Canales populares

Las ordenes desconocidas de guerreros de la noche Mexicas.








A lo largo de la historia mexica se conocen las órdenes guerreras de los Yaocuauhtli (guerreros águila) y los Yaocelotl (guerreros jaguar) guerreros del día. Pero se desconoce su dualidad; recordemos que la filosofia y pensamiento nahuatl estaba basado en la energía dual. Su contraparte de dicha fuerza dual eran los Yaotlakuatzin (guerreros tlakuache) y los Yaokoyotl (guerreros coyote), guerreros de la noche.



Mural de Diego Rivera en Palacio Nacional (el yaotlakuatzin en el circulo).


Estas sociedades guerreras vestían como el animal del que tomaban su nombre, algunos vistiendo pieles y cabezas representativas de dicho animal. Esto tiene mucho que ver con el nahualismo... (de acuerdo a las tradiciones mexicanas, se dice que cada persona, al momento de nacer, tiene ya el espíritu de un animal, que se encarga de protegerlo y guiarlo, La visión del aguila, el olfato del coyote, el oído y agilidad del ocelote y la astucia del tlakuache pasan a ser herramienta de estos míticos hombres, e incluso la superstición afirma que algunos, más preparados, podian hasta adquirir la forma de sus nahuales).


Guerrero coyote, siglo XVI. Pintura mural en la Parroquia de San Miguel Arcángel, Ixmiquilpan, Hidalgo.


Muchos de estos guerreros fueron representados en estatuas, grabados y en códices. Era el grupo de élite de las fuerzas armadas, algunos códices recogen la leyenda de que entraban en un profundo estado de meditación y podían permanecer en un sitio de cuclillas y sin moverse, sin comer ni beber durante al menos dos semanas en completo ayuno, una preparación físico-mental y espiritual; simplemente esperando el momento oportuno.


Lámina 59 del códice Borgia, muestra información de elementos del día y la noche, el tlakuachitl es un animal de vida nocturna, por eso este guerrero se muestra en color obscuro.


El centinela nocturno tomaba la forma de su nahual, el tlacuache; es una forma de introspección, que le permitía un estrecho contacto con el mundo espiritual, gracias a lo cual encontraba con facilidad soluciones a muchos de los problemas que afligian a los que buscan su consejo. Yaotlakuatzin era considerado como un conector de luz entre el la noche y la tierra, en escencia dedicaban su vida por entero a la búsqueda del mundo espiritual, usaban la energía que capacita cambios de percepción, un estado de conciencia que expande el pensamiento y las capacidades humanas ordinarias. Toda una preparación previa para llevar a cabo una misión:


Defensa de la comunidad de Coatlinchan por los Yaotlakuatzin contra los invasores españoles y sus aliados Tlaxcaltecas. Lienzo de Tlaxcala


“Vigilar, proteger y resguardar”
El conocimiento del gran señorío de Koatlichan.






2Comentarios