temores. Estas experiencias son un ejemplo de cómo los ciudadanospodemos desafiar, cuestionar y cambiar los paradigmas equivocados que nosagobian; en este caso el anquilosado paradigma de la salud. Informándonos,experimentando y poniendo manos a la obra, podemos resolver nuestras historias.Como solemos decir en los talleres, solucionar un problema de salud es apenasuna parte del “premio”; lo más importante es que, haciendo autogestión denuestra salud, daremos un salto evolutivo y seremos mejores personas, másautosuficientes, más dignas, más conscientes y más comprensivas.

Permite que tecomparta mi experiencia de la limpieza de hígado. Recién termino con todo segúndetallas en la página web. Despedí miles de piedras pequeñitas, del tamaño deuna semilla de mijo, otras como el sorgo y algunas como grano de maíz y muypoquitas algo más grande. Yo las imaginaba duras, pero son algo blandas y esgrasa fácil de distinguir porque flota y es de color verde claro y oscuro. Mesiento muy bien, muy fuerte y feliz de mis resultados!!! Siento mucha paz y nome reconozco sin ansiedad!!! Una verdadera bendición a mi vida y por supuesto amí querida familia. Hasta pinté un mandala acompañando en la tarea a nuestraniña de casi 10 años. Hoy realmente es un día feliz para mí, hacia rato que nome reía y bromeaba con mi hija!!!
Susana


Le escribo paracontarle que hice la limpieza hepática y de vesícula. Despedí cientos depiedritas, muchos cálculos de color verde, pero también muchos de color café.Me costaba creer lo que veía realmente. No le puedo decir lo bien que me sientodesde que empecé a hacer las limpiezas. Nunca hubiese pensado que después dehaber padecido tantos años con todo tipo de malestares, hoy me sienta tan bien.Todos me ven mejor. Imagínese que aumenté 7 kg luego de 5 limpiezas, ya que estaba conmuy bajo peso.
..........
Ayer hice mi 12ª limpieza hepática y para mi sorpresa despedí muchos máscálculos que en las 2 anteriores, unos 150 y 120 respectivamente. Pensé queesta vez estaría arrojando muchos menos, pero no, despedí más de 300 y bastantegrandes. Yo me pregunto... ¿se terminarán algún día?
Marisa





Procedí a realizar mi 7ª limpieza de hígado tras tomar durante menos de un mes los extractos de artemisa y suico, y haber sufrido una crisis curativa con cantidad de secreciones mucosas y un estado febril durante unos días. Me sorprendió el material expulsado cuando ya creía que había eliminado todas las piedras. Setrata de una estructura gelatinosa de 7x2cm, como sangre coagulada, parecido alhígado de vaca de las carnicerías. Fue expulsada con abundante sangre y unaserie de filamentos. Parece que las piedras van remitiendo en número y tamaño.

Felix

Ayer hice la limpieza de hígado y eliminé tal cantidad depiedritas que no lo podía creer!!! Hoy me siento tan pero tan bien y tanrenovada que no puedo más que estar eternamente agradecida!!! Estoy liviana yexcelente, hasta diría que me siento más tranqui y estoy viendo las cosas deotra forma (veo que eliminé muchos temas emocionales), espero que me dure estapaz, de mi depende.
Carolina
Quince días antes de hacer la limpieza hepática, habíaido al oculista y me había recetado mayor aumento, por lo cual hice un nuevopar de anteojos. Tras hacer la limpieza hepática, al ponerme los anteojosnuevos no conseguía ver bien. Probé con los viejos y estaban bien. Solo lamentohaber gastado inútilmente en nuevos anteojos.
Mirta


Despedí muchísimos cálculos. Unos 300 en dos días. Unaveintena eran del tamaño de un garbanzo y el resto del tamaño de lentejas.
Carolina


"Le comenté al médico lo de la limpieza hepática queestaba haciendo y se rió de mí. Me dijo que limpiarse el hígado era imposible,que el hígado no tiene piedras, que lo que yo despedí era el resultado de lamezcla ingerida, que los conductos biliares miden 1 mm y que si intentaraexpulsar piedras de casi 2 cm,no sólo sería algo absurdo, sino que se me rajarían los conductos y elintestino delgado, me pondría amarilla y seguramente me moriría. Y se quedó tanfresco el tío!!! Así que he investigado más. Él me dijo que los conductosbiliares miden menos de 1 mmpero investigué y suelen medir en adultos normales entre 7 y 8 mm. La mayoría de losmédicos (y, por tanto, de la gente en general) no tienen ni idea que podemosdesarrollar sedimentos o piedras (también llamados cálculos) en los conductoshepáticos; no sólo en la vesícula sino también en el hígado. ¿Por qué? Porqueno se ven en las ecografías. Un hígado graso que está empapado de colesterol,con los hepatocitos (células hepáticas) rebosando de colesterol, se ve en lasecografías como blanco pero sólo cuando está lleno se puede objetivar con unaecografía. Tan sólo las piedras duras calcificadas se reflejan por llevarcristales. Las piedras más blandas compuestas por colesterol o pigmentos debilirrubina son transparentes a la eco y no aparecen visibles. Por eso no selocalizan fácilmente. Además, ¿cómo vamos a formar cálculos de colesterol obilis por solo tomar aceite de oliva? El cuerpo no tendría tiempo material deformar esas piedras por tomar aceite. Asimismo, ¿cómo se explica que no despidasmás piedras a partir de la sexta limpieza o más? Se las han llevado a analizary son típicos cálculos de vesícula. En fin, que no saben y su arrogancia leslleva a reírse de los pacientes. Me dan pena... A mi hermana le diagnosticaroncálculos en la vesícula con recomendación de operarse. Después de hacerse lalimpieza volvió y le dijeron que no tenía cálculos, que debía haber sido unerror de diagnóstico.... Pero les enseñó la foto de la ecografía y se quedaronsin saber qué decir".
Noemí - Foro español sobre limpieza hepática -
http://foros.ecotienda.com


Ignacio del Barco es ciudadano español y paciente del Dr.Santiago De La Rosa. El Sr. Del Barco estudió dos años medicina, trabajó para elInsalud en el País Vasco y es experto en Matemáticas Biológicas pero, antetodo, le interesa el comportamiento humano y su relación con la salud. DirectorGeneral de una consultora de inversiones y pensiones, su equipo mueve en todoel mundo miles de millones de euros sobre los que tiene que decidir. Y comobuen autodidacta un día decidió abordar sus problemas de salud mediante unalimpieza hepática. Del Barco cuenta que durante años tuvo las transaminasasaltas (bebiera o no bebiera), el ácido úrico alto (con ataques de gotarepetitivos aunque eliminara las comidas susceptibles de provocar un aumentodel mismo) y el colesterol alto.
"Tengo un dato estadístico muy importante y es que las personas quefallecen de muerte súbita siempre presentan tres factores comunes: ácido úricoelevado, transaminasas elevadas y colesterol elevado. No por tenerlas así unotiene que morirse, pero todo el que muere joven de muerte súbita las tiene. Yotenía el colesterol en doscientos y pico, las transaminasas elevadas y el ácidoúrico en diez. Y los tres están vinculados al hígado. Así que empecé lalimpieza hepática para ver si funcionaba, como un puro experimento, porque lasfotos que veía no acababan de convencerme. Es más, cada semana me hago unaanálisis para comprobar la evolución de los tres indicadores y cada año un testde intolerancia alimentaria. Bueno, pues en el laboratorio del Dr. Calderón seme detectó en el 2005 que había 34 alimentos a los que era intolerante. Y en el2006 el resultado se repitió. Por eso el pasado marzo decidí aceptar el consejodel Dr. De la Rosa y hacerme una limpieza hepática. Desde entonces he expulsadocálculos crema (que son de colesterol) y verdes (de colesterol y bilis). Sólome falta expulsar los negros endurecidos. Así que voy a seguir con laslimpiezas cada mes, que es lo que aconseja Moritz, hasta que no quede ninguna.Y es que los resultados están ahí. No sólo mi estado general es mejor sino quelos propios análisis lo corroboran. El último análisis de transaminasas me da81, cuando antes estaba en 126, el ácido úrico estaba en 10 y ahora está en9,12, el colesterol estaba en 220 y ahora está en 166. Y sólo soy intolerante a17 alimentos en lugar de 34. Y no porque haya dejado de comer los alimentos queme sientan mal, pues no ha sido así; comerlos ha formado parte de mi propioexperimento. A mi juicio demuestra la importancia de la limpieza hepáticatambién en el caso de las intolerancias alimentarias. Debo decir además que mesiento con mucha más energía y una sensación de liviandad que probablemente sedeba a la disminución del tamaño de mi hígado. Y es que me habían diagnosticadouna hepatomegalia (aumento anormal del tamaño hepático) con hígado graso. Hayque seguir a rajatabla el protocolo. Que no se le ocurra a nadie no hacerlo así,porque puede acabar en el hospital. El día de la limpieza, por ejemplo, no sedebe tomar más que fruta, avena con agua y ensalada. No se deben ingerir nisiquiera frutos secos porque en ese caso se necesitaría bilis para sudigestión, la presión biliar sería menor y la expulsión de los cálculos, alsalir mucho más secos, podría ser dolorosa. Asimismo, si no se dejan pasar almenos un mes entre limpieza y limpieza uno se arriesga a tener problemas. Yodecidí probar, la repetí sólo una semana después de la primera y tuve un ataquede gota por no dejar que los riñones tuvieran tiempo de eliminar por completolos fragmentos minúsculos que pueden pasar a través de la sangre a los riñones.Dejar pasar sólo una semana es un enorme error. Las limpiezas se debendistanciar como mínimo entre quince días y un mes. Sin olvidar que antes decada una de ellas hay que hacer una limpieza intestinal previa. En suma, hayque seguir todos los pasos del protocolo sin excepción".
El doctor Santiago de la Rosa agrega: "Debo decir que esta experiencia nosólo le ha permitido a Ignacio mejorar su cuadro clínico -los niveles detransaminasas, ácido úrico y colesterol- sino que emocionalmente está menosirritado, estresado y ofuscado, que es lo que genera el hígado según la MedicinaTradicional China. Y su experiencia debería también servirnos de enseñanza.Porque es verdad que todos aprendemos cada día algo nuevo, pero intuyo que estavez la enseñanza es muy importante. Se nos ha enseñado que nuestro principallaboratorio orgánico, el hígado, puede limpiarse con drenadores homeopáticos ofitoterápicos, pero ahora sabemos también que, llegado el caso, podemossometerle a una limpieza general a fondo que incluya la eliminación de loscálculos intrahepáticos. Algo realmente importante, sobre todo cuando otrasposibilidades terapéuticas hayan fallado".

Extracto del testimonio publicado en Discovery Salud - http://www.dsalud.com - Junio 2008


Respuesta a lapregunta ¿es normal no expulsar nada en la primera limpieza? “Es normal. Mimujer tiene 42 años, es vegetariana, hace muchos años, como yo, y tampocoexpulsó nada en sus dos primeras limpiezas, nada visible. En cambio en latercera, cuando ya estaba muy desanimada, pensando que ella no teníasedimentos, soltó una cantera! ¿Qué pasó? Probablemente, si partes de un buenestado de salud, como el caso de mi mujer, los sedimentos están más duros eincrustados en el cauce de salida de los jugos hepáticos. Hay que ablandarlosbien antes de que se muevan y salgan. En realidad es todo un proceso mecánico,de arrastre de sedimentos hacia afuera, poco a poco, en sucesivas limpiezas. Loque pasa que expulsar a la primera, anima a la gente a continuar con másentusiasmo. Yo tampoco expulsé nada en mis dos primeras limpiezas, salvobarrillo blanco, como perdigones, si bien en bastante cantidad. Pero comoestaba mal, seguí haciendo limpiezas hasta que se ablandó todo, y es notable loque expulsé en la tercera! A ti te pasará igual. Toma mucho jugo de manzanafuera de las comidas, o mejor, compleméntalo con acido málico y verás como enun par de veces despides un buen montón. No te desanimes, pues aún estáspreparando el terreno. Pronto verás tus piedras, seguro, pues hasta ahora todoslas han expulsado”.
Carlos - Foro español sobre limpieza hepática -
http://lalimpiezahepatica.blogspot.com

Tengo 53 años y desdechico tuve problemas de salud relacionados con el hígado (urticaria, hepatitis,psoriasis). Por casualidad, en una reunión de trabajo una persona menciono aNéstor Palmetti y a su libro Cuerpo Saludable; me causó curiosidad e ingrese asu página en Internet. Cuando vi el título “Limpieza Hepática Profunda”, pensé:“que interesante, ningún médico me lo había dicho”. Leí todo el artículo, elmétodo me pareció muy sencillo y las personas que daban testimonio de haberlohecho me terminaron de convencer y me dije “esto lo hago”. Así fue como a loscinco días comencé a tomar el jugo de manzana. Las indicaciones son exactas,todo se fue dando de la manera descripta y lo mas asombroso e impactantesucedió cuando vi las piedras que largue, fue tremendo! La primera vez fueroncomo trescientas (9/9/09), la segunda unas cuatrocientas (8/10/09), la terceraotras cuatrocientas (19/12/09) y la última fueron unas cuarenta piedras(21/1/10), que pueden verse en las fotos. Me imagino que es mucho mas saludableque estas piedras estén fuera y no dentro del organismo, ahora me siento más“desinflamado”, “deshinchado”.
Rubén Martínez, Lomas de Zamora (Buenos Aires)




Alimentos que matan,alimentos que curan
Como órgano responsable de la vitalidadcorporal, el hígado se ve favorecido por la ingesta de alimentos vivos; por elcontrario, los alimentos muertos representan una carga tóxica. Por alimentosvivos entendemos frutas y verduras frescas, semillas germinadas (brotes) ofermentados (chucrut, miso, salsa de soja, kéfir, pickles en salmuera). En losalimentos fermentados, es fundamental que no hayan sido alterados porconservantes o procesos de pasteurización, en cuyo caso pasan al bando opuesto.

En el grupo de los alimentos muertos están: los refinadosde todo tipo (azúcar blanca, sal refinada, harina blanca, aceites industriales), el alcohol y las sustancias sintéticas (margarinas ó aceiteshidrogenados, vitaminas, saborizantes, colorantes, conservantes). Resultasencillo imaginar el daño que genera, sobre todo en los niños, la abundante yperiódica ingesta de gaseosas y jugos industriales, compuestos totalmente porsustancias muertas (azúcar, edulcorantes, acidificantes, colorantes,conservantes, etc).



Eltema de los conservantes es gravísimo en la función hepática,pues precisamente el poder inhibitorio quelos hace útiles para la preservación de alimentos, interfiere seriamente en losnumerosos y vitales procesosenzimáticos que todo eltiempo realiza el hígado.
Además,los conservantes son ingeridos en cantidadeselevadas y con gran regularidad, pues estánpresentes en todos los alimentos industriales de consumo masivo. Por lo tanto,es muy importante para el hígado, el efecto benéfico de las enzimas alimentarias,localizadas en vegetales crudos, fermentados y germinados.

Otros alimentos especialmente perjudiciales para la función hepática, son los lácteos vacunos y el trigo.


Los numerosos factores que se analizan en "Los alimentos suma"1 y el exuberante consumo al que nosvemos expuestos, terminan repercutiendo sobre la delicada trama de quehaceres acargo del hígado. Con la complicidad de la mucosa intestinal permeable, el hígado debe lidiar con sus aportes tóxicos y reactivos: proteínas antigénicas(detonantes de alergias), hormonas sintéticas, carga tóxica,
Una sustancia útil para el hígado es el ácido láctico, elemento resultante de muchos procesos ancestrales de conservaciónde alimentos: los fermentos. Un gran generador de ácido láctico es el repolloblanco encurtido en sal y su forma más conocida es el tradicional chucrut de la Europa fría.
Muchas hortalizas pueden fermentarse y resultar así un interesante aporte alimentarioy terapéutico para la función hepática, por su contenido en ácido láctico,enzimas y vitaminas. En el apéndice se ilustran una serie de técnicas sencillaspara generar eficientes fermentacionescaseras.


Además del repollo, las mejores hortalizas para el hígado son: zanahoria,alcaucil, escarola, endibia, apio, rabanito, bardana, nabo, remolacha y lashojas verde oscuras (diente de león, achicoria, perejil, berro, espinaca). Comoveremos en las hierbas, debemos preferir siempre aquellas verduras de sabor amargo, que beneficianparticularmente al hígado.


Entre las frutas favorables a la función hepáticapodemos citar: uva, ciruela, manzana (sobre todo las verdes), palta, cítricos(limón, lima, naranja, pomelo) y frutos de bosque (frutilla, arándano,frambuesa, mora, cereza). El azúcar de las frutas, la fructosa, se metaboliza en elhígado y colabora en su depuración.
Nodebemos confundir al azúcar de la frutas con el nocivo jarabe de maíz de alta fructosa (JMAF), edulcorante refinado obtenidopor hidrólisis del almidón. Debido a la errónea asociación, mucha gente cree que el JMAF essaludable, e incluso se lo recomienda a diabéticos. Pero la realidad es muy distinta. Cuando comemos fruta, la fructuosa ingresa alcuerpo acompañada de fibra y otros componentes de la fruta, que amortiguan su paso al flujosanguíneo.
Al consumirse el JMAF refinado,no existe tal amortiguación y se genera una rapidísima absorción a nivel celular. Esto lo convierte en una fuente incontrolada decarbono, que a su vez se transforma en colesterol y triglicéridos, generando "hígado graso"2.Otro problema es que la ingesta del JMAF noactiva los controles cerebrales de saciedad (como ocurre con otros azúcares), porlo cual su consumo genera más apetito.


Otro alimento benéfico para el hígado es la mielde abejas, dado que estimula su metabolismo y su capacidad depurativa. Lamiel se utiliza en la recuperación de cirróticos y alcohólicos;asimismo se aconseja luego de haber consumido mucho alcohol, para mitigar laresaca. El néctar de las abejas aporta su riqueza en fructosa, microminerales(unos 30 oligoelementos), aminoácidos (17), ácidos orgánicos, acetilcolina,enzimas, vitaminas y antioxidantes.
Parael hígado también son importantes los alimentos ricos en cromo, mineral traza clave enla función hepática y carente en la moderna alimentación refinada. Su escasezdesestabiliza el control del azúcar en sangre, la eficiencia de la insulina yel equilibrio del colesterol. Son buenas fuentes alimentarias: la levadura decerveza, el cacao amargo, el azúcar integral de caña, la miel de abejas, elcenteno integral, el germen de trigo, las cebollas…
Elrubro grasas es clave en la función hepática,siendo el órgano encargado de su metabolismo. Si bien el tema lo profundizamosen "Grasas Saludables, digamos aquí que el hígado depende de la provisiónexterna de los ácidos grasosesenciales, así llamados al no ser sintetizados en el organismo. Estos AGE(omega 3 y 6) son claves en el metabolismo hepático y están presentes enlas semillas y/o aceites de lino, chía, girasol y sésamo, el aceite de soja, elgermen de trigo y las nueces.
Enel caso de aceites, resultan fuentes útiles solo aquellos de presión en frío y no refinados.Cita especial para las aceitunas y el aceite de oliva de primera presión en frío, que aunque no contienen AGE, sonsaludables y base de una de las técnicas depurativas.
Siguiendocon las grasas, veamos aquellas inconvenientes para el buen funcionamiento del hígadoy decididamente desaconsejables enun proceso depurativo. Ya nos referimos a las nefastas margarinas (aceites vegetales hidrogenados) comoproducto sintético, absolutamente privo de vitalidad e intoxicante delorganismo todo.
Luegodebemos citar a las grasas saturadas,sobre todo aquellas provenientes de animales de cría industrial, que incluyenalto contenido de antibióticos, hormonas sintéticas y metales pesados. En esterubro se encuadran los lácteos y sus derivados, que además reciben el aporte de conservantes y aditivosquímicos de síntesis.
Porúltimo debemos citar las frituras,generalmente realizadas con aceites de pésima calidad y escasa renovación, querecargan la función hepática con compuestos tóxicos y mutagénicos. Estos mismos compuestos se generan en todos los procesos de cocción quesuperan los 100º C de temperatura (horno, grillado,presión, etc).


[1] Ver libro"Nutrición Depurativa"
Investigadores de EEUU consideran al JMAF como la principal causa de hígadograso en ese país y tal vez la mayor razón del aumento de colesterol de losúltimos 20 años. Ver libro "Ultra metabolismo" del Dr. Mark Hyman(Editorial Norma).



"LIMPIEZAS HEPATICAS
Hice varias limpiezas utilizando el método deAndrea Moritz descripto en su libro La limpieza del hígado y de la vesicula.Para mayor información leer el blog de Carlos
http://www.lalimpiezahepatica.blogspot.com/ .


En este método se toma medio vaso de aceitemezclado con medio vaso de jugo de pomelo siguiendo un cierto protocolo.Despues de once limpiezas llegue a la siguiente conclusión :
Cuando se ingiere bastante aceite, el hígadose ve obligado a largar bilis, esta sale arrastrando en su camino lossedimentos y elementos extraños, almacenados en el hígado . La bilis envuelveen el intestino delgado al aceite tomado , formando capas de color blanquecinoo marron y aparecen piedras de distintos colores, según el tipo de sustanciasextrañas que uno tenga, algunas son mas calcificadas que otras. Al abriralgunas de esas piedras que salen por el ano, algunas son de color verde olivapor dentro y marrones o blancas por fuera. La capa que las envuelve tiene unaconsistencia dura comparada con la consistencia gelatinosa de la parte verde deadentro. Otras piedras que salen al abrirlas se observa que son como unaglutinamiento de muchísimas piedritas. Supongo que se deben a que al salirtantas sustancias toxicas almacenadas en el hígado, salen en forma de diminutossedimentos y al ir rodando por el intestino, dan lugar a piedras bastantegrandes, algunas de hasta un centímetro o mas. Otras piedras son de colornegro, supongo que son de pigmentos biliares y estaban en la vesicula. Si nohay sedimentos en el hígado, la bilis sale limpia de color verde y las piedrasque salen son de color verde esmeralda. En algunos casos se eliminan piedrasalmacenadas en la vesicula (siempre y cuando los tejidos de la vesicula tenganenergia, tonicidad para realizar la expulsion) y en otros también se eliminanmucosidades y parasitos.
Cuando se mira por internet la foto de unhigado graso, se observa que esta lleno de diminutas particulasblancoamarillentas como de grasa. Da la impresion que el higado va quedandocomo una esponja con mucha grasa y de tanta grasa , va quedando duro, rigido.Yo creo que con estas limpiezas hepaticas se va sacando esa grasa poco a poco.Para el que tenga interes en hacerlas, que lea primero a fondo el blog de Carlos,ya que hay pro y contras.
El olor de las primeras limpiezas es nauseabundo, no se puede respirar, despues paulatinamente va mermando ese olor feo."

CÁNDIDA


[img]http://i1176.p
0
0
0
0No comments yet