Popular channels

El Malvinense que jugo en la reserva de Boca "Martyn C

Este malvinense es uno de los casos mas atípicos de futbolistas extranjeros en nuestro país. Primero por el origen, y sobre todo por la “seriedad” con que se manejó su arribo: lo acercó Esteban Cichelo, un licenciado en relaciones internacionales . Como no podía ser de otra manera, Boca Juniors fue el club que lo recibió e inmediatamente Maradona lo apadrinó tal cual lo hiciera con Charles.

El "Maradon de las Islas Malvinas", tal como lo apodaban, no tuvo ni un poquito de suerte en su meteórico paso por Buenos Aires. Estuvo a prueba en Boca durante noviembre de 1999 y sufrió una distensión en el muslo derecho. Días antes había ido a la cancha de Ferro a ver al xeneize contra Argentinos y le robaron la billetera. Pidió por favor que lo esperaran con la lesión y que quería quedarse a vivir en La Boca. Pero no hubo caso. Por lo menos pudo conseguir novia y se fue rápido. Tan rápido como su paso por Casa Amarilla.

Nació en Playmouth, Inglaterra, pero de pequeño se trasladó a las Islas Malvinas. Es el hijo de la dueña de la taberna The Globe Tavern y toca la guitarra. En el equipo xeneize no tuvo suerte y su sueño se diluyó. Pero imprevistamente retornó para practicar con el plantel profesional de Defensores de Belgrano y El Porvenir.

“Mi fuerte es la cabeza y la fuerza, aunque debo mejorar en la técnica, en Boca no tuve suerte. Me entrené con la reserva y la cuarta división pero me afectó una lesión”.





Duro para el fue haber retornado a las islas y ser recibido como un extraño, un traidor. Su vida cambió para siempre, y su historia fue llevada al cine en “Jugando para el enemigo” que se filmo en Inglaterra.
Decidió viajar a Estados Unidos. Allí consiguió una prueba en el Connecticut Wolves (la segunda división yanqui) pero no tuvo suerte: el día de la primera práctica se lastimó los ligamentos de su rodilla derecha.
Hoy vive con su abuela en Essex (Inglaterra) y trata de recuperarse de su lesión para intentar que algún club de ese país lo acepte en su plantel. Nunca sabremos como jugaba.




F
0
0
0
0No comments yet