About Taringa!

Popular channels

Volvo XC90 2015, a fondo: todo lo que necesitas saber




Volvo XC90 2015, a fondo: todo lo que necesitas saber del modelo que marcará un antes y un después para Volvo




Cuán importante es el nuevo Volvo XC90 2015 para que digamos que sin lugar a dudas estamos contemplando el modelo que va a marcar un antes y un después en Volvo. Y evidentemente eso es mucho decir si tenemos en cuenta que ni de lejos pretende ser el modelo más vendido de la casa, que por cierto espera prácticamente duplicar sus ventas en un lustro, llegar a las 800.000 unidades al año en 2020. Y es que, de cabo a rabo, este nuevo Volvo XC90 no solo supondrá una evolución notable respecto al modelo que le precede, sino también respecto a cualquier otro modelo de Volvo e incluso, en algunas facetas, con respecto a cualquier modelo de la competencia. Pero, ¿qué es lo que necesitas saber acerca de este modelo? Te lo contamos todo, sin tapujos.

Diseño: así es y así será la nueva imagen de Volvo



Un nuevo lenguaje de diseño en Volvo. La estética del nuevo XC90 representa un nuevo hito para la marca sueca para el cual nos han estado preparando desde hace un año, probablemente mucho antes, desde 2011. Basta mirar atrás y contemplar a los prototipos XC Concept, Concept Estate, Concept Coupé y Concept You. Volvo entiende la distinción de sus productos como refinamiento, halo moderno y minimalismo.



Y es precisamente en ese punto, en el del lenguaje de diseño, donde han entrado en juego detalles de los cuales ya os hemos hablado con más detenimiento, como los nuevos faros de tipo martillo de Thor. Lo que hasta hace unos años hubiera sido una extravagancia difícil de llevar a cabo, ahora es tan sencillo como dibujar un contorno mediante una fila de LED.



No voy a entrar en estos momentos en el debate del tamaño de las llantas y esa obsesión de la industria por crecer hacia tamaños cada vez más generosos. El Volvo XC90 2015 contará con llantas de hasta 22”.

Cuatro cilindros para todos, hasta para el más potente con 400 CV



Una nueva hornada de motores que ha conseguido sorprendernos, y que estemos deseando probarlo. Un coche del tamaño y el enfoque del Volvo XC90, un SUV premium de siete plazas y cerca de cinco metros de longitud, exige motores consecuentemente potentes y por ende grandes. Como mínimo hubiéramos esperado un cinco cilindros, pero Volvo ha decidido que toda la gama esté articulada en torno a bloques de cuatro cilindros y 2.0 litros, también el más potente, el de 400 CV.

Este motor, el T8, será un híbrido enchufable con motor térmico de gasolina, sobrealimentado por compresor y turbo. Para más inri, gozará de tracción total, con un eje trasero comandado por un motor eléctrico de 60 kW (80 CV). Dicen que gracias a su tecnología no solo será potente y contundente en bajos y medios, sino también capaz de estirarse muy arriba y mantener el empuje gracias al compresor. Oficialmente homologa 60 g/km de CO2, según la homologación que reciben este tipo de híbridos enchufables.




Sin hibridación, también habrá un T6 con compresor y turbo de 320 CV y 500 Nm. Por debajo, tendremos un T5 de 254 CV y 350 Nm. En cuanto a los diésel, te lo podrás llevar con un D5 twin-turbo de 225 CV y 470 Nm capaz de homologar solo 6 litros/100 kilómetros, o un D4 turbo de 190 CV y 400 Nm que consumirá cifras dignas de un pequeño utilitario, homologando 5 litros/100 kilómetros.

El coche más seguro jamás creado, o al menos cerca de serlo



La seguridad para Volvo sigue siendo lo primero. Sin caer en el tópico de que un SUV es más seguro que cualquier otro turismo, lo cual generalmente no es cierto, bien podríamos decir que este Volvo XC90 es a todas luces uno de los coches más seguros del mercado. El objetivo o, mejor dicho, la utopía de Volvo es conseguir que nadie fallezca en sus automóviles a partir de 2020. Sabemos que Volvo ha puesto toda la carne en el asador en el desarrollo del chasis, la carrocería y las estructuras para proteger a sus pasajeros. Pero más allá de lo que es evidente, Volvo también ha completado su coche con toda una serie de sistemas de seguridad, de tantas cifras que a un servidor ya le cuesta memorizarlas, que pretenden evitar accidentes o, en caso de que estos sean inevitables, atenuar sus consecuencias.



Completando el ya común sistema de frenada de emergencia automática en ciudad, Volvo ha estrenado un sistema de frenada automática en intersecciones, también un Roll Stability Control, un sistema antivuelco mejorado que en caso de detectar una inclinación excesiva intentará resolverlo autónomamente actuando sobre el motor – limitando su potencia – y sobre el control de estabilidad – aplicando fuerza de frenado para compensar la inclinación.

En el caso de que se vaya a producir una salida de pista o un vuelco, los sistemas del Volvo XC90 detectarían tal eventualidad para ajustar los cinturones, antes incluso de que puedan actuar los airbag o el pretensor, y así asegurar una mejor protección de los pasajeros.




Los siete pasajeros del Volvo XC90 contarán con cinturones de seguridad con pretensores, tecnologías City Safety mejoradas con detección de coches, peatones y ciclistas. El equipamiento de serie del Volvo XC90 será muy completo y también incluirá Road Sign Information, detección de señales de tráfico. También equipará control de crucero adaptativo y Queue Assist, un sistema de conducción semi-autónoma que seguirá al coche que nos precede, también girando la dirección, en los atascos.

El diseño interior también cuenta: minimalismo y calidad



Su belleza también estaba en el interior. Volvo quiere ser el Apple de la industria del automóvil, en tanto pocas marcas han tenido tan claro que lo que importa no solo es el fondo, sino también la forma, por fuera, pero también por dentro. El nuevo Volvo XC90 promete un habitáculo con materiales nobles, pero sobre todo una estética muy cuidada. Para ello han querido obsequiar a sus clientes con acabados exquisitos recurriendo a proveedores nacionales, de Suecia, maderas nobles, tapizados de piel, e incluso cristalería de Orrefors, una reputada marca sueca de la industria del vidrio, para el pomo de la palanca de cambios, los selectores y el botón de arranque.



Hablando del habitáculo, no podíamos olvidarnos de sus asientos. El Volvo XC90 contará con siete butacas distribuidas en tres filas, diseñadas para ofrecer la mejor ergonomía posible, también en las plazas traseras, y aprovechar al máximo el espacio reduciendo el grosor del respaldo y los reposacabezas.



Entre sus opcionales, habrá un equipo de sonido Bowers & Wilkins de 1.400 watt, con 19 altavoces distribuidos por todo el habitáculo y un sistema de subwoofer integrado en el sistema de climatización para convertir todo el coche en una caja de resonancia. Según Volvo, este sistema es inédito en la industria, y ciertamente jamás había oído tal cosa en cualquier otro coche.

Minimalismo pero también tecnología, mucha tecnología



Pasando al tema de la tecnología, e hilando con el diseño interior, en su salpicadero apenas habrá más botones que el de encendido de los warning y los controles básicos del equipo de sonido. Todo lo demás estará pilotado por un inmenso tablet táctil integrado sobre el salpicadero, con menús aparentemente sencillos y agradables visualmente.



Tambíén será la primera vez que se utilice el nuevo cuadro de mandos digital de Volvo. Se trata de una evolución del ya presente desde hace unos años, mucho más minimalista y, por qué no decirlo, agradable visualmente

El primer Volvo de una nueva era estrena plataforma modular



Lo que el ojo no ve, una plataforma modular completamente nueva. Según Volvo, la Scalable Product Architecture cambiará su manera de fabricar coches. No es una exageración, ni mucho menos. Se trata de una plataforma flexible capaz de adaptarse a diferentes segmentos y carrocerías, que con unas mínimas modificaciones en las cotas de los subchasis delantero y trasero y unas mínimas adaptaciones en la línea de producción, puedan fabricarse coches tan diferentes como un XC90 y un V40.

¿Y cómo afecta eso al Volvo XC90? Para Volvo, un proyecto como este sería más sencillo de amortizar, lo cual supondría mayor beneficio para la marca y, esperemos, un coste más competitivo en los concesionarios con tecnología más moderna. Al ofrecer mayor libertad a los diseñadores para adaptarse a unas cotas más atrevidas, también podría abrir las puertas a modelos completamente nuevos y en nichos muy concretos. Sería descabellado pensar en un Volvo XC90 de tres puertas, como el XC Concept que conocimos este año, pero aún así quién sabe…




Para hablar de precios aún habrá que esperar. Ya podemos adelantarte que contará con dos líneas opcionales, para los más exquisitos, claramente diferenciadas. Urban Luxury, con detalles en acero pulido, marcos cromados, protecciones de defensa y llantas de aleación de 21”, será la versión elegante. Rugged Luxury abogará detalles en negro mate y llantas de 22”.

Para celebrar su lanzamiento, también habrá una edición limitada denominada First Edition, de la cual solo se comercializarán 1.927 coches. Estará asociada a los motores T6 AWD de 320 CV y D5 diésel de 225 CV, con cambio automático de 8 relaciones de serie. También será fácilmente reconocible por su carrocería negro Onyx, su juego de llantas de 8 radios en 21” y la placa de edición limitada que aparecerá en la carrocería y en su habitáculo.


El Volvo XC90 2015 en vídeo





Lo que Volvo no te cuenta de este y otros modelos que están por llegar. Hoy en día Volvo afronta un futuro prometedor que nada tiene que ver con el que presentaba hace tan solo unos años. Ya han pasado cuatro primaveras desde que la marca de Göteborg se desvinculase del grupo Ford y entrase en el capital de Geely, en uno de los holding industriales dedicados al automóvil más grandes de China. Eso ha garantizado inversiones millonarias que se materializan en productos como este. Pero de todo ello os hablaré más adelante.

Nuevo Volvo XC 90, confirmados sus motores: llegará con un motor híbrido… de 400 caballos




Volvo sigue sirviéndonos con cuentagotas los detalles de la próxima generación del Volvo XC90, a la que recordemos conoceremos durante los próximos meses, presumiblemente debutando en el próximo Salón de París.

Tras mostrarnos sin tapujo alguno su interior, Volvo nos habla ahora abiertamente de las mecánicas con las que llegará este nuevo Volvo XC90 encontrándonos con dos alternativas diésel y dos versiones gasolina convencionales y una alternativa híbrida plug-in como techo de la gama que promete ya 400 caballos.


Volvo XC90 T8 Drive-E: “el SUV más potente y limpio”



Con la declaración de intenciones de ser “el SUV más potente y limpio” como carta de presentación, Volvo nos habla ya de esta nueva mecánica híbrida que llegará conformada por un motor gasolina de 4 cilindros, sobrealimentado por turbocompresor y 2 litros de cubicaje encargado de las ruedas delanteras en consonancia con una mecánica eléctrica de 80 caballos que se encargará del tren trasero logrando en conjunto una potencia de 400 caballos y un par de 640 Nm.

Este esquema permite al Volvo XC90, que mantiene su configuración de 7 plazas también en esta versión, contar con tracción total, pudiendo además circular en modo totalmente eléctrico con un rango de utilización de 40 kilómetros. A pesar de que Volvo no ha declarado todavía el consumo medio de esta versión si ha señalado ya a un nivel de emisiones de CO2 de 60 g/km.




Aunque no se han revelado detalles sobre sus baterías podemos imaginar que serán de iones de litio. Su carga se llevará a cabo a través de un enchufe, pero por ahora no se han especificado los tiempos de carga.

Esta versión llegará luciendo la etiqueta T8 buscando, según señalan desde la marca, aunar a “un coche eléctrico, un coche híbrido y un coche de alto rendimiento todo en uno”.


Dos alternativas diésel y dos gasolina: desde los 190 a los 320 caballos





Además de la sorpresa de la mecánica híbrida enchufable de 400 caballos Volvo ha anunciado ya la presencia de dos alternativas diésel y dos gasolina.

En diésel nos encontraremos con la versión D5 movida por un motor diésel biturbo de 225 caballos y 470 Nm de par, con un consumo medio de 6 l/100 km y un XC90 D4 de 190 caballos y 400 Nm de par con un consumo de cerca de 5 l/100 km.




Como alternativas gasolina habrá un XC90 T6 con turbo y compresor de 320 caballos y un par de 400 Nm y una alternativa T5 de 254 caballos y 350 Nm de par.

¿Qué más sabemos sobre el nuevo Volvo XC90? 5 claves sobre la próxima generación del Volvo XC90




  • Su diseño llegará influenciado por el Volvo XC Concept. Lo conocimos en enero, en el Salón de Detroit. Será por tanto el encargado de estrenar el nuevo lenguaje de diseño de la marca.

  • Llega desarrollado sobre la nueva plataforma “escalable” de la marca.

  • La firma ya nos ha revelado su interior que luce un esquisto diseño donde lujo, elegancia y aires tecnológicos se entrelazan a la perfección. Mínimos botones, una pantalla táctil al frente del salpicadero, máximo cuidado por los detalles…

  • Contará con una configuración de 7 plazas.

  • Todo apunta a que lo conoceremos a finales de verano antes de posar para el público en el Salón de París, en octubre.


Volvo XC90: el interior con el que Volvo quiere convertirse en el Apple de la industria del automóvi




Tan acostumbrados estamos a que los grandes lanzamientos comiencen con una fotografía exterior, en ocasiones filtrada fuera de los cauces oficiales, que en esta ocasión Volvo nos ha sorprendido – o no. Hoy mismo ya podemos mostraros con todo lujo de detalles el interior del esperado Volvo XC90, una nueva generación de este SUV que promete estrenar la nueva línea estética de Volvo.

Y la razón por la cual no nos sorprende tanto es que ya sabíamos, y así os lo hicimos saber, que el interior del nuevo Volvo XC90 y otros muchos modelos de Volvo, que aún están por llegar, se convertirá en uno de los grandes orgullos de la marca sueca, por su tecnología, su calidad y el gusto por el detalle y los materiales más nobles.

¿Acaso quiere Volvo convertirse en el Apple de la industria del automóvil?




Me gusta como se entiende el lujo y la distinción en Gotemburgo, bajo una filosofía digna de los mejores años de Steve Jobs. Incluso un elemento tan aparentemente nimio, como el pomo de la palanca de cambios, se convierte en una exquisita pieza de diseño. Volvo ha recurrido para su construcción a Orrefors, una reputada marca sueca de la industria del vidrio, que también ha sido responsable de diseñar el botón del Start/Stop y algunos de los pocos, por cierto, selectores que ocupan la consola central, como el diseño diamantado del Drive Mode y el botón de arranque.



Como en todo Volvo que se precie de serlo, el diseño de la ergonomía de sus asientos ha sido uno de los aspectos más trabajados. Tampoco nos sorprende si tenemos en cuenta que los mejores asientos en los que nos hemos acomodado en estos últimos meses pertenecían a un Volvo. Este es el aspecto de los asientos que podrá equipar opcionalmente el nuevo Volvo XC90.

Volvo siempre ha enarbolado la bandera de su país con orgullo, aunque aparentemente no tanto como el que mostrarán sus nuevos productos, haciendo uso de materiales exquisitos de proveedores nacionales. Volvo reivindica el espíritu swedish en un momento en que China se ha colado en sus cuarteles generales, tal vez reivindicando que siguen siendo la marca sueca que siempre fueron.




Presta atención al detalle de estos acabados de madera y a las costuras en el perfil del salpicadero.



Pero lo que os hemos contado hasta ahora no es más que la punta del iceberg. En esta vista general del salpicadero del nuevo Volvo XC90 hay muchos detalles que tenemos que contaros. La primera gran novedad, salta a la vista, la tenemos en la presencia de un inmenso tablet central que hará las veces de equipo de entretenimiento, pero también aglutinará todos los controles del climatizador y otros sistemas.



De hecho, los únicos botones que veremos en el área central del salpicadero serán los que ves más arriba, unos controles muy básicos para el equipo musical y las luces de warning.


Nota: el sistema entretenimiento es el que equipará el nuevo XC90. El diseño que lo rodea, del prototipo Estate Concept.


Como ya vimos con la presentación del Volvo Concept Estate y el nuevo sistema de Apple iOs CarPlay, el nuevo tablet del equipo de entretenimiento y navegación de Volvo utilizará un formato de pantalla vertical dividida muy interesante, con una interfaz plenamente táctil pero aparentemente accesible.



Otro aspecto muy destacado será el diseño limpio y depurado de su cuadro de mandos digital. El lanzamiento del Volvo V40 y su cuadro de mandos digital supuso un golpe en la mesa en su categoría, un hito muy atrevido para una marca como Volvo, quizás demasiado atrevido. La evolución de ese cuadro de mandos digital sigue siendo atrevida, pero aparentemente mucho más trabajada hacia un minimalismo práctico, con dos diales y un área central dedicado a información tan práctica como las indicaciones del navegador.



El minimalismo se extiende por todos los elementos, incluido el volante. No es que el nuevo volante de Volvo goce de menos botones, porque están exactamente los mismos, pero al menos han sido reposicionados para ocupar menos espacio, ser más discretos y, teóricamente, accesibles.



En la fotografía superior se aprecia con más detalle el diseño diamantado del selector de modo de conducción y el botón de arranque diseñados por Orrefors, situados en la consola central.



Como ya sabréis, el nuevo Volvo XC90 gozará de siete plazas, con una disposición de asientos en la que las cuatro plazas traseras laterales, de ventanilla, contarán con asientos ergonómicos que aparentemente no son tan diferentes de los delanteros.

Vídeo del interior del Volvo XC90



En los próximos meses os seguiremos dando muchos detalles de este nuevo Volvo XC90, el primer modelo en utilizar la nueva plataforma modular Scalable Product Architecture (SPA) de la casa y el encargado de inaugurar una nueva línea estética – exterior e interior – y una nueva filosofía. Esperaremos con ganas a este verano, a su presentación general en agosto.

Volvo XC90: 7 tecnologías de seguridad persiguiendo la utopía, que nadie fallezca en un Volvo en 2020




No te sorprenderemos al reconocer que Volvo ha sido una de las marcas que más ha trabajado históricamente a favor de la seguridad de nuestros automóviles. Tampoco si admitimos que en el fondo estamos bastante ilusionados con descubrir los entresijos del nuevo Volvo XC90, un buen SUV que será sorprendente en casi todos los aspectos, por sus motores, su diseño, el minimalismo y tecnología de su habitáculo y, por si no fuera poco, por una extensa dotación de sistemas de seguridad entre los que habrá dos tecnologías pioneras en la industria del automóvil.

Volvo quiere que en 2020 sus coches sean tan seguros que nadie pueda fallecer o resultar gravemente herido en uno de sus coches, ¿alcanzarán gracias a la tecnología este objetivo tan utópico?


Evitar al 100% los fallecidos en carretera sigue siendo una utopía

Por desgracia para Volvo, mientras los automóviles estén gobernados por humanos y los humanos cometamos errores, a veces incluso conscientes del riesgo, ni toda la tecnología del mundo podrá evitar que suframos un grave accidente. Pero en cualquier caso, si vamos acompañados de un sinfín de tecnologías que mitiguen las consecuencias de esos errores y una célula de seguridad que nos salve la vida en el caso de que el error no puede resolverse, las probabilidades de fallecer en un Volvo, o en cualquier otro vehículo, se acercarán cada vez más a cero.

Anticiparse a una salida de vía para proteger a los ocupantes



Los sistemas que nos advierten de un cambio involuntario de carril o incluso actúan sobre la dirección – o el ESP - para evitarlo, están ayudando a evitar uno de los accidentes más habituales, las salidas de vía. EuroNCAP aún no ha establecido una prueba concreta de seguridad ante salidas de vía, tal vez por la amalgama de escenarios que puede enfrentar un coche en dicha situación. En Volvo aseguran que han creado su propio protocolo de pruebas para estudiar la seguridad de sus coches en salidas de vía y, no solo eso, también una nueva tecnología que trabajará solidaria con el Lane Keeping Aid (que corrige nuestra trayectoria si nos salimos del carril), el Driver Alert Control (que detecta posibles pérdidas de atención del conductor) y el Rest Stop Guidance (que recomienda al conductor realizar paradas de descanso durante el viaje en áreas de servicio habilitadas para tal efecto).

La novedad al respecto de Volvo será Safe Positioning, un sistema preventivo que gracias a los sensores, radares y cámaras del Volvo XC90 identifica los patrones habituales de una salida de vía, de forma que antes de que se produzca una colisión, los cinturones se tensan sujetando con firmeza el cuerpo de los ocupantes, de forma que la columna y la cabeza queden perfectamente alineados con el respaldo de unos asientos construidos con materiales capaces de absorber la energía del impacto y reducir las lesiones cervicales. Este sistema preventivo es similar a la protección activa contra vuelcos de los descapotables modernos.


Evitando colisiones en intersecciones



La segunda novedad, inédita en la industria, es un sistema de frenada automática en intersecciones. Este sistema pretende ir más allá de la frenada automática en ciudad, que detecta a los vehículos que nos preceden, puesto que el escenario en el que actuaría sería el de un cambio de dirección, por ejemplo, en un cruce de calles en el que nosotros queremos girar a la izquierda y un vehículo en sentido contrario pretende girar a la derecha.



Por su elevado centro de gravedad y también por el uso campero que se presupone de un todocamino, el Volvo XC90 también equipará un sistema antivuelco, el Roll Stability Control, mejorado. En el momento en el que los sensores de oscilación del vehículo detecten que la inclinación lateral ha superado un margen de seguridad, el sistema limitará la potencia del motor y aplicará fuerza de frenado a una o más ruedas para contrarrestar la inercia del vuelco. Si el vuelco es inevitable, los airbags de cortina se prepararán para accionarse justo antes de que la carrocería colisione con el suelo, y así proteger a los pasajeros.



Nada más y nada menos que siete pretensores de cinturón. Los siete pasajeros del Volvo XC90, también los ocupantes de la sexta y la séptima plaza, contarán con pretensores pirotécnicos en sus cinturones. Esta tecnología, que desde hace años es un estándar en las plazas delanteras, consigue que en el momento del impacto, el latigazo cervical se atenúe gracias al efecto de sujeción adicional que aportan los pretensores sobre el cinturón, evitando que quede un espacio libre entre el cinturón y el cuerpo del pasajero. En resumen, te llevarás un buen moratón en el pecho, pero evitarás daños cervicales graves o incluso que la cabeza o el torso sean golpeados con los paneles del vehículo.



Las tecnologías City Safety, que advierten de la presencia de obstáculos, ya sea otro coche, un ciclista o un peatón, y en el caso de que el conductor no reaccione, actúan sobre los frenos, también se habrían mejorado. City Safety será de serie en toda la gama Volvo XC90.



Si de algo quiere presumir precisamente el Volvo XC90 es de equipamiento de seguridad de serie. Según Volvo, el XC90 también será el primer modelo del mercado en ofrecer de serie la tecnología Road Sign Information de detección de señales de tráfico. Aunque aún no han proporcionado más detalles, este sistema debería informar de más señales que las habituales, las referentes a los límites de velocidad.



Como ya decíamos anteriormente, el Volvo XC90 equipará un sistema de detección de cambio involuntario de carril, también un sensor de ángulo muerto que detecta coches aproximándose por los carriles adyacentes. El control de crucero, además de contar con Adaptative Cruise Control que mantiene la distancia con el vehículo que nos precede, incorporará Queue Assist, un sistema que además efectúa las correcciones de la dirección pertinentes para hacer un seguimiento completo de otros vehículos. Es decir, un sistema de conducción semi-autónoma como el que ya hemos visto en otros modelos recientes.
0No comments yet
      GIF