Check the new version here

Popular channels

100 Años de la Gran Guerra y Te lo Cuento Todo(Parte 9/10).

Las Armas - Parte 3



Estados Unidos


Springfield M1903

Hacia finales del siglo 19, Estados Unidos no poseía más que el problemático, pesado e innecesariamente grande Krag-Jørgensen. Alemania, por el contrario, gracias a Paul Mauser logró poseer uno de los mejores fusiles de la historia, el Mauser 98, del cual muchas otras naciones adoptaron el diseño.


Springfield M1903 y dos peines de municion.

Como ejemplo de esto están el Lee-Enfield inglés, el Mosin-Nagant ruso, el Arisaka M38 japonés y el Springfield estadounidense; por tal razón, a esta línea de copias del Mauser se les llamó Mauser modificados. Este rifle fue oficialmente remplazado como el rifle estándar de infantería por el rifle semiautómatico M1 Garand en 1937.

Historia

El desarrollo del fusil Springfield M1903 fue debida a la necesidad constatada a raíz de las experiencias obtenidas en la Guerra Hispano-Americana, de que su fusiles reglamentarios Springfield monotiro Modelo 1873 calibre 45-70 y Krag-Jørgensen calibre 30-40 eran notablemente inferiores a los Mauser Modelo 1893 utilizados por las tropas españolas, destacando entre otras deficiencias la poca potencia del cartucho empleado y la del sistema de carga. Por ello en 1900 la factoría estatal Springfield se planteó diseñar y fabricar un fusil basado en el diseño de Mauser probado satisfactoriamente en combate. Por ello inició negociaciones con la empresa alemana y finalmente compró los derechos del sistema de cerrojo Mauser por 200.000 dólares de la época.


Springfield M1903A4 con visor telescópico.

Paralelamente a ello en 1902 se diseñó una nueva y más potente munición que disparaba una bala de punta redondeada de 220 grains (14,2 g) y que alcanzaba una velocidad aproximada en boca de 670 m/s, unos 100 m/s más que el cartucho 30-40 del Krag-Jørgensen. Este diseño y el nuevo cartucho fueron inicialmente producidos en 1903, siendo oficialmente adoptado el 19 de junio como United States Magazine Rifle, Model of 1903, Calibre 30. ó 30.03 y Cartridge, Ball, Calibre 30, Modelo de 1903. Ese diseño inicial del que empezaron a realizarse los primeros pedidos en noviembre de 1903 montaba una bayoneta de espiga como la del Trapdoor Modelo 1888, pero fue rechazado por el Presidente Theodore Roosevelt personalmente, por lo que el fusil fue enviado a fábrica para su rediseño cuando ya se habían producido más de 80.000 fusiles, a fecha enero de 1905, lo que conllevó el cambio a una bayoneta de hoja normal Modelo 1905. El desarrollo se completó con la adopción de la munición con bala puntiaguda o "spitzer" de 150 grains (9,7 g) con una velocidad de salida de 810 m/s, adoptada por los franceses y alemanes en la última década del siglo XIX (aprox. 1890). Denominado "Cartucho M1906" es la famosa munición .30-06 utilizada en innumerables fusiles y ametralladoras y que sigue estando entre los más populares cartuchos civiles de todo el mundo al día de hoy. Además se incorporó una nueva mira mejorada y retocada para compensar la velocidad y la trayectoria del nuevo cartucho.

Funcionamiento

El funcionamiento del Springfield 1903 era de cerrojo de tiro simple. Esto significa que después de cada disparo y la consecuente recarga, el cerrojo tenía que amartillarse manualmente para poder disparar otra vez. Tenía capacidad para 5 cartuchos calibre 7,62 mm, al igual que la mayoría de los fusiles de la época.


Primer plano del cerrojo abierto.

El Springfield 1903, por ser una copia, logró mejorar el diseño del Mauser, haciendo un fusil más corto. Con la ayuda del cartucho modelo de 1906, el Springfield se convirtió en un fusil potente y muy fiable. Fue usado por los Estados Unidos en su entrada a la Primera Guerra Mundial y lo utilizó sin cambios hasta principios de la Segunda Guerra Mundial (1939).


Mecanismo Pedersen

Accesorio para el fusil Springfield M1903 desarrollado durante la Primera Guerra Mundial, que le permite disparar un cartucho corto calibre 7,62 mm en modo semiautomático. Este ingenioso aparato fue desarrollado para que la infantería pueda aumentar su cadencia de disparo mientras avanzaba, al mismo tiempo que el fusil podía emplear su propio cerrojo para disparos a larga distancia desde las trincheras.

Su producción apenas había empezado cuando la guerra terminó, por lo que el Aparato Pedersen terminó siendo almacenado después de la guerra. La mayoría fueron destruidos más tarde y los pocos ejemplares sobrevivientes son artículos de colección sumamente valiosos. En marzo de 2008, un Aparato Pedersen Mark I de 1918 y una cuantas cajas de munición que eran propiedad de Bruce Stern, fiscal del estado de Connecticut, fueron subastados por 55.000 dólares (60.250 dólares fue la oferta final del comprador).


Mecanismo Pedersen montado en un Springfield M1903.

Historia

John Pedersen, empleado de Remington Arms, estaba consciente de que los Estados Unidos tomarían parte de la guerra en un momento dado. Preocupado por la incapacidad de los soldados de abrir fuego mientras trataban de cruzar a la carrera la Tierra de nadie, decidió empezar a estudiar la cuestión del fuego semiautomático que les permitiría disparar desde la cadera sin detenerse. Sin embargo, él también observó que no habría forma que el Ejército acepte un fusil de diseño nuevo, ya que estaban esforzándose en producir suficientes fusiles Springfield, contratando a Remington y Winchester para producir millones de fusiles M1917 Enfield e importando fusiles Ross desde Canadá para entrenamiento.

Esto lo llevó al diseño final, que reemplazaba el cerrojo estándar del Springfield con un aparato consistente en un mecanismo de disparo completo y un pequeño "cañón" para el pequeño cartucho. En efecto, el "aparato" era esencialmente una pistola accionada por retroceso sin armazón ni empuñadura, que usaba su corto "cañón" para encajarse en la larga recámara del Springfield M1903. El mecanismo era alimentado mediante un largo cargador de 40 balas que sobresalía del lado superior derecho del fusil, que se extraía para recargar y se insertaba otro lleno. En la parte posterior del aparato había una nueva alza. Sin embargo, el aparato necesitaba una modificación del fusil: se debía abrir una portilla de eyección en el lado izquierdo del cajón de mecanismos del fusil para que los casquillos disparados puedan salir.



Hacia 1917 había perfeccionado su solución y viajó a Washington, DC para hacer una demostración. Tras disparar varias balas con lo que parecía ser un Springfield sin modificar, él retiró el cerrojo estándar, insertó el aparato y disparó varios cargadores con una muy alta cadencia de fuego. El equipo de evaluación estaba atónito e inmediatamente lo clasificó como "alto secreto". Para confundir al enemigo, el Departamento de Armamento decidió llamarlo Pistola automática de los Estados Unidos, calibre .30, modelo de 1918. Se planeó empezar la producción de fusiles Springfield modificados, que fueron denominados Fusil de los Estados Unidos, calibre .30, modelo de 1918, Mark I. Se hicieron promesas de tener 500.000 listos para la Ofensiva de primavera de 1919. El uso del Aparato Pedersen en la ofensiva de primavera de 1919 se haría conjuntamente con la completa introducción en combate del BAR.



El Aparato Pedersen también fue modificado para montarse en el M1917 Enfield y el Fusil de los Estados Unidos Modelo de 1916 (el Mosin-Nagant producido por Remington). Ninguno de estos fueron producidos, aunque se hicieron ejemplares de ambos.

Producción

La producción del aparato y del fusil modificado empezó en diciembre de 1918, después del fin de la guerra. La producción continuó hasta 1920, permitiendo a los Estados Unidos poner el sistema en servicio si se daba el caso. Cada aparato fue suministrado con un contenedor que le permitía transportarlo seguramente mientras no se usaba, así como un portacargadores con capacidad para cinco cargadores. En total, el aparato agregaba 6,35 kg a la carga estándar del soldado, aunque esto era considerado soportable en aquel entonces.


BAR M1918.

El fusil automático Browning o BAR (acrónimo del nombre original en inglés Browning Automatic Rifle) es parte de una serie de fusiles automáticos y ametralladoras ligeras empleados por los Estados Unidos y muchos otros países durante el siglo XX. La principal variante de esta serie fue el M1918, calibrado para el cartucho .30-06 Springfield y diseñado en 1917 por John Browning para el Cuerpo Expedicionario estadounidense en Europa para sustituir a las Chauchat C.S.R.G. y Hotchkiss M1909 Benet-Mercie francesas.

El BAR fue diseñado para ser llevado por los soldados que avanzaban, colgado del hombro y disparado desde la cadera, una idea llamada "fuego sobre la marcha" - se creyó necesaria para el soldado durante la guerra de trincheras. Pero en la práctica, era frecuentemente empleado como una ametralladora ligera y disparado desde un bípode (introducido en modelos posteriores). La versión original del M1918 fue y será la más ligera ametralladora que empleó el cartucho .30-06 Springfield, aunque la capacidad de su cargador estándar de 20 cartuchos limitaba su utilidad en dicho cometido.

Historia

Los Estados Unidos entraron a la Primera Guerra Mundial con un arsenal de diversas ametralladoras extranjeras y de fabricación local sumamente pequeño y obsoleto, debido principalmente a la indecisión burocrática y a la falta de una doctrina militar sobre su empleo. Cuando se declaró la guerra a Alemania el 6 de abril de 1917, el Alto Mando del Ejército estaba al tanto que para pelear en esta guerra de trincheras, solamente tenía 670 ametralladoras M1909 Benet-Mercie, 282 ametralladoras M1904 Maxim y 158 ametralladoras Colt M1895. Tras un largo debate, se llegó a la conclusión que se precisaba un rápido rearme con armas de producción local, pero hasta entonces, las tropas estadounidenses emplearían cualquier arma que los franceses e ingleses podrían ofrecer. Las armas donadas por los franceses frecuentemente eran de baja calidad o sobrantes de calibre 8 mm Lebel, complicando la logística al tener que distribuir municiones distintas.

Desarrollo

En 1917, antes de la entrada de los Estados Unidos en la guerra, John Browning llevó a Washington D. C. por su cuenta dos tipos de armas automáticas para realizar una demostración: una ametralladora refrigerada por agua (adoptada posteriormente como la Browning M1917) y un fusil automático conocido en aquel entonces como Fusil Ametrallador Browning o BMR (acrónimo en inglés de Browning Machine Rifle), ambas calibradas para el cartucho estándar .30-06 Springfield. Browning organizó una demostración pública de ambas armas en una zona de las afueras de Washington D. C. llamada Congress Heights. El 27 de febrero de 1917, Browning hizo la demostración de ambas armas ante una multitud de 300 personas (entre las cuales figuraban militares de alto rango, congresistas, senadores, dignatarios extranjeros y reporteros). Estas quedaron tan impresionadas, que instantáneamente le ofrecieron un contrato por el fusil automático y de prisa lo introdujeron en servicio activo (la ametralladora refrigerada por agua tuvo que pasar otras pruebas).


BAR M1918 junto a una granada MK 2.

En mayo de 1917 se llevaron a cabo pruebas adicionales en el Arsenal de Springfield ante los oficiales del U.S. Army Ordnance, por lo que ambas armas fueron unánimamente recomendads para su inmediata adopción. Para evitar confusiones con la ametralladora alimentada mediante cinta M1917, el BAR fue denominado M1918 o Fusil, Automático, Browning Calibre .30, M1918 (Rifle, Caliber .30, Automatic, Browning, M1918) según la nomenclatura oficial. El 16 de julio de 1917 se ordenaron 12.000 fusiles BAR a la Colt's Manufacturing Company, la cual tenía un contrato exclusivo con Browning para producir el BAR según su patente (la Colt era dueña de la patente de Browning). Sin embargo, la Colt ya estaba produciendo a capacidad máxima (contratada por el Ejército británico para producir la ametralladora Vickers) y solicitó una pausa para poder aumentar su capacidad productiva con la construcción de una nueva fábrica en Meriden, Connecticut. Debido a la urgente necesidad del arma, la solicitud fue negada y el principal contratista pasó a ser la Winchester Repeating Arms Company (WRAC). La Winchester aportó una valiosa ayuda en el refinamiento del diseño final del BAR, corrigiendo los planos para poder fabricarlo en masa. Entre los cambios efectuados, se modificó el modo de eyección (los casquillos de los cartuchos disparados eran arrojados hacia el lado derecho del arma, en lugar de hacia arriba).

Producción

Ya que la producción del arma no empezó hasta febrero de 1918, el cronograma de la Winchester para producir el BAR fue tan apresurado que el primer lote de 1800 fusiles fue suministrado con defectos;6 se descubrió que varias piezas no eran intercambiables entre los fusiles y la producción fue detenida temporalmente hasta que los procesos de fabricación sean refinados y así poder producir el fusil según sus especificaciones. El contrato inicial con la Winchester mencionaba 25.000 fusiles BAR. Estos entraron en producción para junio de 1918, suministrando 4.000 fusiles y otros 9.000 más en julio del mismo año.

Las empresas Colt y Marlin Firearms, también empezaron la producción del fusil poco tiempo después, cuando la Winchester alcanzó la producción máxima. La Marlin Firearms, sobrecargada por un contrato del gobierno belga para fabricar fusiles, compró la fábrica de la Mayo Radiator Co. y la utilizó para fabricar exclusivamente fusiles BAR. El primer fusil producido en esta fábrica fue suministrado el 11 de junio de 1918, la producción máxima alcanzando los 200 fusiles automáticos al día. La Colt solamente llegó a producir 9.000 fusiles BAR para el momento cuando se firmó el Armisticio con Alemania, debido a la gran demanda de otros contratos previos. Estas tres compañías produjeron un total de 706 fusiles al día y aproximadamente un total de 52.000 fusiles BAR fueron suministrados a partir de diversas fuentes para el final de la guerra. Entre 1918 y 1919, 102.125 fusiles BAR fueron construidos conjuntamente por la Colt (16.000), la Winchester (47.123) y Marlin Firearms(39.002).


BAR M1918A2 con Bipode.

Para julio de 1918, el BAR empezó a llegar a Francia y la primera unidad en recibirlo fue la 79na División de Infantería del Ejército estadounidense, que lo utilizó por vez primera en combate el 13 de setiembre de 1918.7 El arma fue personalmente probada contra el enemigo por el Teniente Segundo Val Allen Browning, hijo del inventor. A pesar de haber sido introducido muy tardíamente en la guerra, el BAR causó una impresión desproporcionada para su pequeña cantidad; fue extensivamente empleado durante la Ofensiva de Meuse-Argonne y llamó la atención de los Aliados (Francia solamente solicitó 15.000 fusiles automáticos para reemplazar su notablemente poco fiable ametralladora Chauchat).

Detalles de diseño

El M1918 es un fusil automático con fuego selectivo, refrigerado por aire y accionado por los gases del disparo que impulsan un pistón de recorrido largo tras ser captados por una abertura del cañón. El cerrojo es fijado por un seguro levadizo. El fusil dispara a cerrojo abierto. El extractor de casquillos accionado mediante resorte se encuentra dentro del cerrojo y en el mecanismo del gatillo está instalado un eyector fijo. El BAR dispara mediante un percutor fijo (su portacerrojo actúa como percutor) y tiene un mecanismo de gatillo con una palanca selectora que le permite disparar en modo semiautomático y automático. La palanca selectora se encuentra en el lado izquierdo del cajón de mecanismos y al mismo tiempo actúa como el seguro (en la posición "S" - el fusil está asegurado, "F" - fuego semiautomático, "A" - fuego automático). El seguro bloquea el gatillo.

El cañón del arma está atornillado en el cajón de mecanismos y no se puede desmontar con rapidez. El M1918 es alimentado mediante cargadores rectos de doble hilera con capacidad de 20 cartuchos, aunque también se emplearon cargadores de 40 cartuchos cuando se empleaba el BAR como arma antiaérea ligera; estos cargadores de gran capacidad fueron retirados de servicio en 1927. El M1918 tiene instalado un apagallamas cilíndrico en la boca del cañón e iba equipado con una culata fija de madera y miras mecánicas de tipo cerrado compuestas por un punto de mira y un alza plegable tipo "escalera" graduada con alcances de 92 m a 1.372 m (100 a 1500 yardas). Las bayonetas para los fusiles BAR no se fabricaron en gran número, por lo cual son sumamente raras. Estas tenían forma de espiga, con una plaqueta en la parte superior, acoplándose a la parte inferior del cañón como cualquier otra bayoneta.

Variantes

El BAR fue continuamente desarrollado durante su largo servicio, recibiendo muchas mejoras y modificaciones. El primer gran intento de mejorar el M1918 dio origen a la ametralladora ligera M1922, adoptada por la Caballería de los Estados Unidos en 1922. El arma tenía un cañón pesado con aletas de refrigeración, un bípode ajustable (montado en el cañón mediante un collarín móvil) y un monópode montado en la culata, una armella para la correa portafusil y una nueva cantonera fijada a la culata. El guardamano fue cambiado y en 1926, el alza y el punto de mira del BAR fueron rediseñados para emplear el cartucho M1 .30-06 con bala pesada (172 granos) que estaba entrando en servicio para las ametralladoras.


El Teniente Val Browning (Hijo de John Browning) posa junto a su rifle BAR en Francia.

La segunda modificación significativa del M1918 tuvo lugar en 1937 e intentaba aumentar la efectividad y maniobrabilidad del arma al disparar en modo automático, mediante la introducción del M1918A1 en los arsenales del Ejército estadounidense. En comparación con el M1918 original, el nuevo modelo incluía un bípode ligero y ajustable acoplado al cilindro de gases, así como una nueva cantonera de acero con bisagra. Relativamente pocos fusiles M1918 fueron reconstruidos al nuevo estándar M1918A1.

Entre 1938-1939 se empezó a trabajar en lo que sería el nuevo fusil M1918A2, introducido en servicio en 1940. Uno de los aspectos más importantes de esta modificación consistía en la eliminación del modo semiautomático y el empleo de un mecanismo reductor de cadencia que era activado al mover la palanca selectora a la posición "F". También se le agregó un nuevo bípode con patines, una guía para el cargador delante del guardamonte, se le acortó el guardamanos, un escudo de calor para facilitar el enfriamiento, un pequeño monópode abisagrado que se plegaba en un entalle de la culata y se le asignó el papel de ametralladora ligera de escuadra. Las graduaciones del alza del BAR también fueron modificadas para poder emplear el nuevo cartucho estándar M2 Ball con bala ligera de base plana. En 1942 se reemplazó la culata de madera por una de fibra de vidrio, agregándole al cañón una manija de transporte a fines de la guerra. Inicialmente, los fusiles M1918A2 eran hechos al modificar fusiles M1918 sobrantes y unos cuantos M1922 y M1918A1; posteriormente, fueron producidos por la New England Small Arms Corp. y la International Business Machines Corp. (con un total de 168.000 fusiles nuevos fabricados). Durante la Guerra de Corea, la producción fue retomada y esta vez el contratista fue la Royal McBee Typewriter Co., que produjo 61.000 ametralladoras ligeras M1918A2.

El M1918A2 es un arma automática que emplea un gatillo y un mecanismo de control del disparo que solamente permite fuego automático, pero con dos cadencias variables: normal (500-650 disparos/minuto) y baja (300-450 disparos/minuto), que se escogen al activar un mecanismo reductor instalado dentro de la culata (junto al amortiguador de retroceso). La palanca del selector se encuentra en el lado izquierdo del cajón de mecanismos y tiene tres posiciones: "S" - arma asegurada, "F" - fuego automático con cadencia baja y "A" - fuego automático con cadencia normal. Su cañón tiene un apagallamas ranurado (introducido durante la Guerra de Corea), un bípode ajustable, una culata fija con soporte para el hombro plegable, manija de transporte y miras mecánicas con un punto de mira y un alza tipo "escalera" (que puede ajustarse tanto en horizontal como en vertical) con alcances de 92 m a 1.472 m (100 a 1600 yardas) y un entalle para disparar a 274 m.


Variantes Estadounidenses del BAR M1918.

La familia de ametralladoras ligeras BAR también encontró un potencial mercado en ultramar y fue ampliamente exportada. En 1919, la Colt desarrolló y produjo una variante comercial llamada Fusil Ametrallador Automático Modelo 1919 (Automatic Machine Rifle Model 1919; Modelo U según la denominación de la empresa), que tenía un mecanismo de retroceso diferente del empleado en el M1918 (iba instalado en la culata en lugar del tubo de gases) y no llevaba apagallamas. Más tarde fue ofrecido por corto tiempo el Modelo 1924, que tenía un pistolete y un guardamanos rediseñado. Sin embargo, el siguiente Modelo 1925 (R75) alcanzaría la mayor popularidad en ventas de exportación. Estaba basado en el Modelo 1924 pero tiene un cañón pesado con aletas, un bípode ligero y tiene cubiertas protectoras en el brocal del cargador y la portilla de eyección (algunas de estas características fueron patentadas: véase los patentes estadounidenses 1548709 y 1533968). El Modelo 1925 fue producido en diversos calibres, incluyendo el .30-06 Springfield (7,62 x 63), 7,65 x 54, 7 x 57 Mauser, 6,5 x 55, 7,92 x 57 Mauser y .303 British (7,70 x 56 R). Una variante menor del Modelo 1925 (R75) fue la ametralladora ligera con cañón de cambio rápido R75A (producida en 1924 en pequeñas cantidades para el Ejército Real Neerlandés) y el fusil automático Monitor (R80), que fue adoptado por varias agencias de seguridad estadounidenses (inclusive el FBI) en 1931. El R80 no tiene bípode y emplea un cajón de mecanismos ligero y un corto cañón ligero de 485 mm (18 pulgadas) equipado con un compensador Cutts.

Historial de combate

Desde su creación, el M1918 fue un fusil automático. Suministrado por primera vez a la Fuerza Expedicionaria Estadounidense en septiembre de 1918, estaba basado en la idea de "fuego sobre la marcha", una táctica francesa empleada desde 1916 en la cual se empleaba la CSRG 1915 para proteger el avance de fusileros hacia las trincheras enemigas, ya que las otras ametralladoras eran demasiado pesadas para acompañar a las tropas durante el asalto. Además de dispararse desde el hombro, los soldados armados con el BAR llevaban una correa con porta-cargadores para el BAR y una funda para arma auxiliar, que iba provista de una "copa" para apoyar la culata del fusil cuando era disparado desde la cadera. En teoría, esto permitía al soldado efectuar fuego de apoyo mientras avanzaba, manteniendo a los enemigos dentro de la trinchera, una táctica conocida como "fuego sobre la marcha". La idea resurgiría con el subfusil y finalmente con el fusil de asalto. Se desconoce si alguna copa de correa fue empleada en combate. El BAR tuvo un empleo limitado en la Primera Guerra Mundial, debido en parte al Armisticio con Alemania y también porque el ejército estadounidense temía que el BAR cayese en manos enemigas, siendo empleado por vez primera en 1918. Al final de la guerra, se habían fabricado 85.000 fusiles automáticos BAR

Clyde Barrow, miembro de la infame Banda Barrow, empleó un BAR acortado (robado de un arsenal de la Guardia Nacional) durante su carrera criminal en la década de 1930. Los seis oficiales de policía que mataron a Bonnie y Clyde emplearon en la emboscada una variante del BAR llamada Colt Monitor.



Ametralladora Lewis

La ametrelladora Lewis fue diseñada en Estados Unidos antes de la Primera Guerra Mundial y fue usada en esta por las fuerzas del Imperio Británico. La Lewis es fácilmente identificable debido al amplio tubo de refrigeración alrededor del cañón y al cargador montado en la parte superior del arma.

Historia

A principios del año 1910, el teniente coronel Isaac Newton Lewis tuvo contactos con la firma fabricante de armas Automatic Arms Co. de Buffalo, Nueva York, en los cuales se le ofreció un paquete de acciones de dicha firma si diseñaba para su producción una ametralladora basada en patentes que ya poseía u otra de concepción original suya; estando de acuerdo en esta proposición aceptó unirse a la firma, y de esta colaboración, surgió el diseño de una ametralladora refrigerada por aire. Sin menoscabo hacia la habilidad que Lewis mostró en el montaje de uno de los más ligeros y más confiables mecanismos de disparo jamás ideados, debe recordarse que los principios básicos de funcionamiento ya eran propiedad de la Automatic Arms Co, antes de que Lewis se convirtiera en un miembro de la firma a finales de 1910. En el momento de la organización de la empresa Samuel Neal McClean había cedido todos los derechos de patente de su ametralladora, mejor conocido como Fusil Automático McClean-Lissak. Los productores del arma hicieron varios intentos fallidos para interesar al gobierno en ella, pero McClean, como muchos otros inventores, no pudo conseguirlo.


Lewis con el alza desplegada.

También el coronel Lewis después de presentar el arma en diversas pruebas se frustró intentando persuadir al Ejército de los Estados Unidos para que adoptara el arma, por lo que decidió retirarse del servicio activo y se dirigió a Bélgica estableciendo en la ciudad de Lieja la firma conocida como Armes Automatiques Lewis SA. Los belgas rápidamente adoptaron el innovador diseño en 1913, utilizando munición .303 British (7,70 x 56 R). Poco tiempo después la empresa inglesa Birmingham Small Arms Company (BSA) adquirió la licencia para producirla. El primer lote de 50 ametralladoras de la BSA fue completado a mediados de 1913, en siete calibres diferentes, con el objetivo evidente de la comercialización de estas armas en toda Europa.

Diseño y Funcionamiento

Su cadencia de tiro era de 550 disparos por minuto y pesaba 11,8 Kg, casi la mitad de sus contemporáneas (como la Ametralladora Vickers), por lo que fue elegida para ser cargada y utilizada por un solo soldado. La Lewis era utilizada para acompañar a las tropas tanto en los avances como en las retiradas por lo reducido de su peso. Además, era relativamente barata (un sexto del costo de la Vickers) por lo que fue ampliamente distribuida entre los soldados.

En total, el arma estaba compuesta por 62 partes y debido a su ligereza fue muy popular como ametralladora montada en aeroplanos, sobre todo porque el enfriamiento producido por la velocidad del aire hacía innecesario el tubo enfriador, aligerando aún más el peso del arma.


Ametralladora Lewis en Afuste Antiaereo.

La Lewis era accionada por los gases del disparo y tenía un pistón bajo el cañón. La parte de atrás del pistón soporta otro pistón vertical que era encajado en una ranura espiral en el cerrojo, de modo que al accionar el pistón, el cerrojo es girado para abrirse y después retroceder. El percutor está unido al pistón que golpea el cartucho a la vez que el pistón recupera su posición delantera.

La Lewis podía utilizar dos tipos diferentes de tambores, uno de 47 cartuchos y otro de 96. El último fue diseñado para ser utilizado en las armas montadas en los aviones ya que era muy pesado para que lo use la infantería. Algunas Lewis fueron adaptadas como armas antiaéreas para el ejército británico en el año 1916, utilizando el tambor de 96 cartuchos.


Primera Guerra Mundial

Los alemanes que debieron enfrentar por primera vez a la Lewis en el año 1914, la apodaron la "serpiente de cascabel belga" Los británicos rápidamente la adoptaron en los últimos meses de 1915. Cada ametralladora Lewis requería un equipo de dos soldados, uno para dispararla y el otro para trasladar municiones y recargarla, sin embargo, cada soldado de infantería estaba entrenado para dispararla en caso de que los sirvientes fuesen incapacitados.


Ametralladoras Lewis montadas en un avión británico F.E.2.

Los tanques británicos Mark I estaban armados con ametralladoras Lewis. Fue utilizada en aviones británicos y franceses tanto como arma para los observadores como para los artilleros y pilotos, en algunos casos fue usada como arma adicional a la ametralladora Vickers.

En 1917, el Ejército de los Estados Unidos adoptó el arma en calibre .30-06 pero fue rápidamente reemplazada en septiembre de 1918 por el BAR (Browning Automatic Rifle).



Browning M1917

En 1901, John Browning consiguió la patente Patente USPTO nº 678937 para una ametralladora accionada por retroceso. Inicialmente, el diseño no atrajo la atención del ejército estadounidense. La Browning Modelo 1917 era esencialmente una versión actualizada de dicha ametralladora. La Browning M1917 es una ametralladora pesada refrigerada por agua y, aunque se probaron algunas versiones refrigeradas por aire; la M1919 era la más empleada. Al contrario de otras ametralladoras de la época, la M1917 no tenía relación alguna con el diseño de Maxim. Era mucho más ligera que armas similares, como la Maxim, la Maschinegewehr 08 alemana de 62 kg (con camisa de enfriamiento llena, montada sobre su trípode y cargada), así como algo más ligera Vickers, al mismo tiempo que era muy fiable. La única similitud es el empleo de la fuerza del retroceso para accionar el mecanismo de recarga.


Browning M1917A1 enfriada por agua.

El Departamento de Pertrechos del Ejército estadounidense no se mostró en un inicio muy interesado en el diseño de Browning, pero tras la declaración de guerra en abril de 1917, Browning pudo obtener permiso para hacer una demostración. La primera demostración fue un éxito, pero el Ejército exigió una segunda demostración al poco tiempo. En la segunda, Browning disparó con su ametralladora dos ráfagas continuas de 20.000 cartuchos cada una sin sufrir un solo fallo. El Departamento de Pertrechos quedó impresionado, pero no estaba convencido que una ametralladora producida en serie alcanzaría el mismo nivel de fiabilidad. Browning produjo una segunda ametralladora, con la cual disparó durante 48 minutos (más de 21.000 cartuchos) en una tercera demostración. Finalmente convencido, el Ejército estadounidense la adoptó como su principal ametralladora pesada, empleando el cartucho .30-06 Springfield con una bala de 150 granos y base plana.

Hasta aquel momento, el Ejército estadounidense había empleado una variedad de ametralladoras antiguas como la Colt-Browning M1895 "Cosechadora de patatas" (que también había sido diseñada por Browning), la Maxim la Hotchkiss M1909 Benet-Mercie y la Hotchkiss M1914. Aunque la M1917 intencionaba ser la principal ametralladora pesada del Ejército estadounidense, de hecho éste se vio forzado a comprar varias ametralladoras extranjeras - la ametralladora francesa Hotchkiss M1914 calibre 8 mm fue empleada en gran número por la Fuerza Expedicionaria Estadounidense.



En 1926, el alza de la ametralladora Browning fue revisada para incluir distancias tanto para el nuevo cartucho M1 Ball (con bala de 172 granos y base troncónica) y el M1906 (con bala de 150 granos y base plana). Empleando el M1 Ball, la M1917 tenía un alcance máximo de unos 5.029 m (5500 yardas); con el M2, unos 3.200 m (3500 yardas). El alza era plegable, pudiendo emplearse desplegada tanto contra blancos terrestres como aéreos.


Primera Guerra Mundial.

La M1917 fue empleada limitadamente a finales de la Primera Guerra Mundial. Debido a demoras en la producción, solamente unas 1.200 ametralladoras M1917 participaron en el conflicto y únicamente durante los últimos dos meses y medio de este. Solamente un tercio de las divisiones que fueron enviadas a Francia iban armadas con esta ametralladora; las demás iban equipadas con ametralladoras compradas a los franceses o Vickers fabricadas bajo licencia por la Colt en los Estados Unidos. En donde se empleó la M1917, su fiabilidad y cadencia de fuego la hicieron sumamente efectiva.


Granada Mk 2


La historia de esta granada comienza cuando las fuerzas estadounidenses entraron en la Primera Guerra Mundial, al darse cuenta que carecían de una granada de fragmentación fabricada por ellos, ya que solo contaban con extranjeras como la Mills británica o la granada “piña” F1 francésa.

Es entonces que los diseñadores estadounidenses se interezaron en la granada F1 francesa en busca de inspiración.En 1917, se creó la granada Mk 1.Sin embargo, se hizo evidente que la granada fragmentaria Mk 1 era bastante difícil de usar en el campo. Las granadas a menudo no se encendian correctamente antes de ser lanzadas y con el peligro de ser usadas por el enemigo al no estallar.

Los estadounidenses rapidamente detuvieron la fabricación de la Mk1, hasta lograr una mejor granada, el diseño de una nueva granada denominada Mk2 se creó como una mejora de Mk 1, y fue utilizado antes del fin del la Primera Guerra Mundial. Con las mejoras implantadas en la Mk 2 se comenzo con la producción.
La granada defensiva Mk2 (a veces escrito Mk II) es una granada de fragmentación que fue ampliamente utilizada por las fuerzas armadas de EE.UU. durante la Segunda Guerra Mundial y en conflictos posteriores hasta la Guerra de Vietnam.



El Mk II fue introducido en 1918, en sustitución de la fallida Mk.1 de 1917, y se estandarizó en 1920. El 2 de abril de 1945, el Mk II se designó de nuevo el Mk 2. El Mk.2 fue sustituido por la serie M26 (M26/M61/M57) y más tarde la serie M33 (M33/M67). Fue eliminado gradualmente en el servicio comienza con la Guerra de Corea. Debido a la gran cantidad fabricada durante la 2 ª Guerra Mundial, fue en la edición limitada estándar con el Ejército de EE.UU. y la Infantería de Marina de EE.UU. durante los años 1950 y 1960. La Marina de EE.UU. fue uno de los últimos usuarios en la década de 1970. Las granadas Mk2. eran rellenadas con pólvora blanca EC cordita (pólvora sin humo).



Se produjo una cantidad adecuada de fragmentación y eliminó la necesidad de un detonador. El detonador fue reemplazado inicialmente por una pequeña espoleta de seguridad terminando con una carga de ignición de pólvora negra. Granadas de producción con el material de relleno en polvo CE fueron utilizadas con la espoleta M10.El TNT fue utilizado en algunos Mk 2. Pero tenía una tendencia a la sobre-fragmentar el cuerpo de hierro fundido.

La granada Mk. II utilizó espoletas M5, M6, M10.Estas primeras series de espoletas podian producir chispas al ser activas. Tenían otros problemas también.La mecha M10 producia un silvido al ser encendido, lo que podría alertar a los enemigos de su presencia. La serie M5 y M6 a veces prematuramente detonaban. La humedad podía entrar debajo de la tapa de la espoleta impidiendo la detonación.


Imperio Ruso


Nagant M1895

El Revólver Nagant fue diseñado y producido por el armero belga Léon Nagant. Fue adoptado, en diversos modelos, por la policía y el ejército de Suecia (el M1887 en calibre 7,5 mm), Noruega (el M1893), Polonia, Francia (en calibre 8 mm) y Grecia (el Peristrofon M1895), entre otros. Aunque el usuario más conocido fue Rusia, que lo adoptó como Modelo de 1895.

El M1895 ruso

Léon Nagant y su hermano Emile eran bastante conocidos en la corte del Zar y la administración militar rusa debido al importante papel que jugaron en el diseño del fusil Mosin-Nagant modelo 1891. El revólver Nagant M1895 se convirtió en el arma auxiliar estándar de los oficiales de la policía y el ejército ruso, posteriormente incluyendo a las agencias especiales como el NKVD y la KGB.


Nagant M1895 producido por el Arsenal Tula.


La producción para este país comenzó en Lieja, Bélgica en 1895 pero en 1898 comenzó su producción local. El revólver empezó a ser reemplazado por una pistola semiautomática más moderna, la Tokarev, en 1933, pero continuó siendo producido y empleado en grandes números durante la Gran Guerra Patriótica. Su forma y nombre característicos le ayudaron a obtener un estatus de culto en Rusia, siendo considerado a comienzos de los años 30 un gran honor que un miembro del Partido recibiera como regalo un revólver Nagant M1895 con una estrella roja grabada. Su producción y empleo continuaron hasta 1950, haciendo de él una de las armas auxiliares con más largo servicio en la historia militar moderna, aunque no tanto como el del revólver Webley (1887-1963) y la Colt 1911 A1 (1911-1984). Todavía es utilizado por la Policía Ferroviaria rusa y diversas fuerzas policiales menores.

Características técnicas

La mayoría de revólveres presentan un pequeño espacio entre el tambor y el cañón; siendo este necesario para que el tambor pueda rotar y alinear una nueva recámara cargada ante el cañón para ser disparada. Esto obliga a la bala a cruzar el espacio al ser disparada, lo cual puede tener un efecto adverso en la precisión, especialmente si el cañón y el tambor están mal alineados, presentando también una vía de escape para los gases con alta presión y temperatura que siguen a la bala. El M1895 tiene un mecanismo que, mientras se arma el martillo, primeramente gira el tambor y luego lo empuja hacia adelante, cerrando así el espacio entre el tambor y el cañón. El cartucho, también característico, juega un importante papel en sellar y evitar los escapes de gases del arma. La bala se encuentra totalmente dentro del casquillo y este tiene un diámetro ligeramente reducido en la boca. El cañón presenta una sección cónica en la parte posterior, la cual acepta la boca del cartucho y así completa el sello de gases. Al sellarse el espacio, la velocidad de la bala es incrementada entre 15 a 45 m/s.


Nagant M1895 expuesto en el Museo del Ejército polaco, Varsovia.

El sistema de fuego cerrado permitía al revólver Nagant, al contrario de otros revólveres, poder ser efectivamente equipado con un silenciador, procediéndose así. Durante la Segunda Guerra Mundial, un pequeño número de revólveres Nagant empleados por las tropas rusas de reconocimiento y observación fueron equipados con un tipo de silenciador conocido como "aparato Bramit". La Checa, el NKVD y la KGB son conocidos por haber empleado el Nagant silenciado para asesinatos. Durante la Guerra de Vietnam, las guerrilas del Vietcong emplearon revólveres Nagant silenciados, que habían sido modificados en talleres clandestinos. Se puede ver un ejemplar de Nagant M1895 silenciado en el Museo de la CIA de Langley, Virginia.

Pero el éxito tiene su precio. Los revólveres Nagant debían cargarse cartucho por cartucho a través de una portilla de recarga, lo cual implicaba la extracción manual de cada cartucho disparado, haciendo que la recarga fuese lenta y laboriosa. A pesar de esto, el revólver cargado era seguro de portar y podía permanecer cargado por largos periodos de tiempo. Esto fue un importante factor para su longevidad en servicio: tales características hicieron que el Nagant sea una buena elección para aquellas personas que precisaban portar el arma todo el tiempo, pero que no disparaban muy a menudo, como oficiales o policías. Sumándose a esto la posibilidad de usar un silenciador y el gran número de revólveres Nagant disponibles de las reservas del Ejército Ruso, hacen que el revólver figure en la lista de opciones a tomar en cuenta para un arma de defensa personal.


Carga del cartucho en el tambor.

El Nagant M1895 fue producido tanto en modelos de acción simple como de doble acción antes y durante la Primera Guerra Mundial. Estos son coloquialmente conocidos como "modelo Soldado" y "modelo Oficial", respectivamente. La producción del modelo de acción simple parece haberse detenido después de 1918, con algunas excepciones, como ejemplares fabricados para competiciones de tiro al blanco. La mayoría de revólveres de acción simple fueron posteriormente convertidos a doble acción, haciendo que los revólveres de acción simple sean bastante raros y buscados por los coleccionistas.

Cartucho

El Nagant M1895 dispara un cartucho característico, el 7,62 Nagant, también llamado 7,62 x 38 R o "Cartucho Tipo R". La bala está alojada debajo de la boca del casquillo, con la pestaña de cierre de este justo encima de ella. Al ser disparado en el revólver Nagant, la pestaña de cierre se expande en el cono de forzamiento, completando el sellado de gases y aumentando visiblemente la velocidad de boca a unos 23 m/s.

El calibre 7,62 fue elegido, en parte, para simplificar la producción de cañones y balas - el fusil ruso en servicio de la época era el Mosin-Nagant, que tenía un cañón del mismo diámetro y empleaba el cartucho 7,62 x 54 R.


Comparación entre un cartucho .32 Smith & Wesson Largo, un .32 H&R Magnum y un 7,62 x 38 R Nagant.

Los materiales para la recarga manual de cartuchos 7,62 Nagant (especialmente casquillos de calidad), son bastante difíciles de obtener.

Otros cartuchos - .32 S&W, .32 S&W Largo, .32 H&R Magnum y cartuchos artesanales fabricados a partir de casquillos de .32-20 Winchester, .30 Carbine o .223 Remington - también pueden ser disparados por el revólver Nagant, pero no lograrán un efectivo sellado de los gases.



Mosin-Nagant

Debido a las experiencias durante la Guerra Ruso-turca, en la que las tropas rusas iban armadas con fusiles monotiro Berdan, Karle y Krnka frente a los turcos con fusiles de repetición Winchester, la Administración Principal Rusa de Artillería emprendió la tarea de producir una arma alimentada por cargador de varios disparos en 1882. Sin poder modificar adecuadamente el Berdan, para cumplir los requisitos se formó una Comisión especial para pruebas de fusiles de cargador para realizar pruebas con nuevos diseños, como el Mauser, Lee-Metford y Lebel.

Un joven capitán llamado Serguéi Mosin presentó su fusil de calibre de 3 líneas (una medida antigua rusa, 3 líneas son igual a 0,3 pulgadas o 7,62 mm) en 1889 junto al diseño de 3 líneas del belga Léon Nagant. Cuando los ensayos acabaron en 1891, todas las unidades que probaron los fusiles indicaron su preferencia por el diseño de Nagant, y la Comisión votó a su favor por 14 votos contra 10. Sin embargo, algunas personalidades influyentes apostaron por el diseño nacional, dando por resultado un compromiso: el fusil de Mosin utilizaría el sistema de alimentación diseñado por Nagant. Así pues, recibió la designación oficial de Fusil de tres líneas, Modelo 1891.


Mosin Nagant M91/30 de 1936.

La producción comenzó en 1892 en las fábricas de artillería de Tula, Izhevsk y Sestroryetsk. Debido a la limitada capacidad de producción de estas instalaciones, se realizó un pedido de 500.000 armas a la compañía francesa Manufacture Nationale d'Armes de Châtelleraut. En el momento de la Guerra Ruso-japonesa, en 1904, se habían entregado aproximadamente 3.800.000 fusiles al ejército.

Entre 1891 y 1910 se crearon variantes y modificaciones en los fusiles ya existentes, incluyendo el cambio de la mira, un cerrojo reforzado debido a la adopción de una bala de 147 granos, la eliminación del acero detrás de la guarda del gatillo, cambios en el cañón, el reemplazo del sistema de la bandolera y se le agregó un guardamano.

Con la entrada de Rusia en la Primera Guerra Mundial, la producción fue restringida a los modelos M1891 dragón e infantería por motivos de simplicidad. Debido a la escasez y los retrasos de la industria nacional, el gobierno ruso realizó un pedido de 1,5 millones de fusiles de infantería M1891 a Remington Arms y otros 1,8 millones a New England Westinghouse. Grandes cantidades de Mosin-Nagant fueron capturadas por las fuerzas alemanas y austrohúngaras y empleadas por ambas en la retaguardia y la armada alemana. Muchas de esas armas austríacas fueron vendidas a Finlandia en los años 1920.


Modelo M1891/30 francotirador.

Durante la Guerra Civil Rusa, las versiones de infantería y dragón estaban en producción, aunque en cantidades muy reducidas. Tras la victoria del Ejército Rojo, se creó un comité en 1924 para modernizar el fusil, que ya llevaba tres décadas de servicio. Esto condujo al desarrollo del Modelo 1891/30 basado en el diseño original de la versión dragón. Antes de 1945 se habían producido 17.475.000 fusiles M1891/30.

El Mosin-Nagant fue adaptado como fusil de francotirador en 1932 y fue entregado a los francotiradores soviéticos durante la Segunda Guerra Mundial. Sirvió con bastante distinción en la Batalla de Stalingrado, donde se hizo famoso por el francotirador Vasili Záitsev. Entre sus cualidades destacaba su resistencia, fiabilidad, exactitud y facilidad de mantenimiento.


Variantes


*Fusil de infantería Modelo 1891, el arma principal de los ejércitos ruso y soviético desde 1891 hasta 1930.

*Fusil dragón, utilizado por la caballería, 64 mm más corto y 0,4 kg más ligero.

*Fusil cosaco, para la caballería cosaca, casi idéntico al fusil dragón, pero pensando para usar sin bayoneta.

*Carabina Modelo 1907: 289 mm más corta y 0,95 kg más ligera que el M1891, para ser empleada por caballería, ingenieros y artilleros. Se produjo hasta 1917 en pequeñas cantidades.

*Modelo 1891/30, la versión más numerosa de Mosin-Nagant. Basado en el fusil dragón, fue el fusil estándar de la infantería soviética desde 1930 hasta 1945.

*Carabina Modelo 1938: basada en el M1891/30 que estuvo en servicio desde 1938 hasta 1945. Esencialmente un modelo más corto del M1891/30 sin posibilidad de añadirle una bayoneta.

*Carabina Modelo 1944: entró en servicio en 1944 y se mantuvo hasta los años 1950; similar a la M1938. No sólo fue utilizada por la Unión Soviética, sino también por varias naciones satélites.

*Carabina Modelo 1891/59: modificaciones del M1891/30 acortados.

*"KO 91/30" y "KO 91/31M": Versiones comerciales construidas por la compañía "Molot JSC". Son reproducciones funcionales del modelo 1891/30 para infantería y posiblemente del modelo de francotirador también, aunque vendidas para caza y tiro deportivo a los civiles. Ambas versiones están calibradas para el cartucho 7.62x54R y el 9x53R.


Maxim M1910

El ingeniero inventor Hiram Stevens Maxim mostró personalmente a los zares la ametralladora de su invención en San Petersburgo en 1887. Tras el éxito de su demostración, el ejército zarista compró varias unidades fabricadas en Inglaterra parael Ejército Imperial Ruso. Tras llegar a un acuerdo, la fabricación del arma comenzó en 1905 en los talleres del Arsenal de Tula. En 1910 fue adoptado un modelo con ligeras mejoras, recamarado para la munición estándar rusa 7,62 x 54 R. La M1910 iba montada sobre un voluminoso afuste con ruedas y un escudo protector, siendo reemplazada por la SG-43 Gorjunov a partir de 1943. Además de la versión para infantería, tenía versiones aéreas (PV-1) y navales.


Maxim M1910, sobre afuste Sokolov.

Funcionamiento y desarrollo

La ametralladora Maxim es un arma enfriada por agua que funciona por el principio del retroceso de masas de recorrido corto. Aunque su mecanismo no era el más simple, era sin embargo muy eficaz y fiable. Se alimentaba mediante cintas de lona reforzada con placas y remaches metálicos, de 250 cartuchos. La producción del arma en las fábricas rusas mejoró el peso final en comparación con las primeras versiones producidas en Inglaterra. Con todo, debido a su gran peso, los rusos desarrollaron un sistema de afuste y transporte diseñado por Sokolov, que consistia en un carro tubular con dos ruedas delanteras y un sistema de arrastre en forma de U, que además servía como base de disparo. Las ruedas eran desmontables y se podían sustituir por esquís para ser transportada por la nieve en invierno. La base contaba asimismo con un escudo desmontable de protección contra proyectiles de infantería. Los primeros modelos contaban con unas patas retráctiles delanteras que servían para elevarla por encima de las trincheras, pero pronto se desecharon por su inutilidad práctica y su peso añadido. También se usó otro tipo de afuste diseñado por Vladimirov en 1939.


Afuste antiaéreo Cuadruple Tokarev.

Aunque el mecanismo básico de la ametralladora se mantuvo a lo largo de su fabricación, se efectuaron diversas mejoras y modificaciones, tales como cintas de alimentación simplificadas y un sistema de miras y sistemas telescópicos indirectos para mejorar la puntería. Las últimas modificaciones se hicieron a principios de la década de 1940 como consecuencia de la Guerra de Invierno (1940) con Finlandia, con cambios de diseño de la camisa de enfriamiento -que pasó a ser de acero en vez de latón- para facilitar la disipación del calor y la ampliación del diámetro de la tapa de entrada de agua, para permitir un relleno más rápido y añadir la posibilidad de introducir trozos de nieve directamente.





Las Armas Químicas durante la Primera Guerra Mundial

Distinto de los mencionados afustes Sokolov y Vladimirov fue el diseñado por Tokarev; este era un afuste antiaéreo para montar 4 ametralladoras que fue utilizado en instalaciones fijas y también a menudo montado en camiones para proporcionar defensa antiaérea móvil. Estos afustes eran operados manualmente y utilizaban grandes cajas con cintas de 500 cartuchos cada una.

Las armas químicas son aquellas que se basan en las propiedades tóxicas de determinadas sustancias químicas capaces de alterar la fisiología de los seres vivos, causando graves daños o incluso la muerte. Dichas “sustancias químicas” reciben la denominación técnica de ‹‹agentes químicos››, los cuales, junto con el sistema de lanzamiento y dispersión, configuran el arma química.


Fusilero aleman y sus perros, ambos equipados con mascaras anti gas.

Este tipo de armas ya eran utilizadas desde la Antigüedad. Aunque ya se pensó en su utilización en guerras modernas, como la Guerra Civil Norteamericana, será en la 1ª Gran Guerra cuando la guerra química comenzó a gran escala. La Convención de La Haya de 1899 prohibía expresamente el uso de este tipo de armas, pero los ejércitos las utilizaron basándose en burdos subterfugios.


Nube tóxica en el frente de batalla.

Las armas químicas en la Primera Guerra Mundial (1914-1918) se utilizaron principalmente para desmoralizar al enemigo y desalojarlo de sus posiciones. El ejército francés fue el primero en emplear gas, utilizando granadas con gases lacrimógenos en agosto de 1914, pero las concentraciones de gas eran tan pequeñas que ni siquiera fueron detectados por los alemanes. Alemania también usó gas lacrimógeno, pero ante su poca efectividad, se lanzó a desarrollar otro tipo de gases mucho más letales. El químico alemán Fritz Haber fue uno de los grandes innovadores de este tipo de armas. Alemania apostó en principio, por el uso de cloro que afectaba a los ojos, la nariz, la garganta y los pulmones. A altas concentraciones y con una exposición prolongada podía causar la muerte por asfixia. La primera vez que se utilizaron los agentes químicos a gran escala fue en el frente ruso, el 31 de enero de 1915, durante la Batalla de Bolimov, aunque el gas se congeló y no tuvo efecto alguno. También se utilizó a gran escala durante la Segunda Batalla de Ypres, el 22 de abril de 1915, cuando los alemanes atacaron a las tropas francesas, canadienses y argelinas con cloro. En esta ocasión el ejército alemán tenía 168 toneladas de cloro desplegados en 5.730 cilindros, que una vez abiertos y con el viento del este, desplazó la nube tóxica alcanzando las posiciones de las tropas coloniales francesas de Martinica que abandonaron sus trincheras y dejaron una abertura de 7 km en el frente defensivo. En el transcurso de esta batalla los alemanes utilizaron los gases en otras tres ocasiones más. La historia oficial británica describió los efectos producidos en el ataque a la colina 60: “90 hombres murieron a causa de intoxicación por gas en las trincheras o antes de poder llegar a un puesto de socorro, de los 207 llevados a las hospitales más cercanos, 46 murieron casi de inmediato y 12 después de una larga agonía”.



A partir de Ypres ambos bandos empezaron a utilizar estos agentes químicos. Comenzó la carrera para crear el arma más dañina. El siguiente problema con el que tuvieron que enfrentarse, fue el modo de lanzar el gas contra el enemigo y en concentraciones suficientes para causar daño. En un principio se hicieron pruebas con proyectiles de artillería de 75 y 155 milímetros, que ofrecían un largo alcance, pero el problema es que se necesitaban cientos de ellos para crear una nube suficientemente densa. Fritz Haber de nuevo dio con la clave. Introducir el cloro en un cilindro permitía lanzar mucho más gas que en un proyectil más pequeño y además podía compartir el espacio con explosivos. Era un método efectivo pero suponía una clara violación de la Convención de La Haya.


Lanzamiento de gases mediante cilindros metálicos.

El químico francés, Víctor Grignard, tuvo en 1915 la idea de introducir fosgeno como arma química, pero luego el químico alemán, Fritz Haber, mejoró la idea usando el fosgeno en pequeñas cantidades junto al cloro, para aumentar así la toxicidad de este último. El fosgeno era mucho más mortífero que el cloro, pero tenía el inconveniente de que los síntomas tardaban unas 24 horas en manifestarse, y además, pese a tener la ventaja de ser incoloro y tener un leve olor a “heno enmohecido”, era más denso que el aire y esto complicaba su diseminación, por ello se mezclaba con cloro. Esta mezcla se introducía en recipientes que tenían pintadas estrellitas blancas, por lo que los aliados le llamaron “Estrella Blanca” a la mezcla cloro/fosgeno y cuya letalidad se vio un 19 de diciembre de 1915 en Nieltje, cuando los alemanes lanzaron 88 toneladas de la mezcla sobre los británicos, ocasionando 1.069 bajas y 120 muertes. Para contrarrestarlo, en 1916 los británicos implementaron hexametilentetramina en el filtro de sus máscaras de gas.

Pero el gas más conocido y efectivo de la Primera Guerra Mundial fue el gas mostaza, “iperita” o sulfuro bis (2-cloroetil). Este gas también fue desarrollado por el químico alemán Fritz Haber, e introducido en julio de 1917, poco antes de la Tercera Batalla de Ypres. El gas mostaza no fue diseñado para ser un agente letal, aunque en altas dosis lo era. Era un arma química de tipo vesicante, pensado para incapacitar al enemigo, y para contaminar el campo de batalla. Sus efectos eran por contacto y por inhalación. Producían graves quemaduras en la piel, llegando incluso al hueso y graves daños en las vías respiratorias, que causaban la asfixia y en algunos casos la muerte. Como era más pesado que el aire, se metía dentro de proyectiles de artillería, y cuando estos explotaban, la sustancia se depositaba en el suelo en forma de un líquido viscoso que se evaporaba lentamente. Presentaba el problema de que la contaminación persistía, incluso días después de haber sido extendido y era también nocivo para en el avance de la infantería del ejército que lo había lanzado.


Soldado americano y su perro con máscara antigás.

Los testimonios y descripciones sobre el gas mostaza son sobrecogedores. Así, en The Anatomy of Courage (1945), Lord Moran (oficial médico en la guerra), escribía: ‹‹Después de julio de 1917, el gas usurpó en parte el rol de los explosivos en darle a la mente una incapacidad natural para la guerra. Los hombres gaseados eran una expresión de la fatiga de trinchera, una amenaza cuando la humanidad de la nación ya había sido purgada››. En cuanto a sus terribles síntomas, podemos ver este fragmento de un informe médico británico: ‹‹Caso cuatro. 39 años de edad. Gaseado el 29 de julio de 1917. Admitido en el hospital de campaña el mismo día. Muerte unos diez días después. Pigmentación parduzca presente en grandes áreas del cuerpo. Un anillo blanco de piel en el lugar donde estaba el reloj de pulsera. Marcadas quemaduras superficiales en cara y escroto. Laringe muy congestionada. Toda la tráquea cubierta de una membrana amarilla. Bronquios contienen abundante gas. Pulmones muy voluminosos. Pulmón derecho muestra gran colapso en la base. Hígado congestionado y graso. Estómago muestra numerosas hemorragias submucosas. Sustancia cerebral excesivamente húmeda y muy congestionada.››

El Ejército británico viendo la eficacia del gas, realizó más ataques que los alemanes en 1917 y 1918, debido a un fuerte aumento de la fabricación de gas de las naciones aliadas, sobre todo desde la entrada en la guerra de los Estados Unidos, que permitió a los aliados una producción de gas mostaza mucho mayor que la de Alemania. También el viento dominante en el frente occidental era del oeste, lo que significaba que los británicos tenían una mayor frecuencia de condiciones favorables para lanzar gas que los alemanes.

Cerca del final de la guerra, Estados Unidos comenzó la producción a gran escala de un gas vesicante conocido como lewisita, para su uso en una ofensiva prevista para principios de 1919, pero no llegó a usarse porque se firmó el armisticio del 11 de noviembre de 1918.


Especialista prepara un proyectil quimico de mortero.

La primera protección para los gases eran trapos o trozos de algodón empapados en agua, útiles para contrarrestar ataques con cloro, aunque poco después se utilizó la orina, que era más eficaz que el agua. También se diseñaron máscaras para proteger a perros y caballos. En 1916, se diseñó la primera máscara antigás, que era un trozo de gamuza empapado en un agente químico. El amoniaco y otros productos contenidos en la gamuza neutralizaban el ácido, pero la tecnología mejoró rápidamente proporcionando a los soldados máscaras más efectivas. Fueron las máscaras con filtros de carbón que se llevaban a la espalda para neutralizar el veneno. El diseño tenía una máscara que se colocaba sobre la cara, cristales para proteger los ojos y un tubo que iba conectado a una lata que iba dentro de una caja y que permitía filtrar el aire en su interior. Estas máscaras dificultaban el movimiento y la puntería de los soldados. Dejaron de ser eficaces con la aparición del “gas mostaza” en 1917. Al tratarse de un líquido pegajoso y persistente los soldados tenían que protegerse además, con prendas impermeables.


Fábrica para la producción de gases tóxicos - Pont-de-Claix en 1916.

Respecto a la incidencia de bajas producidas por el uso de estos agentes químicos sobre las cifras totales de víctimas, fue relativamente baja. Según cifras británicas, que se anotaron con precisión a partir de 1916, registraron que sólo el 3% de las víctimas mortales eran de gas, 2% quedaron permanentemente inválidos y el 70% eran aptos para el servicio en un plazo de seis semanas.

Según varias fuentes, se estima que entre 1915 y 1918 se liberaron 125.000 toneladas de compuestos tóxicos diferentes, provocando 1.300.000 heridos, entre ellos más de 90.000 muertos.

También hay que tener en cuenta los efectos a largo plazo. Muchos de los que fueron registrados como aptos para el servicio se quedaron con cicatrices en los pulmones. Este tejido era susceptible al ataque de la tuberculosis. Por ello muchas de las víctimas de gas de 1.918, murieron en la época de la Segunda Guerra Mundial, poco antes de que se dispusiera de las sulfamidas.




Estadisticas


BALANCE COMPARATIVO DE RECURSOS 1914-1918 (%).



EFECTIVOS MILITARES 1914-1918.



EL COSTE HUMANO DE LA GRAN GUERRA.



EL COSTE ECONÓMICO DE LA GUERRA





Continua
+1
0
0
0
0No comments yet
      GIF
      New