Check the new version here

Popular channels

10 grandes futbolistas que salieron por la puerta de atrás

10 grandes futbolistas que salieron por la puerta de atrás

Pocos son los casos de jugadores que desarrollan toda su carrera como profesional en un mismo club, la relación con la entidad se deteriora, las aspiraciones del futbolista cambian, existen otras motivaciones y prioridades, a veces por parte del equipo, otras por parte del jugador...

10. Fernando Llorente



El que un día fuera ariete del Athletic, salió de la peor forma posible de un club en el que se formó y creció como futbolista.

Fernando se negó a renovar con el club bilbaíno, ya que su intención, era la de salir con el objetivo de marcharse a un club de cotas más elevadas, aspirantes a lograr títulos, una situación que no llegó a conseguir con el Athletic a pesar de llegar a 3 finales de un torneo, 2 de Copa del Rey y una de Europa League.

Su situación en el club cambió por completo en los últimos meses de competición, pasando de ser titular a ocupar el banquillo con asiduidad, pitado por su público cuando saltaba al césped de San Mamés y anunciando su fichaje por la Juventus sin que diesen término las competiciones en las que el Athletic estaba presente.

Al final, el que fuera un pilar de los "leones" en los últimos años, se marchó a la Juventus. El Athletic no ingresó un solo euro por su salida.


9. Fernando Torres



El de Fuenlabrada se convirtió para los aficionados colchoneros en el ídolo del que tanto adolecían desde hace tiempo. Un joven Fernando ascendió dentro del equipo colchonero en los momentos más complicados para una institución de la historia y la entidad del Atlético de Madrid, debutando en la segunda división y logrando el ascenso de mano de Luis Aragonés.

El "Niño" se iba haciendo un hombre y un nombre mientras los grandes clubes de Europa le ponían un ojo encima.

Varios fueron los veranos en los que los hinchas rojiblancos sufrieron por la posible marcha de su emblema sobre el terreno de juego. Fue en otro verano que se avecinaba como "el día de la marmota" en el que Fernando se marchó al Liverpool, en el mismo periodo en el que había reconocido que no se marchaba.

Torres hizo las maletas con destino a Liverpool dejando otra vez a la afición huérfana de un estandarte digno para el Atlético de Madrid, después de que tanto el presidente, Enrique Cerezo, como el propio Torres negasen su marcha ese mismo verano.


8. Javi Martínez



El caso de Javi Martínez es digno de análisis. El navarro fue otro de los estandartes de ese Athletic que llegó a las finales de Copa del Rey y Europa League, siendo vital su presencia sobre el campo con la camiseta rojiblanca.

Después de las decepciones sufridas en el equipo bilbaíno y de que los grandes de Europa se fijasen en su rendimiento en el terreno de juego, las aspiraciones de Javi cambiaron.

El central y mediocentro encontró nuevas motivaciones, motivaciones que estaban lejos de Bilbao y que culminaron con su salida con rumbo a Munich.

El Athletic se negó a venderle, ya que el futbolista tenía contrato, y forzó una situación incómoda para el jugador, que tuvo que depositar el precio de su claúsula en las instalaciones de la LFP para poder marcharse al Bayern.

Tras una salida conflictiva como ésta, el revuelo entre los aficionados del Athletic se acrecentó cuando salió a la luz la noticia de que Javi había saltado la valla de Lezama para hacerse con algunos objetos personales que guardaba en el vestuario. El traspaso de un jugador nunca fue tan esperpéntico.



7. Raúl González



Mito y leyenda del madridismo, uno de los mejores delanteros de la historia del club merengue se marchó por la puerta de atrás cuando hizo las maletas con rumbo a Alemania, concretamente al Schalke 04.

Una salida poco elegante para un futbolista que ha sido el símbolo de una institución como el Real Madrid. Extrañó y mucho la manera en que el ariete dejó el club, y más cuando el equipo germano le rindió homenaje tras su decisión de marcharse a Qatar. Una celebración que le llegó antes con el Schalke, en el que militó 2 temporadas, que con el Madrid en el que estuvo 16 años.

El club madrileño le rindió tributo finalmente al "7" blanco el año pasado cuando su equipo se enfrentó al Madrid en la disputa por el trofeo Santiago Bernabéu. Un homenaje más que merecido a toda una carrera en el Real Madrid, plagada de éxitos y triunfos.


6. Ronaldinho



El brasileño es recordado por todos los aficionados al fútbol por sus grandes partidos con la camiseta azulgrana, destilando talento y magia a raudales en cada campo que pisaba.

"Ronie" se convirtió en el ídolo de la afición culé, llegando a conquistar con el Barcelona la Champions League que tanto se anhelaba tras el éxtasis alcanzado con el gol de Koeman ante la Sampdoria en el año 92.

El carioca le devolvió la sonrisa al club durante unos años de gran fútbol, títulos y exhibiciones memorables.

Pero como suele acontecer en el fútbol y en la vida, nada es eterno. Ronaldinho se dejó, descuidando notablemente su físico, a pesar de que en el aspecto anotador seguía siendo infalible. Empezó a vérsele desgastado, sin chispa, triste y decaído.

Con la llegada de Pep, el brasileño hizo las maletas, sin que el de Sampedor pestañease dos veces. El gran héroe se marchó de la forma menos esperada posible, después haber sido uno de los futbolistas más asombrosos y espectaculares que jamás se enfundaron la camiseta azulgrana.


5. Xabi Alonso



Este mismo verano hemos tenido uno de esos casos raros que se dan en el fútbol. Raro porque el tolosarra había sido piedra angular del Real Madrid en los últimos años y había firmado su renovación esta misma temporada.

Cuando nadie lo esperaba, ni a ningún aficionado madridista se le pasaba por la cabeza, Xabi Alonso decidió emigrar al Bayern de Guardiola, alegando para su salida la falta de motivación dentro del Real Madrid.

Una salida cuanto menos chocante, ya que el futbolista decide marcharse a unos días del cierre de mercado de fichajes veraniego, sin noticia alguna de su intención de salir a lo largo de toda la pretemporada, dejando al club sin margen para encontrar un hombre que le sustituya en el campo y al entrenador con la incógnita de quién tendrá que sustituirle sobre el campo.

10 millones ha ingresado el Madrid por su marcha, un precio simbólico por un futbolista que ha sido el pilar de este Real Madrid en los últimos años.



4. Samuel Eto´o



Desde su llegada a Barcelona, Samuel se ganó el corazón de los aficionados culés, tanto por su rendimiento como por sus declaraciones.

El "león indomable" no contaba para Pep Guardiola a su llegada, y después de cargarse a Deco y Ronaldinho, no le auguraba un futuro duradero dentro del Barcelona a Samuel.

Eto´o jugó solo una temporada a las órdenes de Guardiola, en la que el camerunés se salió, anotando nada más y nada menos que 30 goles en liga y marcando uno de los goles de la final de la Champions frente al United de Ferguson, siendo el delantero de un Barcelona histórico que se alzó con el triplete.

A pesar de su espectacular rendimiento, durante ese mismo verano, Samuel fue moneda de cambio para la llegada de Zlatan Ibrahimovic. El camerunés que se había convertido en un jugador histórico para el Barcelona en apenas 5 temporadas, se marchaba al Inter aún habiendo demostrado su mejor versión con un entrenador que no le quería.



3. Forlán



El uruguayo fue el encargado de hacer olvidar a Fernando Torres cuando éste se marchó a Inglaterra. Habiendo conquistado la Bota de Oro con el Villareal y después de haber alcanzado toda unas semifinales de Champions League, el charrúa puso rumbo a Madrid.

En el Atlético se convirtió en todo un ídolo, adorado por la hinchada rojiblanca, con la que al final tuvo más de un desencuentro que le llevaron a su posterior salida del club.

Diego fue uno de los artífices que devolvieron al Atlético a la senda de los triunfos. Siempre serán recordados sus dos goles en la final de la Europa League frente al Fulham o su agónico tanto frente al Liverpool en Anfield que llevó al Atlético a dicha final.

Conquistó la Europa League y la Supercopa de Europa como rojiblanco, alzándose también con la Bota de Oro tras una segunda vuelta espectacular en la campaña 2008/2009.

Finalmente Forlán acabó saliendo del Atlético con destino al Inter de Milan. Su nivel estaba en visible descenso, a pesar del gran Mundial de 2010, y su relación con la grada estaba totalmente rota, motivos por los cuales el charrúa se acabó marchando.


2. Ander Herrera



El futbolista salido de la cantera del Real Zaragoza, hizo las maletas para salir del Athletic de Bilbao este verano y unirse al proyecto de Louis Van Gaal.

Ander ha sido uno de los futbolistas que marcaron el paso del equipo bilbaíno la temporada pasada para terminar en los puestos de Liga de Campeones, 16 años después.

Un caso parecido al de Javi Martínez, ya que fue el propio futbolista el que tuvo que ingresar el dinero del transfer para poder marcharse al Manchester United.

Si hay algo de lo que no adolezca el Athletic es de principios firmes y una filosofía practicada hasta su última consecuencia. Después de un verano de 2013 en el que se especuló con su marcha, Ander ha terminado por "hacer realidad su sueño", dejando el Athletic este verano.



1. Sergio Agüero



Probablemente los aficionados que no estén familiarizados con el paso del argentino por el Atlético de Madrid, no conozcan cómo de conflictiva pudo ser la marcha de este jugador al Manchester City.

A final de la temporada 2010/2011, el "Kun" celebraba sus últimos goles como rojiblanco, con aires de despedida en los últimos encuentros en los que el argentino anotaba un tanto.

101 goles marcó Sergio Agüero para los rojiblancos, que vieron como su deseo era el de marcharse al Real Madrid, a pesar de que no lo declaraba de forma explícita.

El deseo del "Kun" era seguir viviendo en Madrid, pero jugando para el eterno rival. Entre Real Madrid y Atlético se habla de un supuesto pacto de "no agresión", un acuerdo tácito que probablemente perjudique más al Real Madrid que al Atlético.

El verano se alargó y el Madrid no se interesó por él, bien porque no le hacía falta un jugador como el argentino, bien por ese pacto antes mencionado. En ésta situación aparece un único apostante, el City, que pagó 40 millones para deshacer el entuerto que Agüero había provocado haciendo público su deseo de marcharse.
0
0
0
0No comments yet