Check the new version here

Popular channels

Capítulo 7: Hombre de familia - Eminem [Libro]

Bueno gente hoy les traigo el séptimo capitulo del libro autobiográfico de Eminem.
Si te perdiste el Intro acá lo tenes!.

Intro - "The way i am" Libro Autobiográfico de Eminem



Capítulo 7: Hombre de familia
Ser padre me hace sentir poderoso.

Ser padre me hace sentir poderoso, de una manera que no conocía antes, y este es el tipo de poder del cual no quiero abusar. Es el tipo de poder que me ayuda a superar la basura de mi infancia. Es como si volviera a escribir mi propia historia.

En mi vida tengo una hija, Hailie, una sobrina, Alaina y otra pequeñita, Whitney, quien biológicamente no es mía. Las tres me llaman Papi (Daddy). Todas son amadas de la misma manera y reciben el mismo trato. A causa de mi éxito, he sido capaz de darles lo que mi familia nunca pudo darme. Rapeando es como tomo control de mi vida y ahora de la vida de mis niñas. Sólo puedo imaginarme cómo me hubiera ayudado a mi de joven, las cosas que he podido ofrecerles a ellas.

Trato de explicarles lo afortunados que somos por cosas simples como ir en carro a la escuela, pero creo que va a ser en algún momento antes de que ellas entiendan de dónde vengo y lo que Papá ha hecho por ellas. He visto ambos lados del camino, los suburbios y la ciudad. Comunidades de blancos o negros o mezclados en las que viví. Yo siempre fui pobre. Siempre.




Quiero que mis niñas tengan un lugar donde ellas pertenezcan y se sientan protegidas. Es por eso que digo que mi mayor logro es ser un padre y por lo cual di un paso atrás en el juego del rap por un minuto. No podes simplemente aparecerte de vez en cuando y hacerte llamar Padre.

Más atrás cuando yo estaba de gira todo el tiempo, las giras del verano eran mis favoritas porque podía traer a las niñas conmigo. Traje a Kim también y simplemente funcionó. En otros tiempos, si tenía que estar lejos de ellas por un tiempo, llegaba al punto de extrañarlas tanto que me regresaba. Tenía un día libre y me iba en un avión privado hasta la casa, para verlas por un día, y al otro día me devolvía para ponerme al día con la gira en el último minuto.

No he estado de gira desde el 2005 pero todavía me reviento el culo. Le dije a una de mis hijas, “Papá trabaja muy duro porque no quiero que ustedes vivan como yo tuve que vivir.”. Vos tratas de explicarle estas cosas a un niño de 12 o 15 años y te van a responder, “Bueno, por qué debemos vivir así?”, duele un poco escuchar eso. Pero ellas no entienden. Es sólo una fase que están pasando.



[Hailie de bebé.]

Quiero que vayan a la universidad. Trato de inculcarles los valores educativos. Pero esto puede ser difícil cuando no te graduaste de la secundaria y tu nivel de educación es de 8º grado. ¿¡Yo perdí tres veces el 9º grado y trato de discutir con ellas acerca de ir a la universidad?! Trato de explicar que Papá tomó una mala decisión en abandonar la escuela.

Sólo tuve suerte. Realmente me gané la lotería. Yo sé que el talento juega un papel en esto, pero hay mucha gente con talento por ahí. Si no hubiera sido por Dre dándome esa oportunidad y si no hubiera tenido gente como Proof en mi vida, que me empujaron, estaríamos en un remolque en algún lugar.

"La peor parte sobre la forma en que crecí fue que nunca tuve un verdadero hogar."

Siempre estuve rebotando de escuela en escuela, y el traslado dañó mi interés en la educación. Fui a dos jardines infantiles diferentes en Missouri. Uno era en un parque de remolques, donde cada clase tenía un remolque. Nunca voy a olvidar: mi tía Edna me llevaba a la escuela cuando yo tenía cinco años y ella tenía como 60.

Cualquiera que haya escuchado mi música ya sabe la historia de mi infancia. En “Evil Deeds” hablo acerca de cómo pasaba de puerta en puerta: “Padre, por favor perdóname por no saber lo que hago, simplemente nunca tuve la oportunidad de conocerte.” Obviamente, es una exageración. Las letras son una metáfora por cómo me sentí. Después digo, “Hasta que finalmente alguien me tomó, mi tía y mi tío, Edna y Charles.” Esa parte es muy cierta. Charles era el tío de mi padre, que luchó en la Segunda Guerra Mundial, y Edna era su esposa. Ellos eran mi salvación. Comenzó cuando mis padres se divorciaron, yo me quedaba con ellos bastante.



[Acá se ve, creo que la única foto de Marshall junto a su Padre.]

Su casa era un refugio seguro para mi, un lugar donde yo podía sentarme en el piso al frente del televisor y colorear y hacer cosas del estilo. Mi tío Charles murió hace como 15 años, y Edna vive sola. Ahora tiene 94 años. Ella está orgullosa, hombre, no va a aceptar nada de mi cuando se trata de dinero, y yo quiero ayudarla tanto.Si trato de enviarle dinero, ella lo envía de vuelta con una carta, diciendo, “Brucie, te voy a patear el trasero.”

Hablo con ella regularmente. No quiere nada excepto una conversación. Esta es una de las razones por las que la quiero tanto. Su amor es sincero.

No voy a mentir: siempre voy a tener preguntas acerca de mi papá.

Pero a este punto, he decidido que nunca voy a recibir una respuesta, entonces al carajo con esto. Que se joda. Estoy más allá de querer conocer a este tipo. Tiene que ser un cabrón muy especial para abandonar a un niño. Para mantenerse en contacto con otros miembros de la familia, como su tío, pero ni siquiera hablarle por teléfono a un niño que no ha hecho nada malo. Simplemente no hay excusa como padre para hacer lo que él hizo.

No me importa si se perdieron en Alaska o en el maldito desierto en algún lugar, yo iría a buscar a mis pequeñas.


Traté de tener una vida normal de niño, pero era áspero.

Traté de ser social. Para “pertenecer”. Realmente lo hice. Pero, como ya dije, cada vez que me sentía cómodo y hacía amigos: ¡BOOM!, nos mudábamos otra vez. Cuando te pasan a un nuevo colegio, ya saben la mierda por la que hay que pasar. No conoces a nadie, tenes que empezar de nuevo y volver a conocer de cero a la gente. Recientemente he estado tratando de recordar a las escuelas que fui. Tengo una lista muy larga, y creo que aún no está completa. Esto me hace estar triste. Suelo pensar que fallar en tantas escuelas fue mi culpa. Pero en retrospectiva, ¿Lo fue?.

Hacer amigos varias veces en el año no es fácil para un niño, pero era especialmente difícil para mi porque yo era muy tranquilo. Tímido. Yo recibía palizas, y me sangraba la nariz y hasta a veces la oreja.

Ese es Marshall Mathers. Nunca fue social. Nunca tuvo muchos amigos. Va en contra de la imagen que transfiero en mi música, como un emcee que te llena la cara de opiniones y mierdas. Ese es Eminem. La verdad es que nunca sentí que pude “pertenecer”.

Nos movimos a Warren, fuera de Detroit, cuando tenía 14. Convivíamos con mi abuela en Timken Street porque no teníamos donde vivir y ella no nos cobraba renta. Fue cuando terminamos en Lincoln, en los suburbios. Hice parte del 7mo grado y el 8vo grado completo ahí. Fue el mayor tiempo que estuve en una misma escuela. Empecé a conocer a unos chicos sirios, que fueron mis primeros amigos reales. Había algunos chicos negros, pero la mayoría eran chicos blancos “Chaldeans” que eran Iraquís cristianos establecidos en Detroit. Acá va algo loco sobre Detroit: Saddam Hussein tuvo la llave de la ciudad en 1980. Él le dio un montón de dinero a una iglesia de “Chaldeans” y entonces lo condecoraron.



[Este es el lugar en Fairport donde se formó D12.]

Para ese entonces se suponía que tenía que empezar 9° grado, nos tuvimos que mover al lado este de Detroit. No era capaz de llevar a mis amigos a la escuela secundaria, y la escuela secundaria es la mayor transición en tu vida. Me cargué de culpa porque pude haberme inscrito en Osborn, pero no lo hice. Cuando vos creces así, con el movimiento, siendo abusado, terminas muy enojado. Simplemente lo hace. Especialmente cuando te pones a recordar eso. Por lo que es algo que traté de bloquear.

A veces mi mamá me daba plata para que le compre cigarrillos. Me daba cuatro dólares por dos paquetes de Winston Light 100, y yo en vez de comprárselos, usaba la plata para comprar mi almuerzo. Estaba en la lista de “almuerzo gratis” del colegio porque teníamos problemas económicos, lo cual era embarazoso. La mayoría de mis amigos estaban en esa lista, y pueden decirte exactamente lo degradante que era. Lo peor era si tenías una chica que estaba buena detrás tuyo, o uno de los chicos que jugaban football. Yo solía estar aterrorizado de esos chicos porque eran más grandes que yo.

Entonces tenías que pararte frente al mostrador y decirle “Estoy en la lista de almuerzo gratis” a una vieja mujer de mal aspecto. Tenía sus anteojos torcidos. Yo decía “Mi nombre es Mathers”. Y la vieja, que apenas podía escuchar, gritaba “OH, ¿DIJISTE QUE ESTÁS EN LA LISTA DE ALMUERZO GRATIS, CARIÑO?”. Y ella chequeaba la lista y decía “NO... NO VEO TU NOMBRE AQUÍ, ¿CÓMO ES TU NOMBRE, MATHERS?”. Ese era el asunto en todas las escuelas a las que iba. Entonces cuando rara vez podía comprar mi almuerzo, me sentía orgulloso.

Hombre, cuando tenía 17, las cosas eran difíciles: no vivía en casa por varias razones, entonces a veces me quedaba en la casa de la mamá de Proof y dormía en el sofá. Otras veces, lo hacía en la casa de la mamá de Kim. Básicamente, se trataba de una situación en que debía estar donde encajaba.



[Kim y Eminem, muy jóvenes.]

También así era cuando Hailie nació, Kim y yo siempre tratábamos de averiguar cómo pasar de un día al otro. Éramos muy jóvenes, y luchamos como locos. Trabajaba en una fábrica, donde trapeaba el piso y limpiaba la maquinaria con unas sustancias que eran tóxicas. Hacía de todo, desde limpiar cosas con arena, trapear pisos, hasta lavar los platos en la pequeña cocina que había. Cualquier cosa para ganar dinero. Cualquier cosa.

Cocinaba hamburguesas, trapeaba y limpiaba como nunca lo vas a creer. Era como Mayor McCheese con brazos de robot perfectos para trapear y limpiar. Teniendo a Hailie era fácil porque mis brazos eran muy fuertes como para hacer lo que hacía. La familia de Kim nos ayudaba, lo cual fue hermoso.

No podíamos darnos el lujo de vivir en un lugar agradable, apenas podamos vivir en lugares de mierda, y siempre éramos desalojados. Trataba de rapear, ir a The Hip-Hop Shop, y hacer todas esas cosas.


Nos entraban a robar todo el tiempo, pero empezamos a entender el juego. Quien robaba la casa, envolvía todas las cosas en una manta y la tiraba en un callejón, y nosotros nos adelantábamos y la recogíamos antes. Una vez fuimos a una casa de empeño y encontramos nuestro televisor. Habíamos hecho una pequeña marca en él con un marcador indeleble negro, por eso pudimos reconocerlo. Cuando te roban cinco veces en la misma casa, y el tipo es tan cómodo que se olvida su chaqueta en tu sillón, y se hace un sándwich con manteca y jalea, tenes que empezar a investigar. Yo dormía en el piso con Hailie y Kim, esperando que aparezca el tipo.

Una vez volvimos a casa y escuchamos lo que parecía ser gente bajando rápido las escaleras, entonces salimos corriendo fuera. Hailie fue puesta en su carrito, y yo me senté en el césped porque no sabía que hacer. El tipo salió por la puerta del costado, y parecía que tenía un destornillador en su mano, así que lo perseguí. Pero cuando se dió vuelta, ví que estaba sosteniendo nuestro cuchillo de carnicero, así que me metí en la casa. Lo único que pude encontrar fue una sartén, entonces la tomé. Lo perseguí hasta el fondo, él saltó la medianera y escapó. Ahí fue cuando pasé de tener una sartén debajo del sofá a tener una pistola calibre 25. Nunca pude atrapar a ese tipo.

Una vez Kim estaba tan asustada que le dio nuestra bebé a su madre. Yo estaba en Atlanta con Bizarre, y Kim me llamó diciendo que este tipo nos robó la casa por cuarta vez y necesitaba que vuelva inmediatamente. Estaba aterrorizada de estar sola allí, y creo que no la culpé por eso.

Llegó un punto en que sólo me dí por vencido. Era muy difícil. Las navidades eran lo peor. Hablo de eso en “Mockingbird”: “Mommy wrapped the Chrismas presents up and stuck them under the tree, / And said some of them were from me / 'Cause Daddy couldn't buy them”. Nunca voy a olvidar eso.



[Dibujo hecho por las niñas de Marshall.]

La vida de mis niñas es muy estable. Viven en una casa (bueno, dos cuando contás la de Kim), van a una escuela, y tienen el cariño y soporte de los dos padres. Kim y yo tenemos nuestras diferencias, claro, pero las cosas están bien entre nosotros. No suelo estar lejos de casa como solía estarlo, pero cuando tengo que alejarme, ella me cubre, y hace un gran trabajo. Es bueno que hemos sido capaces de llegar a entendernos. Es una fuente de estrés que estoy contento de que haya quedado atrás.

Trato de enseñarle a mis niñas a ser responsables y rendir cuentas. Trato de que su mundo no sea “todo gratis y fácil”. Ellas tienen cosas para hacer en la casa. Cuando crezcan, van a tener que conseguir trabajo y aprender lo que significa ganarse la vida. La “red de seguridad” por su puesto va a estar ahí, voy a estar siempre para sostenerlas, pero quiero que además de sostenerlas, ellas hagan cosas por si solas. Persigan lo suyo. Son buenas chicas, y no lo digo porque sean mias. Los chicos son chicos, si, los míos a veces se portan mal y reciben su castigo. Ellas me mantienen conectado a tierra, de verdad. Y me hacen reir mucho.

Eminem: un padre interesado e involucrado. ¿No era lo que esperabas?

Soy protector con ellas, e intento hacer lo mejor para resguardarlas de las cosas feas que hago o digo. Whitney es muy pequeña para entender mi tatuaje que dice “Rot in Pieces”, entonces nunca ando sin remera por la casa. Una vez, las chicas trajeron unas amigas a casa, y en el noticiero de las 10 pasaron un aviso sobre que Eminem agredió a un tipo. Traté de cambiar el canal para que los chicos no lo escuchen, pero uno de ellos lo hizo, y fue a compartirlo con el resto. Se juntaron todas en torno a la televisión y yo estaba tratando de defenderme diciendo “Lo que papá hizo fue malo. ¡Ese no es papá!”.

A veces me preocupo por lo que puedan llegar a pensar de mis letras cuando crezcan. No las puedo proteger para siempre. La gente dice que mis canciones tienen un mensaje de odio hacia las mujeres. Muchas cosas son por mis primeros enojos por la relación con Kim. Nos metíamos en un debate y rompíamos, y después yo escribía cosas como “Que se cojan a todas las perras, las odio a todas”. Y luego debía explicarle a Kim que eso era lo que sentía en el momento. Entonces ella no consideraba ofensivo que yo saque esas canciones. Las canciones básicamente describen nuestra relación, pero a veces lo mezclaba un poco con experiencias con otra.

Kim lo entendía, pero yo no pensaba, mierda, mis chicas van a crecer y lo van a escuchar. Me dí cuenta muy rápido de eso en el punto en que los chicos no son estúpidos. Cuando ese día llegue para mis niñas, voy a decirles que cuando pipa se enojaba con mamá, pipa le hacía una canción, y así es como se desahogaba.

Ese día probablemente llegue pronto. Mierda, quizás ya vino. Hailie va a ir al 7° grado ahora. Cuando ella quiere hacer algo y se aplica por si sola, simplemente lo consigue. Es raro ver eso en ella porque me hace acordar demasiado a mi. Nunca deseé que sean famosas. Tenemos esta broma todavía en casa: Le digo a Hailie, “Bueno, si querés hacer danza, podes hacer danza. Pero cuando tengas cierta edad, vas a parar, porque no te vas a hacer famosa”.

Trato de proteger la privacidad de ellas tanto como puedo, y créanme, es difícil. Cuando sos famoso, es como que cada pequeña cosa que hagas es pública. Cuando trato de hacer cosas normales con mis hijas, puede convertirse en un circo.


Ahora mismo estoy paranoico con la maldita cámara de los teléfonos y mierdas como esa.

Tomá todas las fotos que quieras, pero que sean mias, no de mis hijas. Quiero que ellas sean capaces de hacer cosas regulares de la manera mas normal posible.

Señoras y señores, criar niños no es fácil. No trate de hacerlo en casa sin supervisión de un adulto.

De verdad, es todo un desafío criarlos. Soy un padre soltero que emparentó con otro padre soltero, Kim. Aunque ahora hacemos un buen equipo. Y el ida y vuelta entre nuestros hogares es perfecto. Se convirtió en una realidad normal para las niñas. Mi rol como papá es más importante que mi rol en 8 Millas o mi rol como emcee. Pero nunca olvido el micrófono y las rimas y soltar mi mierda.

El papá de Hailie sigue siendo mejor rapero que tu papá.





[En fin de este post es compartir y difundir.]

Intro - "The way i am" Libro Autobiográfico de Eminem

Capítulo 1: Todo lo que sé - Eminem

Capítulo 2: El nacimiento de Slim Shady - Eminem

Capítulo 3: Supernova - Eminem

Capítulo 4: Un cabrón muy gracioso - Eminem

Capítulo 5: 8 Millas - Eminem

Capítulo 6: Manejo de la ira - Eminem

0No comments yet
      GIF
      New