Check the new version here

Popular channels

Entrevista al Clítoris para que lo conozcas mejor


El clítoris es la zona erógena por excelencia para las mujeres, pues se trata de un punto demasiado sensible capaz de otorgar el placer sexual más intenso debido a que su única función es darle a las feminas goce extremo y hacerlas felices.

Sin embargo, el clítoris no ha recibido el honor que se merece, ya que la vagina le ha robado protagonismo. Qué triste.
Por ello, el País realizó una tipo entrevista con este órgano, aquí te dejamos algunos datos que no sabías de él:
¿De dónde viene su nombre?

Viene de “Kleitoris” que es una palabra griega que significa “pequeño monte”. No obstante, Helen O’Connell, uróloga australiana, asegura que la forma del clítoris se parece más a la de una montaña y afirma que la pared vaginal es el clítoris.
¿Dónde se ubica?

Tiene un tronco que mide entre 25 y 35 milímetros y entre 3 y 5 mm de anchura. De ahí parten sus raíces que se extienden bajo el hueso del pubis, pasan por cada lado de la vulva y terminan prácticamente al otro lado de los labios.
Necesita estimulación:

Propongo que se cree un “Mapa de Inervación y Excitación Sexual en Clítoris y Labios Menores”, debido a que el 90 por ciento de las mujeres necesita estimulación clitoridiana para que se produzca el orgasmo.
El clítoris pide derecho de asilo:

En algunos países les cortan la cabeza y lo hacen las propias madres a sus hijas.
¿Está resentido con la vagina?

Pese a que la vagina es reconocida como el órgano sexual femenino; todos los órganos pasan por el clítoris, los de la vagina no son sino una estimulación indirecta de él.
¿Freud mintió con respecto al clítoris?

Freud dijo que el clítoris era “un pene inacabado” y que la mujer que sólo experimentaba placer con él es que no había madurado demasiado”. Pero, sólo en su parte externa posee unas 8 mil terminaciones nerviosas; el doble que las del pene, y estas se comunican con otras 15 mil más en la región pélvica.
¿Cómo hay que tratarlo para que se sienta a gusto?


“Como se merece una parte de la anatomía tan delicada y sensible. Para estimular a la mujer hay que empezar por tratar las zonas erógenas secundarias para luego ir a las primarias. Una vez en la zona genital, yo debo ser el último en tocar. Hay que empezar por el monte púbico, labios mayores, menores, espacio entre estos, para luego comenzar a tocarme, primero indirectamente y luego ya más directo. Me gustan los lametones y las succiones, más lentos o rápidos, e intercalando el ritmo”.
El Sr Clítoris termina esta entrevista con un orgasmo…

0
12
0
3
12Comments
      GIF
      New