Check the new version here

Popular channels

El verano, inmortalizado bajo el microscopio



Objetos cotidianos del verano parecen extraños bajo el microscopio. Los seres vivos, la arena, el agua de mar o las cremas solares lucen raras de cerca.


Janice Harney Carr, Center for Disease Control (Wikimedia)

La celebración de los Juegos Olímpicos, junto con la vuelta de Harry Potter y los pokémones a nuestra vida, están marcando el verano de 2016. El estío tiene otro lado, tal vez menos extraordinario pero más cotidiano, que nos acompaña en estas semanas de descanso.

El valor de esas pequeñas cosas pasa en ocasiones desapercibido por su frecuencia. Pero una tecnología tan importante en ciencia como la microscopía puede inmortalizar su sencillez y belleza al mismo tiempo. Incluso seres tan horripilantes como las chinches, retratadas en la imagen superior, muestran un lado sorprendente. Así es posible fotografiar objetos cotidianos del verano que parecen rarísimos bajo el microscopio:

Lo cotidiano del verano se vuelve extraño


David Littschwager

Una gota de agua de mar puede albergar un universo de vida. David Littschwager capturó esta imagen utilizando sólo 25 aumentos. En ella es posible observar organismos vivos tan variopintos como diatomeas, gusanos marinos o pequeños crustáceos.


Insects unlocked (Wikimedia)

De la belleza marina a la molestia terrestre. Junto a parásitos como las chinches antes mencionadas o los mosquitos, las hormigas rojas, coloradas o de fuego son famosas por sus terribles picaduras. Una fotografía en detalle nos muestra cómo son estos insectos de cerca.


Dr. Antonietta Gatti (FEI)

Los picotazos de estos "bichitos" microscópicos no son la única molestia del verano. Los efectos del calor quedan retratados en esta fantástica fotografía, que muestra las esferas que forma el sudor secretado por las glándulas de nuestra piel.


Eye of Science (National Geographic)

La llegada del verano también se manifiesta en un cambio de color en nuestra piel a través del bronceado. Protegernos adecuadamente del Sol es obligatorio si no queremos sufrir importantes problemas de salud. Para ello es conveniente aplicar cremas solares, algunas de las cuales tienen nanopartículas como las que aparecen en la imagen, para prevenirnos de la radiación ultravioleta.


Eye of Science (National Geographic)

Tras un día en la playa o en la montaña, ¿a quién no le apetece una bebida bien fresca? Si optamos por la cerveza, un milenario producto fruto de la biotecnología, debemos agradecérselo a los "fabricantes microscópicos" que la elaboran. La fotografía muestra levaduras de Saccharomyces cerevisiae, los organismos encargados de la fermentación de la cerveza y otros alimentos y bebidas como el pan y el vino.


Petr Jan Juracka

El fotógrafo Petr Jan Juracka tomó muestras de arena de las playas de Creta, uno de los lugares más idílicos del mundo para pasar el verano. A continuación inmortalizó los granos de arena utilizando un microscopio óptico y un microscopio electrónico de barrido (SEM, por sus siglas en inglés). En su página web muestra otras imágenes relacionadas con esta tecnología, donde captura el lado menos conocido de mariposas, crustáceos, insectos y plantas, entre otros organismos vivos.


Ernst Haeckel (Wikimedia)

En 1904, el biólogo Ernst Haeckel publicó su obra Kunstformen der Natur. En el libro enseñaba ilustraciones y fotografías como ésta, que retratan a la perfección la estructura de las diatomeas, un tipo de algas unicelulares que cuentan con un caparazón de sílice.


Liz Hirst (Wellcome Images)

Otro de los seres vivos clásicos del verano son las ortigas. Estas plantas, que pertenecen al género Urtica, se caracterizan por poseer unos pelos urticantes que se ven muy bien en esta imagen al microscopio. Los pelos secretan una sustancia ácida que provoca una pequeña reacción alérgica en nuestra piel. Por eso el roce de sus hojas nos produce escozor e inflamación.


Annie Cavanagh y David McCarthy (Wellcome Images)

Para completar nuestra recopilación de fotografías microscópicas, la técnica permite conocer más de cerca a la cafeína, la sustancia estimulante que se encuentra en el café con hielo tan apetecible durante el verano. Esta imagen fue obtenida por los científicos Annie Cavanagh y David McCarthy, que retrataron cómo eran los cristales de cafeína, y fueron premiados por el concurso de Wellcome Images.


Arsusda.gov (Wikimedia)

El café con hielo, pero también los ricos helados que consumimos en estas fechas, cuentan con cristales de hielo como los capturados mediante el microscopio electrónico de barrido. Los colores de la fotografía no son reales, sino que se generan después mediante ordenador, dado que esta técnica de microscopía obtiene las imágenes en blanco y negro.

0
0
0
0
0No comments yet