Check the new version here

Popular channels

Bautismo con sabor a lección

Central cuenta con varios jugadores que jugarían de titulares en equipos de primera, como Figueroa, Cristian González, Diego Braghieri y Javier Toledo. Ellos son los encargados de marcar la diferencia con respecto a los otros equipos de la B

Duro y difícil. Así será el trayecto de Central en la B Nacional. El entrenador Reinaldo Mostaza Merlo tiene los jugadores que le pidió a la dirigencia y ellos, sus dirigidos, deberán acostumbrarse rápidamente a las características de una divisional que no reconoce nombres propios y premia a aquellos que saben erigirse en planteles sólidos e inteligentes. La próxima parada es Belgrano de Córdoba, que ayer perdió con San Martín de Tucumán y no suma puntos en la tabla.

Todo estaba preparado para la fiesta. El Gigante de Arroyito desbordaba de público para recibir al equipo que busca, casi como una obligación, ascender a Primera en un año. Pero, las 40 mil almas canayas, y los jugadores también, no contaban con la madurez y astucia de un rival austero que la sabe lunga en esto de jugar en las categorías menores. Sin nombres rutilantes para el Nacional B, San Martín complicó a Central más de lo esperado. Lejos estuvo de ser un partenaire en la fiesta del Gigante y a poco estuvo de robarle un beso a la más linda de la noche.

Central tiene varios jugadores que jugarían de titulares en equipos de primera. Luciano Figueroa, Cristian González, Diego Braghieri y Javier Toledo, por citar sólo algunos ejemplos, fueron hasta hace pocos meses pilares de sus clubes. En esta versión de Central, ellos son los encargados de marcar la diferencia que el canaya tiene con respecto al resto de los equipos de la división.

Pero la calidad que no tienen algunos experimentados y mañosos equipos de la B Nacional es suplida con valores casi indispensables para la categoría. Una férrea línea defensiva que marque de manera pegajosa a los rivales, un mediocampo de contención que ahogue y agote a los volantes creativos y delanteros que aprovechen las esporádicas ocasiones de gol constituyen un equipo a la medida de la segunda categoría del fútbol argentino.

A esas piezas hay que sumarle la prohibición de que asistan los hinchas de los clubes que juegan de visitante, las diminutas dimensiones de algunas canchas y el extenso recorrido en kilómetros que hay que atravesar.

Tras el partido, Merlo reconoció que comanda "un equipo en formación". Aunque mostró mucha calma en sus declaraciones, aseguró que no tiene "ninguna duda" de que lo corregirá con el correr de los partidos. Destacó la "actitud, garra y agresividad de los muchachos". Apenas finalizado el encuentro debió consolar a algunos jugadores que, reunidos en el campo de juego, se lamentaron por la igualdad. El arquero Jorge Broun era uno de ellos.

La semana que viene, Central deberá viajar a Córdoba. Lo espera Belgrano en su estadio de Barrio Alberdi. El Pirata perdió ayer en Tucumán ante San Martín por 1 a 0 y no suma puntos en el torneo. Si bien no está confirmado, el partido se disputaría el sábado a las 19. La última vez que visitó ese reducto, Central ganó 1 a 0 con gol de Jesús Méndez. Fue por la Promoción 08/09 y sirvió para mantenerse un año más en Primera.
0
0
0
0
0No comments yet