Check the new version here

Popular channels

La niebla (Cuento)

Miro por mi ventana, me sirvo mas de ese veneno que tanto me gusta, miro por mi ventana, avanzando siempre aquella anciana, torturándose por no tener mas que vivir solo esperando morir.
Miro por mi ventana, me sirvo otra copa más de ese veneno que ah nadie engaña, mis lagrimas de hielo caen, por mi frió corazón, atenuándose un color rojizo en mis ojos, muchas lagrimas. Es que al mirar por la ventana pienso en que ya no queda nada más que este veneno, que me destruye.
Cuando se niebla, ataca en mi pecho esa fría esperanza de verla, supuse que al mirar por la ventana podría apreciarla nuevamente, atente contra mi suerte, no me importo el veneno, camine hacia la calle la cual miraba, y tal como pensaba allí estaba, se sentía en el aire, la niebla no me dejaba verla bien, sentía que la iba a perder otra vez, y corrí desesperado hacia ella. Pero cuando se niebla no puedes volver atrás, corrí demasiado y ella se me perdió de vista, supuse que al volver a casa seguiría mirándola por la ventana, a ver si volvía, me decía a mi mismo con fría sensatez que todo iba a estar bien. Pero me olvide de algo, de aquel veneno amargo del cual disfrutaba tanto, empezó a hacer lo suyo, y murmullo ¿Te encontrare alguna vez? ¿Podre tocarte? ¿Podre hablarte?
El veneno termino su lenta tortura, pero cuando lo bebía era una amarga dulzura.
Termine por morir, y allí estaba, cuando la niebla atacaba, mientras mi alma agonizaba por aquella niebla que conmigo estaba, agotada y cansada mi alma anhelaba un ultimo suspiro de su amada y ella allí estaba, la niebla.


0
0
0
0
0No comments yet