Check the new version here

Popular channels

Argentina 75 - China 70│Mundial de Basquet U17





Mundial de Basquet U17: Gran triunfo de Argentina que venció a China 75 a 70




Otro paso adelante dio el equipo argentino en el Mundial U17 que se juega en Dubái, al derrotar este sábado a China después de remontar diecisiete puntos en contra. El lunes se enfrenta a Serbia.

















Por la segunda fecha del Campeonato Mundial U17 que se disputa en Dubái, Argentina venció a China por 75-70, y se aseguró al menos el segundo lugar del Grupo D, el cual definirá el próximo lunes cuando se mida con Serbia.

No fue un trámite sencillo, porque los errores cometidos en la primera parte le permitieron a China llegar a ganar por diecisiete puntos. Pero el gigante asiático no pudo sostener la ventaja, más que nada por la mejoría en defensa del equipo de Silvio Santander, que sacó coraje en el momento justo, se tranquilizó, mostró carácter, achicó las cifras, y cuando pasó a comandar el marcador, ya lo hizo hasta el final.

En el inicio se vio un partido trabado, friccionado, y con muchas faltas por parte de los dos. No obstante Argentina comenzó mejor y sacó ventajas de 2-6 y 5-9, la segunda merced a un triple de Aliende, uno de sus mejores jugadores a lo largo de los cuarenta minutos.

Pero a partir de ese momento se obnubiló, perdió orden, jugó incómodo y cayó en la desesperación. Los asiáticos más tranquilos, sacaron ventaja por su mayor talla recargando el juego en la pintura con un intrable Hu, y pasaron al frente por primera vez con un doble de Liu (11-9) restando 6m01s.

Santander movió el banco en busca de soluciones, pero la extrema rigidez de los árbitros se notó en los jugadores argentinos. Aliende se cargó el equipo al hombro y se convirtió en la principal opción de gol de los sudamericanos. El santiagueño con un triple puso el marcador a dos (16-14), pero Hu estiró la ventaja para China merced a cuatro libres consecutivos, dos de una falta y otros dos de una técnica al banco argentino, para irse al primer descanso ganado por seis (20-14).

En el segundo capítulo se vio lo peor de Argentina. Peleado con el aro, impreciso, apresurado y seleccionando mal los lanzamientos. Se empecinó en buscar tiros largos en lugar de mover el balón, y eso favoreció el juego de China, que aprovechando la velocidad de sus hombres fue estirando la diferencia en un abrir y cerrar de ojos.

Tras quedar abajo por diecisiete puntos (38-21) restando 3m36s, se produjo la esperada reacción. Un triple de Delfino abrió el camino para los sudamericanos, que a partir de ese momento tomaron las riendas del encuentro.

La presión en defensa y una mejor selección de lanzamientos, además de haber reducido las pérdidas y encontrar el aro, fueron las armas para que Argentina se pusiera en juego nuevamente.

Bien defendido Fjellerup, fue Delfino el que sacó rédito, tanto con tiros de larga distancia, como así también ganando cada vez que se posteó. China se perdió en ataque, no le encontró la vuelta a la marca y fallos varios tiros increíbles, más que nada porque fueron debajo del cesto.

Un doble y falta de Fjellerup redujeron la diferencia a un dígito, y dos canastas consecutivas de Delfino dejaron a la albiceleste a cinco (38-33) con 1m21s por jugar.

Los de Santander siguieron con la misma receta, presión en la primera línea y ayudas en el poste bajo, bloqueando la carga del rebote ofensivo. A China le costó más de la cuenta, hasta que Hu acabó con la sequía. Un par de apresuramientos impidieron un mejor cierre, pero los asiáticos también se equivocaron, y Aliende con un tiro volado en el último segundo dejó en cinco la diferencia antes del descanso largo: 40-35.

Fue Aliende el hombre encargado de abrir el marcador en la segunda parte con un triple que limó la diferencia a tres. La defensa siguió dando resultados, aún con el riesgo de jugar al límite, y una prueba de ello es que Delfino se tuvo que ir al banco cargado de faltas (3).

Con el santafecino afuera, Fjellerup tomó protagonismo. El de Tres Arroyos empardó las acciones (42-42) a 7m40s, y tras dos errores de China, que fueron bien capitalizados, emergieron Riego y el mismo Fjellerup, este último con un triple que obligó a pedir tiempo muerto a Jizeng Liu. A esa altura, Argentina ya estaba al frente por cuatro (43-47).

En la siguiente acción se produjo la jugada de la noche, Fjellerup falló un triple, pero después de lanzar salió corriendo para tomar su propio rebote y anotar dos puntos más. Si bien Zhao descontó con un tiro de tres, Argentina fue el que menos errores cometió en el cierre del segmento, aún cuando cometió dos faltas casi seguidas en ataque. Se paró bien atrás y explotó las opciones que tuvo adelante con la soberbia conducción de Aliende, y tras un recupero de Más Delfino en el último segundo, sacó siete de ventaja antes de ingresar en los diez minutos finales: 48-55.

Parecía que Argentina comenzaba a quebrar a su rival en el inicio del último capítulo, porque Fjellerup sacudió las mallas con un tiro de larga distancia. Pero después cayó en la confusión, la rigidez de los árbitros lo sacaron del juego, y una vez más se sintió incómodo, tanto en ataque como en defensa, donde le costó contener a Zhao.

China comenzó a recargar el rebote ofensivo ante la pasividad de la defensa argentina, y eso se vio reflejado en el parcial de 7-0 que estampó para ponerse en juego otra vez (58-60) restando 7m39s, situación que obligó a Santander a pedir tiempo.

No hubo una mejoría inmediata tras el minuto solicitado, pero al menos le sirvió al equipo para evitar que China siguiera ganando en el tablero contrario. Un par de recuperos en la mitad de la cancha y dos acciones de Fjellerup, le dieron aire a los sudamericanos que sacaron siete de ventaja (59-66) con 4m40s por jugar.

Con un doble de Carvalho, Argentina se escapó a nueve, pero se recostó demasiado cerca del aro, y le dejó espacios a su rival en el perímetro. ¿El resultado? tres triples seguidos de China que igualaron el marcador a un minuto y medio del final, el último lanzado por Zhao con la marca encima (68-68).

La tenía complicada Argentina, porque se le habría trabado la ofensiva, pero Más Delfino se la jugó y clavó un triplazo que volvió a encender la ilusión (68-71) a 1m01s del final. Fu descontó con un simple, y Riego tras recibir una falta en el poste bajo volvió a dejar la diferencia en tres al encestar uno de dos libres (69-72) con 36 segundos en la posesión.

Tras el minuto solicitado por Jizeng Liu, Fjellerup le cometió falta a Liu. El base chino metió el primero y falló el segundo, el rebote largo le quedó a Hu, pero Más Delfino le quitó el balón y en la contra estiró la diferencia con un doble ingresando por el eje central (70-74).

Un doble que sin dudas tranquilizó, aún cuando Zhao intentó un triple sin éxito. Argentina se quedó con la pelota, Santander pidió un nuevo tiempo, y tras el mismo Aliende terminó de establecer las cifras definitivas desde la línea.








0
0
0
0No comments yet