Popular channels

Oposicion pone en riesgo jubilaciones y empleos



Presupuesto 2011:
Oposición pone en riesgo jubilaciones y empleos




Alegremente (en el sentido de la despreocupación por el interés de la gente a la que dicen representar) la oposición en el Congreso se opone al Presupuesto 2011 presentado por el oficialismo. Siguen legislando para la tapa de los diarios. Es tan pobre su anclaje político y tan flaca su propia base social que deben rendirse a las presiones de la verdadera oposición al kirchnerismo en este país: el Grupo Clarín.

Asi, al intentar negarle al Poder Ejecutivo una herramienta de gestión como es el Presupuesto, ponen de manifiesto un par de cuestiones:

1. De acuerdo al Teorema de Baglini ("Cuanto más lejos se está del poder, más irresponsables son los enunciados políticos; cuanto más cerca, más sensatos y razonables se vuelven") podemos deducir que los muchachos del rejunte opositor se ven bastante más lejos de ganar las elecciones 2011 que lo que Clarín nos viene queriendo hacer creer.
Si la UCR -el partido que resurgió de sus cenizas para posicionarse como segunda minoría- se viera más cerca que lejos de ganar las elecciones, no estaría tomando posiciones tan encontradas (ni entre ellos se pueden poner de acuerdo si dar o no quorum o si votar afirmativamente -como quiere Ricardito Alfonsín- o negativamente -como propone su "ala dura opositora"-) y podrían votar afirmativamente el Presupuesto. Si se imaginaran Gobierno a partir de 2011, no les gustaría recibir una dosis de su propia medicina actual, seguramente.

2. Es Clarín quien sigue manejando la agenda opositora y es Carrió la vocera que dice todas las locuras que los que prefieren mantener un perfil más sensato no pueden decir.

Veamos la tapa de hoy del Great Argentinian Newspaper:



Y con respecto a Carrió: que contradictorio que alguien que se presentaba como de centroizquierda (con el ARI), que apoyó a De la Rúa en la campaña electoral pero luego rompió (como siempre) con la Alianza cuando no le dieron un ministerio, ahora proponga las mismas medidas que llevó a la realidad ese gobierno nefasto que sucedió a otro gobierno nefasto como el de Menem.

Luego de esta introducción que nos sitúa en el tema, veamos este artículo del periodista Hernán Brienza, que pone de manifiesto todas las cosas que la oposición pone en riesgo o -directamente- quiere eliminar del Presupuesto:

"...El problema, una vez más, es cuestión de modelos económicos y sociales. El Presupuesto ideado por el Poder Ejecutivo está centrado fundamentalmente en dos ejes: cancelación de deudas a través de los fondos que maneja el Banco Central a través de sus reservas, y generación de empleo a través de la obra pública.

Lo que pone en riesgo la oposición, entonces, no es sólo el futuro político del gobierno de Cristina Fernández sino también la posibilidad de llevar adelante un plan de desarrollo económico que contempla una inversión de 33.300 millones de pesos y que entre otras cosas incluye:

• Los 380 mil puestos de trabajo que genera la obra pública

• La construcción de 7400 proyectos planeados para concluir el año próximo, como Atucha II y un reactor nuclear multipropósito, inversiones claves en energía nuclear estratégica para el desarrollo energético argentino.

120 mil viviendas sociales y mejoras en otras 110 mil unidades que beneficiarían a 1.250.000 personas,

1200 kilómetros de autopistas, entre ellas la autovía 14 (Gualeguaychú-Paso de los Libres, la Circunvalación de Rosario, las rutas nacionales número 7 (en dos tramos) y 3 (entre Trelew y Puerto Madryn), el Camino del Buen Ayre.

• La finalización de los trabajos en 27 hospitales (el Materno Infantil Rafael Castillo, de La Matanza; el de Laferrere; el Municipal, de Morón; el Posadas, de Haedo; de Tigre; de Gualeguaychú, el Río Grande, de Tierra del Fuego y el de niños de Jujuy, entre otros, y la construcción de otros cinco hospitales nuevos: Cañuelas, el provincial de pediatría en Misiones, el nuevo central de Pilar, el de San Fernando, el municipal de Marcos Paz, la remodelación del Larcade, de San Miguel.

• Pondría en peligro un porcentaje del financiamiento de la Asignación Universal por Hijo que beneficia a 3,4 millones de niños y adolescentes, el doble aumento a jubilados y trabajadores del Estado pautado por el Estado anualmente.

• Impediría la ejecución de obras que beneficiarán a 260 localidades de 20 provincias con el acceso igualitario al servicio de gas natural.

Obras hídricas como la de la cuenca del Río Salado, la del Matanza-Riachuelo y distintos planes de saneamiento de arroyos del interior de la provincia de Buenos Aires. La Planta de Tratamiento Cloacal de Berazategui y la Planta Potabilizadora del Paraná de las Palmas.

• Obligaría al Estado a tomar deuda en el mercado internacional, quebrando así una tradición de soberanía financiera que caracteriza a esta gestión desde el año 2003; y aumentando el gasto, ya que obligaría a la Argentina a tomar préstamos, como en los años 1989-2002, a tasas usurarias.

La jugada del jueves por la madrugada de obligar a levantar la sesión en medio del escándalo por supuestas denuncias de corrupción por parte de Elisa Carrió, líder de una oposición desleal –aquella que pone en riesgo el normal desempeño de las negociaciones democráticas– junto con la complicidad mediática de Héctor Magnetto, CEO de Clarín, cuya estrella se va consumiendo de a poco en función de la impopularidad a la que está sometiendo a su diario, no significa otra cosa que jugar con el futuro político, económico y social de todos los argentinos. Intentar acogotar financieramente a un gobierno remite, inevitablemente, a la estrategia que utilizó Domingo Cavallo en 1989 para desestabilizar el gobierno de Raúl Alfonsín..."


FUENTES:

Escrito propio y

Hernán Brienza en Tiempo Argentino.
0
0
0
0No comments yet