Check the new version here

Popular channels

[Cuento]Una Mierda de persona con buenas intenciones.

Bienvenidos al post

Hace rato comence a escribir cuentos, luego de pausar la escritura del libro que siempre he querido terminar ahora tengo como hobie escribir un cuento de vez en cuando, el siguiente forma parte de una serie que quiero llamar.


"Aquellos poderes 
inútiles"



 Sin mas que decir espero alguno lo termine de leer. 


Dale play para ambientar


link: https://www.youtube.com/watch?v=gyjvkw_Nfy8





-Una Mierda de persona con buenas intenciones-



Roland es quizás para muchos la definición de Mala Persona, hace mucho que lo conocí, creo que desde que tenía 4 años, mi madre dice que siempre fuimos buenos amigos.

Cuando tenía siete me contó un secreto, me dijo que tenía sueños mientras estaba despierto, o eso creía él, yo le pregunte por qué lo decía, no supo explicarme, pero decía que sabía que no podía ser real lo que veía alrededor de las personas. Me convenció de no contarle a nadie de sus “sueños” porque no quería que dijeran que estaba loco.

Yo siempre jugaba con Roland después de la escuela, normalmente lo molestaba con eso de sus sueños porque lo veía con la mirada perdida hacia una persona y sabía que los estaba teniendo, aprendí muy bien a diferenciarlo y se lo hice saber.


Debo decir que a veces Roland parecía tener un poder que no podía entender, porque sabía cuando yo hacía trampa en el escondite, en los juegos de cartas y en los dados, su

"No juego si vas a hacer trampa
"


siempre fue acertado, aunque yo siempre me enojara, y lo acusara de ser un mentiroso al punto de pelearnos una vez de niños. No quiero mentir, pero siempre fue mi culpa, siempre fui yo la mala persona, siempre, y por eso mismo no entendía porque se convirtió en el adulto que ahora era hasta el punto de darme suficiente rabia como para ir a buscarlo y golpearlo con todas mis putas fuerzas.

Cuando tuvimos doce años Roland hizo algo que nunca voy a olvidar, uno de nuestros amigos, Dimitri, tenía una hermanita aunque no recuerdo su nombre , era un chico un poco más grande que Roland, y eso es mucho decir porque Rol siempre fue grande para su edad. Resulta que un día llegue al patio donde siempre jugábamos futbol, y lo primero que vi fue a todos gritando “Se están peleando”, así que salgo corriendo a ver quiénes eran, Para encontrarme con que Roland estaba pegándole con mucha fuerza a Dimitri y cuando quise preguntarle porque simplemente me decía, “Como le vas a pegar a tu hermana”. Nadie entendía nada, Dimitri estaba llorando y yo los separe como pude, Roland también estaba un poco lastimado, me miro y me dijo llorando “Le iba a pegar a su hermana cuando llegara a su casa, tenes que creerme Andy “; Lo agarre como pude para calmarlo, los otros chicos lo miraban mal, todos vieron como él se lanzó contra Dimitri sin razón y con fuerza, solo yo consolaba a roland, ese día comenzaron todos sus problemas.

Por más que paso el tiempo solo empeoro todo, primero porque la hermana de Dimitri les dijo a todos que su hermano no le pegaba, es más, les contó como no se enojó hace unos días que ella rompió por accidente sus aviones a escala mientras limpiaba.

Para empeorar todo Roland no colaboro dando una razón para lo que hizo “igual nadie me cree” me decía, el tiempo solo hizo que tuviera más y más conflictos con gente que nos rodeaba, no siempre eran a golpes pero todas la veces parecía que Roland simplemente era una mala persona, acusaba a personas de querer robar cosas que no habían sido tomadas, de querer copiar en exámenes que no habían iniciado.

Me hizo imposible no comenzar a separarme de él, aunque a los catorce años me pregunto si me acordaba de cuando me comento sobre sus sueños despierto, le dije que sí, que a veces parece que aun los tenia, no esperaba que me hablara en serio cuando me respondió que “aún los tenia diariamente” pero ahora ya sabe cómo explicarlos.


Es como que pudiera saber qué cosas malas va hacer una persona antes que las haga, por eso siempre supe cuando hacías trampa Andy



Debí ser más serio con él, pero no lo fui porque era un niño estúpido, hablamos de muchas cosas graciosas, luego de un rato nos fuimos para nunca más tomar ese tema.

Pronto deje de juntarme con él tan seguido, además fuimos a diferentes institutos, aunque siempre nos veíamos de vez en cuando, supe que seguía metiéndose en problemas, aunque nunca se lo mencionaba, solamente jugábamos y hablábamos de chicas cuando nos veíamos.


Cierta vez a los diecisiete años mi papá me pregunto si seguía juntándome con él, le mentí y le dije que lo veía a veces aunque hace meses que no tenía contacto con Roland, me aconsejo dejarlo porque era un chico muy problemático y mala influencia. No entendía como esto pudo haber pasado, solo recordaba al Roland que no quiso copiar en un examen aun sabiendo que iba a perder, al Roland que se echó la culpa cuando rompí el escritorio en primaria, yo era la mala persona no él, “YO”.


A los veinticuatro años supe de nuevo de él, yo me había graduado de ingeniería química y hace años que no sabía nada de mi pueblo, Roland por otro lado era muy conocido, muchos lo veían reventar reumáticos de autos de gente que iba a bares y golpear sujetos sin razón aparente, había tenido conflictos con la policía por múltiples razones.

Me lo tope de casualidad mientras regresaba, cuando me hablo recordé porque me llevaba tan bien con él, Todos ustedes gente pueden decir que él era un Hijo de puta, un malnacido, una maldita escoria, subnormal, pero él era mi amigo y no puedo sino solo recordar todas las cosas buenas que hicimos juntos, con veinticuatro años los dos estábamos hablando como que tuviéramos ocho, luego de tanto nuevamente me sentía feliz. Después me vio y dijo que si recordaba lo de sus sueños despierto, lo recordaba tan bien que no me extraño que me dijera mentiroso sin siquiera darme tiempo de decirle que no, las últimas palabras que me dijo fueron las siguientes.

Nunca supe cómo usar este don que se me entrego, desde chico si lo ignoraba me sentía una basura al saber que pude evitar que algo malo sucediera y si lo evitaba yo era el malo porque en realidad nunca sucedió tal incidente, pronto todos comenzaron a dejar de creerme, me llamaron Mentiroso, basura, infeliz, toda clase de cosas pero tu Andy siempre seguiste siendo mi amigo, no me importa lo que la demás gente diga de mí, pero necesito saber que tú me crees cuando te digo que a todas las personas que he lastimado estaban a punto de hacer algo muy malo.”

No me dejo nunca responderle, solamente dijo mentiroso al mismo tiempo que yo dije “Te creo”; antes de irme le di mi tarjeta con los datos de donde me podía encontrar si tenía problemas o para volver a vernos. Luego de eso intente convencer a los padres de tratarlo con medicamentos sin saber que ya habían intentado varias cosas a lo largo de los años, luego de unos meses no volví a saber de él, tampoco el pueblo, se marchó para bien de muchos y alivio de otros.

Hay tantas cosas que quisiera preguntarle ahora sobre el don que tenía, sobre qué clase de cosas malas iban a hacer las personas con las que tuvo conflictos serios, como ese chico que practicante dicen que lo “castro”, ahora que lo sé todo solo quisiera que nuestra última conversación no hubiera sido esa, quería ayudarlo pero no pude, porque YO si soy una mala persona, “NO ÉL“.

El 15 de agosto me llamó, casi un año sin que nadie supiera de él, dejo un mensaje de voz, “Querían secuestrar a alguien, estoy en Cordería, capital zona norte 312”, no vi el mensaje hasta muy tarde esa noche, me entere en las noticas que un conductor ebrio robo un auto y lo choco con la camioneta de unos hombres que estaban por secuestrar a una señorita, el auto choco intentando escapar de la policía y lo hizo con tanta fuerza que el conductor murió, las patrullas que lo seguían detuvieron a dos de los presuntos secuestradores que intentaron huir a pie al perder el vehículo donde se trasportaban, la conmoción permitió a la chica gritar mientras la policía estaba confundida al ver a personas con pasamontañas huir. Todos los noticieros hablaban de ello, la supuesta víctima cuenta su suerte, nadie siente pena por el delincuente muerto y el herido que estaba en la camioneta.

Andy nunca tuvo suerte, nadie le creyó jamás, ni yo para ser sinceros, el mensaje de voz lo envió a las seis de la tarde, el choque ocurrió a las nueve, lo oí a las once de la noche y no me quedo duda de que se trataba de lo que en las noticias hablaban. Fui a identificar su cuerpo el día siguiente, Nadie más quiso ir a hacerlo, todos lo veían como un delincuente.


Como desearía poderlo golpear con fuerza para preguntarle porque hizo lo que hizo, a lo mejor fue el alcohol, no lo sé, solo puedo asumir que paso por su mente para hacerlo, aunque no importa cuál sea la respuesta, porque nadie me va creer tampoco a mí, solamente dirán que ese audio prueba que Roland era parte de la banda de secuestradores, y me importa una mierda la verdad lo que digan, UNA MIERDA.


Para mí fue la persona más noble que este maldito mundo pudo tener y si a él solo le importaba mi opinión quiero dejar un registro de que finalmente puedo decir que le creo sin mentir.





-Gracias por leer-



Pasen por mis otros post










0
0
0
0No comments yet