Arte

El futuro: una visión realista

Buenas y santas cachufletas, cófrades.

Soy un ávido creyente del dios de los presos, San Cuetazo.
Y es menester informar a la comunidad de sifilíticos y partidarios del UNEN, que el final es inminente.
No sabemos cuándo, no sabemos por qué, ni sabemos dónde están los ladrones que buscaba Shakira en el 98. Pero sí les puedo asegurar que están condenados. Bien condenados.


¿En qué nos basamos?

Bien, según un estudio realizado por la Unión Americana de Solteros, Casados y Anoamantes (UASCA), la población está demasiado propensa a post bazofias de imágenes o recopilaciones de videos de YouTube de los mejores goles de Salvador Dalí en la Eurocopa '38. Ese tipo de contenido, sin sustancia ni tampoco ritmo, lo único que hace es destrozar cabezas, como el paco, como los cortes de pelo de Giordano, como el manubrio que tengo en mis piernas. Clavado y mirando al noroeste del Conurbano.


Posteadores de recopilaciones de YouTube o biografías de bandas sacadas de Wikipedia -desde donde ni se molestan en eliminar las notas, porque son unos vagos marca Lanata.

¿Qué podemos hacer?

Dejar de darle 9000 puntos y empezar a darse cuenta de que esto se convirtió en un foro de gente de cerebro cogijo que necesitan que les recopilen los mejores panqueques de Maru Botana 1996-2006. Está bien, es su vida. Yo prefiero fumar de mi cosecha personal de PicaCordones, una gran faloponta de comienzos de siglos. Sólo la probó Gardel, que se hizo besanucas, y Nicky Jones, que se volvió un Yoko Oinor.


Los quiero, por favor cuídense y hagan algo por sus almas cubiertas de semen y lágrimas.



Imagen ilustrativa de los admins de T!, tras la segunda venida de San Cuetazo.

Besos en las nalgas,
desde el búnker.
son_todos_vagos