Check the new version here

Popular channels

¿Como se prepara mexico contra el ebola?

4,000 trajes, 100 médicos y una cápsula, así se adelanta México al ébola



Aún no hay un caso siquiera sospechoso de ébola en México, pero las autoridades ya se pusieron "en guardia" para evitar ser tomadas por sorpresa.

4,000 trajes protectores comprados, 100 médicos capacitados, 10 especialistas en un equipo de reacción y una cápsula para el aislamiento en el traslado de eventuales pacientes, son algunas de las medidas incluidas en el protocolo de actuación que las autoridades mexicanas de salud han activado por si llegara a presentarse en el país algún caso de enfermedad por este virus que ha provocado la muerte de más de 4,500 personas en todo el mundo.

El subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud de la Secretaría de Salud, Pablo Kuri Morales, detalló a CNNMéxico las acciones que esta dependencia está llevando a cabo y los pasos que seguirían si llega a confirmarse algún caso de infectados por este virus en el país. Te contamos.

Alertas de viaje

Desde el 1 de agosto se han emitido avisos de viaje para los países en los que se ha presentado ébola en África, principalmente Liberia, Sierra Leona y Guinea, informó el funcionario.

'Tenemos información para quienes llegan del extranjero, donde se les dice que si estuvieron en estos países y si después de 21 días tienen los síntomas, los reporten', dijo Kuri Morales en entrevista.

'Si vienen con los síntomas, (pedimos) de inmediato en el punto en donde están, en el aeropuerto o puerto de entrada, que lo notifiquen para que se haga el protocolo', agregó.

Sin embargo, las autoridades mexicanas no han emitido una restricción de viaje hacia estos países; sólo son recomendaciones para evitar el riesgo de contagio.

'Hay una definición muy precisa para ser caso sospechoso: tienes que venir de Liberia, de Nigeria o de Sierra Leona. África más fiebre no es igual a ébola; no tenemos que estigmatizar a todos los africanos, ni mucho menos a estos países, porque para contagiarse hay que tener contacto con las secreciones y fluidos de una persona que ya tenga síntomas', aseveró.

'A todos los que llegan del extranjero y pudieran venir de Liberia, Guinea o Sierra Leona -que por cierto el volumen es muy muy bajo- se les da la información de que si desarrollan los síntomas hay teléfonos de contacto', acotó el subsecretario.

Tienes ébola si y sólo si...



Los síntomas a los que los ciudadanos que hayan viajado a países con ébola deben estar atentos son: fiebre súbita de inicio de más de 38.6 grados Celsius, astenia -fatiga crónica-, vómito y falta de apetito.

El funcionario de Salud enfatizó que un portador del virus no es un foco de contagio sino hasta que ha desarrollado los síntomas.

'El periodo de incubación, es decir, del momento en el que tú tienes al virus adentro hasta que desarrollas síntomas -si es que los vas a desarrollar- es de dos a 21 días, en este periodo no se transmite la enfermedad', explicó.

Una vez que se confirma el padecimiento, se deben guardar precauciones con el paciente, aunque el virus no se transmite igual que otras enfermedades más infecciosas.

'Para contagiarse (es necesario) contacto directo con secreciones, fluidos (vómito, diarrea, sangre, saliva, orina, semen) y mucosas oral, (de) los ojos, la nariz y pudiera darse el caso de la piel siempre y cuando haya una lesión de piel que permita la entrada del virus y no en volúmenes menores sino en un número suficiente y de tiempo para que el virus realmente entre al cuerpo y se pueda reproducir', anotó.

Kuri Morales explicó que la enfermedad es letal, en promedio, para una de cada dos personas que la adquieren.

'Ha habido brotes con letalidad -que es cuántos mueren de los que enferman- de hasta 90%; (para) este brote estamos hablando de una letalidad cercana -ha variado- del 50%', señaló.

En caso de presentar estos síntomas, la Secretaría de Salud activó un número telefónico gratuito de la Unidad de Inteligencia Epidemiológica para que los ciudadanos puedan reportar posibles casos de ébola: 01-800-0044-800.

Un equipo de respuesta inmediata

Kuri Morales informó que hay un equipo de 10 personas, compuesto por infectólogos, epidemiólogos, especialistas en terapia intensiva y enfermeras especializadas del Instituto Nacional de Nutrición, que están siendo entrenados y capacitados permanentemente que irán a los sitios donde se haya hecho el reporte de casos efectivamente sospechosos de ébola.

Todos los casos que llegaran a presentarse se concentrarían en el Instituto Nacional de Rehabilitación, en el sur de la Ciudad de México, a donde el paciente deberá ser trasladado vía terrestre o aérea.

'Nadie va a tratar a estos pacientes que no esté previamente capacitado y que tenga el equipo de protección adecuado', informó Kuri Morales.

'Hemos aprendido por lo que ocurrió en España y lo que ocurrió en Estados Unidos, que si no se siguen estrictamente los protocolos de utilización de los trajes y demás tenemos este problema (de contagios)', añadió.

Estos especialistas se encargarían de ir por el sospechoso y acompañarlo en el traslado.

"Hemos designado a un centro que será único para el tratamiento de estos pacientes, que está en el Centro Nacional de Investigación en Quemados -que es un piso del Instituto Nacional de Rehabilitación- que, por sus características físicas, permite tener aislados a cualquier caso", dijo.

Ya en una etapa de tratamiento a los pacientes, este SWAT médico -mencionó el servidor público- utiliza equipo plástico de mayor seguridad que los de primera reacción, el cual es de bioseguridad nivel tres, con los estándares recomendados correspondientes.

"Tenemos una capacidad hasta para 24 pacientes de una manera simultánea ahí. Esto no quiere decir que sea el único lugar que pudiera en su momento ser habilitado, pero éste es hoy por hoy el único en donde estaremos trabajando, justo para evitar riesgos innecesarios", abundó Kuri Morales.

Una vez que el paciente sospechoso -es decir, que reúne las características de proceder de los países con presencia del virus y que tiene los síntomas- está en la capital de la República, se procedería a confirmar la enfermedad con análisis especializados.

"Tenemos la capacidad diagnóstica en el Instituto de Diagnóstico y Referencia Epidemiológica (Indre), donde tenemos un laboratorio de nivel de bioseguridad tres, donde se puede hacer el diagnóstico en 72 horas, una vez que se reciba la muestra", comentó.

6 hospitales y 100 especialistas capacitados

Si un caso se detectara en alguna entidad de México, la Secretaría de Salud cuenta con personal capacitado e instalaciones adecuadas en seis hospitales de seis diferentes entidades del país.

Se trata del Hospital General de Tijuana, Baja California; el Hospital Universitario en Monterrey, Nuevo León; el Hospital General de Occidente en Guadalajara, Jalisco; el Hospital del Bajío en León, el Hospital General del IMSS de Playa del Carmen, Quintana Roo; y el Centro Nacional de Rehabilitación, en el Distrito Federal.

'Hemos capacitado a más de 100 personas en los 6 lugares donde tenemos hospitales generales que es donde probablemente llegaría un caso, donde hay aeropuertos internacionales (...) no es para que ahí se vayan a tratar es para que se lleve algún sospechoso', dijo Kuri Morales.

El funcionario anunció que a partir de este jueves comenzarán a repartirse 4,000 trajes aislantes especiales para los médicos encargados de atender a los pacientes sospechosos en los hospitales de las ciudades mencionadas.

'Los equipos de primera respuesta son trajes Tybek -que son estándar-, además hay que enguantarse con tres guantes, hay que utilizar gogles, escafandra y una mascarilla, para evitar la exposición', enlistó.

'A los estados les hemos dado las recomendaciones correspondientes (...) Sólo tener el control de las personas de quienes pudieran venir de estos países', insistió.

Kuri Morales aseveró que han compartido los protocolos con los hospitales particulares, para evitar incidentes.

'Ya tuvimos una reunión con la Asociación Nacional de Hospitales Privados -que aglutina a los más importantes de la medicina privada hospitalaria- y con los grupos más grandes, que es donde prevemos que podría llegar uno de estos casos, donde compartimos este protocolo para que ocurran cosas que luego pudieran darse y que haya mucha claridad de que no hay 'zonas grises'.

"Si no hay asociación epidemiológica, es decir, si no vienen de estos tres países Liberia, Guinea o Sierra Leona-, no es un caso sospechoso; no va a ser ébola", destacó.

Enfoque centralizado

Pero aunque estos hospitales cuentan con capacitación, no serán quienes atiendan los casos sospechosos.

'Un médico de inmediato notifica. Esos centros no son para llevarlo y andarlo moviendo (al paciente) para no exponer a más gente', aclaró el funcionario federal.

'El hecho de que tengamos designados los sitios donde hay los aeropuertos y los puertos -como el caso de Cancún, que es Playa del Carmen- no significa que si están en otro lado no puedan notificar a un 01800 gratuito y a las autoridades locales que saben de estos protocolos', añadió.

Una cápsula para traslados

El gobierno federal cuenta ya con una cápsula de presión negativa que sería usada para trasladar a los pacientes que se sospeche están infectados con ébola. El dispositivo 'no deja que salga el aire de la misma, se mete al paciente y se traslada en una ambulancia o en transporte aéreo', explicó el funcionario, quien precisó que esta cápsula es del mismo tipo que se utilizó para trasladar a pacientes a España y a Estados Unidos.

El subsecretario puntualizó que, en donde estén los sospechosos, este equipo se traslada, los recoge y se utiliza a la Ciudad de México en la cápsula correspondiente, y se identifica a todos aquellos con quienes el posible infectado tuvo contacto, para aplicarles el protocolo respectivo.

'En un caso sospechoso va este equipo de los expertos, lo trasladan en una cápsula que ya tiene el país -que es la misma que utilizaron para repatriar a los casos que han repatriado sobre todo a España y los Estados Unidos- y los llevaríamos a este Centro de Quemados en el Instituto Nacional de Rehabilitación; ahí se les toma la muestra -antes no- en las condiciones de protección del médico que la va a tomar, se manda al Indre y en menos de 72 horas tenemos el resultado', detalló.

'Solo hay una (cápsula) y probablemente pidamos otra, no estamos esperando que haya decenas de pacientes, pero probablemente pidamos dos o tres, finalmente vamos a trasladar a un paciente a la vez', detalló.

La persona sería trasladada al Instituto Nacional de Rehabilitación y una muestra de su sangre enviada al Indre, que confirmará o no la presencia del virus en un plazo máximo de 72 horas.



De ser positiva la muestra

Si la muestra resulta positiva se procederá a localizar a todas las personas con las que el infectado tuvo contacto y personal de salud hará visitas a sus casas en la mañana y en la noche para ver si presentan síntomas.

'Los vamos a estar siguiendo durante al menos los primeros tres días hasta tener el resultado de la muestra en su casa, visitas durante al menos dos días para ver si no desarrollan algún síntoma. A las 72 horas, si ese caso es negativo ya no se les sigue; si llegase a ser positivo, los seguiremos hasta que se siga el periodo de incubación que es de 21 días', dijo Kuri Morales.

Si alguna de estas personas comienza a presentar los síntomas referidos, se les trasladará y comenzará a aplicar el mismo protocolo.

Ante falta de cura, tratamiento de soporte

Los posibles casos de ébola serían atendidos con tratamiento de soporte, debido a que aún no existe una cura para el virus, explicó Kuri Morales. Este tratamiento consiste en la reposición de pérdida de líquidos con suero y transfusiones.

'No hay un tratamiento específico, ni hay una vacuna específica. Todo esto está en proceso de desarrollo a nivel global; y si bien se han usado drogas experimentales, no están en una difusión amplia, ni están en acceso de todo mundo y está muy limitada su producción', agregó el funcionario.

En Estados Unidos se han probado tratamientos experimentales, entre ellos el suero llamado ZMapp con el que fueron atendidos el doctor Kent Brantly y la trabajadora de salud, Nancy Writebol; tras el tratamiento, ambos ya se recuperaron y fueron dados de alta.

'El suero ZMapp está en investigación y hay una cantidad muy limitada; (en México) se dará tratamiento sintomático de soporte', dijo Kuri Morales.

El funcionario explicó que no hay ninguna restricción de viajes con Estados Unidos y España, países donde se han presentado casos, debido a que 'están perfectamente identificados y son producto de un contacto con un enfermo', agregó.
0
0
0
0
0No comments yet