El FBI preocupado por el nuevo sistema de seguridad de Apple

El director del FBI admite sentirse "muy preocupado" por el nuevo sistema de cifrado de iOS 8, producto de las filtraciones de fotos de celebridades.



Para James Comey, el director del FBI, el nuevo sistema supone un impedimento para extraer información en sus investigaciones criminales.

Apple, tras la mayor filtración de imágenes privadas (#Celebgate) y su escándalo, no dudó en dar un paso al frente con iOS8, el cual incorpora un nuevo cifrado de seguridad para los dispositivos, confirmándose en la incapacidad de acceder al dispositivo como parte de una investigación, lo cual para unidades especializadas en ese tipo de prácticas, como el FBI, no debe ser muy conveniente.

Comey dice: "Creo firmemente en el Estado de Derecho, pero al mismo tiempo también creo que nadie en esta industria se encuentra más allá de la ley", y que le preocupan "las compañías que comercializan algo expresamente para permitir a la gente situarse por encime de la ley".

Apple es la única compañía que no puede extraer el código de seguridad del usuario, a lo que Comey comentó que de ese modo no podrían proporcionarles acceso a los dispositivos.

Apple se ha tomado la privacidad muy en serio y entre las últimas medidas que han tomado se encuentra: informar a los usuarios cuando agencias como la NSA les soliciten los datos de su dispositivo.