Check the new version here

Popular channels

Historia del arte marcial Iaido y Kendo

KENDO




La espada ha sido parte muy importante de la Historia de Japón desde sus más remotos orígenes. Ya hay referencias a ella en dos de los más antiguos legados en forma escrita, el Koiji y el Nihon Shoki, autenticas reliquias nacionales de Japón.
Tradicionalmente la espada ha sido considerada como uno de los más importantes tesoros, pero es en la Edad Feudal cuando adquiere una importancia suprema, debida a las constantes guerras civiles que asolan el País. En este tiempo el entrenamiento del Samurai, através de la espada, fue considerado como el mas perfecto y desarrollado aprendizaje, tanto académico, como social, para forjar la personalidad del guerrero.
La etiqueta en el manejo de la espada ha sido siempre muy estricta. Las reglas, por ejemplo, prohibían tocar la espada con las manos desnudas e incluso algunos prohibían la entrada a sus habitaciones, mientras que estuvieran limpiando sus armas. Esto nos muestra la seriedad con la que hemos de tratar este tema.
Kendo, o vía de la espada(Ken=espada; Do=camino) es un arte marcial que nace en Japón. Fue creado como técnica marcial para los combates reales utilizando la espada japonesa.
Pero con el paso del tiempo, fue evolucionando debido al uso masivo de las armas de fuego y a la peligrosidad del entrenamiento con espadas y armas reales. Alejados ya de la militaridad de sus orígenes, la peligrosidad de su practica ha disminuido enormemente, debido a la sustitución de la Katana(espada con filo) o del bokken(madera dura) por el Shinai(espada realizada en laminas de bambú), creada por el gran Samurai Kamiizumi Hidetsuna a base de bambú y piel.
Hoy el Kendo se ha convertido en un arte-deporte, sin valor como combate verdadero, donde lo que se busca es formar a los practicantes a través de un entrenamiento correcto, rígido y austero, tanto físico como espiritual. Se profundiza en su vertiente educativa, fomentando aspectos como la cortesía, el honor, la sinceridad y el afán de superación personal. Todo ello dentro de un marco de necesaria humildad en el talante personal de practicante.
Actualmente son millones los practicantes de Kendo en todo el mundo. Se imparte en colegios, gimnasios y Universidades, asimismo numerosos cuerpos de élite, como la policía o el ejército lo tienen como disciplina obligatoria.
Pero la verdadera revolución para el Kendo llegó de la influencia del Zen, mediante la busqueda de la unión de cuerpo y mente y no solo las meras técnicas. Es la búsqueda del Satori o de la verdadera revelación interna que todo ser humano lleva en su interior, solamente dispuesto a ser desarrollado y buscado mediante la espada japonesa.

IAIDO



La idea antigua del IAI, era enseñar al practicante, en cualquier posición que se encontrase (de pie, de rodillas, sentado, rodeado de enemigos, etc.) a anticiparse, o ser capaz de parar, esquivar y responder ante un ataque con un dominio perfecto del manejo del sable, pues desenvainar con rapidez era una cuestión de vida o muerte. A tal efecto, a mediados del siglo XVI, el sable se fue acortando, y se llevaba en la cintura con el filo hacia arriba, para desenvainar y cortar en una sola acción.
Al IAI se le define también como el zen de las Artes Marciales. Es la expresión material de la acción más decidida apartir de la calma, y de la calma absoluta durante y después de dicha acción.En su origen la única meta era cortar al adversario, y abatirlo lo antes posible tomándole la iniciativa, tomandole por sorpresa si era posible, sin dejarle ninguna oportunidad de defenderse, se buscaba aprovechar el descuido, la distracción o la falta de vigilancia del otro.
No se tenía por indigno, innoble o vergonzoso tomar la iniciativa sin avisar para atacar a su enemigo, más bien era de uso y regla común aceptada y conocida por todos. Pero incluso si el otro estaba alerta y en guardia, concedían mucha importancia al hecho de ser el primero en atacar.
En IAI, el combate empieza en el sable envainado, y concede más importancia a las facultades mentales de rapidez, de juicio, calma, serenidad, intuición, para captar la intención del otro; que a la velocidad de acción aún siendo este factor muy importante.
Al evolucionar hacia una finalidad pacífica y formativa el IAIDO antes de controlar y cortar al adversario busca dominar el propio ego, hacer posible la victoria, o la solución del conflicto sin desenvainar.
El único adversario es el propio ego. El enemigo que visualiza en sus katas es el factor artificial que le permite ejercitar la concentración, el dominio de los gestos, la disponibilidad constante e inmediata de cuerpo y espíritu. Para aprender a adaptarse inmediatamente a cualquier circunstancia de lugar, espacio, tiempo y responder a la repentina solicitud o estímulo exterior de la mejor manera posible.
El IAIDO tal y como lo conocemos hoy en día, es una disciplina física y mental, no combativa, siendo quizá la más filosófica de las Artes Marciales Japonesas, en la que se practica el manejo de la katana.Utilizando el sable como prolongación de nuestro cuerpo, simboliza la necesidad de la orientación espiritual, así como las cuatro funciones de la conciencia: el pensamiento, el sentimiento, la intuición y la sensación.
El IAIDO moderno es el reflejo del guerrero clásico y es de las pocas, que mantienen intacta su pureza desde el Japón feudal.


0
0
0
0No comments yet