Canales populares

Soy adicto al celular y Que.

Cada vez son más las personas que dependen de sus celulares para todo lo que tiene que ver con la vida cotidiana. Desde tareas laborales como revisar los correos electrónicos y usar aplicaciones de utilidades, hasta el tema de la comunicación con nuestros allegados, ahora dependen en mayor medida de un smartphone.

La adicción al celular ahora no es algo único de jóvenes y adolescentes, los profesionales y personas del común cada vez se hacen más dependientes del uso de las nuevas tecnologías, ya sea para jugar en su entretenida pantalla táctil, estar sincronizados con su trabajo, o mantener constante comunicación con sus círculos sociales.

SOY ADICTO A MI CELULAR… ¿Y QUÉ?


El auge de los celulares inteligentes está en constante aumento, y es que para la misma sociedad se ha hecho indispensable contar con uno de estos dispositivos en donde tienes acceso a todo, el cualquier momento, y en cualquier lugar.

Gracias a todas las ventajas que ofrece lo anterior, la mayoría de personas con uno de estos dispositivos se ha ido convirtiendo en adicta. Aunque muchos lo nieguen, es una realidad que cada vez involucra a más personas, así que si tienes un smartphone, con confianza puedes declararte como adicto a tu celular, ya que para ser sinceros, muchos nos sentiremos identificados con esa realidad.

SUENA DIVERTIDO PERO LA ADICCIÓN PUEDE CONVERTIRSE EN UN PROBLEMA

Al declararnos adictos al celular, no pretendemos alabar dicha problemática, simplemente queremos tomar conciencia de que aunque muchas personas lo nieguen, la mayoría de quienes usamos un smartphone terminamos siendo adictos. Quienes juegan todo el tiempo, quienes chatean todo el tiempo, y quienes revisan sus correos todo el tiempo, quienes no se pierden detalle de lo que pasa en las redes sociales, son todas personas adictas. Así que para qué negarlo, desde hoy comienza a aceptar que #SoyAdictoaMiCelularYque.


Un estudio realizado por la compañía Digital Lab, reveló que el 82.5% de las mujeres y el 69.8% de los hombres sufren o han sufrido alguna vez síntomas relacionados con el estrés y la ansiedad cuando por algún motivo no pueden acceder a la red desde su celular, bien sea por problemas de conexión, o porque simplemente, éste se les olvidó.

Los síntomas de la dependencia al celular son muy similares a los de una droga, porque la gente siente que si no tienen su celular les hace falta algo, ocasionando una aceleración provocada por la ansiedad, inclusive mal humor por esa urgencia por estar “comunicados”.

DEBEMOS POR LO MENOS CONSERVAR UN POCO DE LA DÉCADA PASADA

No hace falta ir muy atrás en la historia para recordar que hace unos 8-10 años todo era completamente diferente. Aunque no existían las cientos de aplicaciones, y los muchos medios de comunicación que tenemos hoy en día, curiosamente en la década pasada las personas mantenían una comunicación más cercana.Mobile-9

Ahora que todo depende un dispositivo móvil, sin duda nuestra vida y el mismo mundo han cambiado bastante. Por supuesto la mayoría de las cosas que podemos hacer hoy en día con un celular han surgido de necesidades propias de la gente, pero lo cierto del caso es que en muchos factores esa dependencia al celular nos hace cometer acciones erróneas que difícilmente dejaremos de hacer.

Aunque el celular nos acerca a las personas que están lejos, y las redes sociales nos conectan con más personas, en muchas de las circunstancias en las que usamos el celular hoy en día estamos haciendo todo lo contrario por el simple hecho de andar clavados mirando esa pequeña pantalla.


En las siguientes situaciones, tranquilamente podríamos interactuar con las personas e incluso conocer gente nueva:

Mientras esperamos a alguien escuchando música o jugando
Cuando comemos mientras chateamos o viceversa
Mientras vamos en el transporte público stalkeando las redes sociales
Si estamos esperando a que llegue nuestro turno para hacer un trámite
Cuando nos despertamos y pasamos al menos 10 minutos revisando el celular
Otras de las situaciones imposibles de negar por los adictos al celular son la dependencia hasta para ir al baño, para dormir, para tomar un café, entre muchas otras.

Desafortunadamente, como están las cosas, cada vez nos convertimos en personas menos asociales, y es inminente que cada vez más personas se van a subir al bus de los “adictos al celular”, pues aunque no lo crean, es como una droga, una vez te mantienes conectado, no quisieras dejarlo jamás.

Independientemente de cómo miremos el tema, al igual que cualquier otra cosa en esta vida todo en exceso es malo, pero si sabemos aprovechar todas las bondades que nos ofrece la tecnología moderna, y los beneficios de los celulares del siglo XXI para aumentar nuestra productividad, sin duda alguna podemos decir con un poco de orgullo #SoyAdictoAlCelularYque, simplemente debemos entender que hay situaciones que ameritan mirar al resto de las personas a los ojos y separarnos por un rato de nuestro querido smartphone.
0
0
0
0No hay comentarios