Argentina le ganó a Croacia

En el día que volvió Tevez, Argentina logró un merecido pero 'injusto' triunfo ante Croacia B


Luego de tres años, el delantero de la Juventus volvió a tener acción con la camiseta "albiceleste". Aunque arrancó en el banco de suplentes, Gerardo Martino decidió enviarlo al campo de juego cuando promediaba el segundo tiempo por Sergio Agüero y tuvo buenas contribuciones. En el estadio Upton Park de West Ham, la Selección fue superior, pero terminó venciendo 2-1 a un Croacia 'B' –guardó los titulares para las Eliminatorias de la Eurocopa– con dos tantos discutibles: Agüero, a quien le rebotó la pelota en el brazo, abrió la cuenta y Messi, tras un penal fabricado por el 'Kun', la selló.




Llegó uno de los días más esperados y controvertidos en los últimos tiempos de la Selección: el regreso de Carlos Tevez, un jugador tan alabado como criticado, luego de tres años. La 'excusa' fue el amistoso donde Argentina midió fuerzas con un Croacia plagado de suplentes en el 'Upton Park', estadio propiedad del West Ham, justamente donde "Carlitos" es ídolo por haberlos salvado del descenso en la temporada 2006/07. Si bien fueron ampliamente superiores a su rival, los de Gerardo Martino se terminaron imponiendo con dos goles más que discutibles: fue 2-1, gracias a los gritos de Sergio Agüero y Lionel Messi (descontó Anas Sharabini).

Más allá del resultado, lo que dejó este partido fueron algunas conclusiones a nivel táctico. En la conferencia de prensa previa a este choque, el "Tata" había avisado que Messi jugará, al menos en el comienzo de su ciclo, como extremo derecho, una posición que, si bien conoce, no es donde supo brillar.

Poco tiempo duró la "Pulga" por ese sector del campo y, al verse relegado a la hora de participar del juego, se empezó a mover libremente por todo el frente de ataque. Precisamente, esas modificaciones coincidieron con el peor y el mejor momento del equipo: los primeros 15 minutos, durante los que Anas Sharabini clavó su golazo, la Selección sufrió el asedio de un equipo que jugó con mayoría de suplentes, ya que piensa en el cotejo de Eliminatorias rumbo a la Eurocopa que tendrá el domingo ante Italia.

Ya con Lionel dueño del equipo, fue Sergio Agüero quien dilapidó un gran caudal de situaciones. Si bien el "Kun" estuvo activo, no estuvo fino a la hora de enfrentar al arquero Kalinic. Igualmente, la más clara de esa primera etapa estuvo en los pies de capitán de la Selección, que tras una excelente combinación con Cristian Ansaldi –de lo mejor de la Selección–, terminó pegando en el costado externo del arco.


Cuando el partido ya comenzaba a perfilarse para el lado del ingreso del "Apache", Agüero participó en las dos anotaciones de Argentina. Primero desvió con el brazo un remate de Ansaldi y colocó el empate, en una acción legal por su nula intención de llevar a cabo esa ventaja antirreglamentaria. Unos pocos minutos después, el "Kun" apareció adentro del área y se dejó caer cuando el arquero lo cruzó. El árbitro 'compró' y Messi lo cambió por gol, para quedar a nueve anotaciones de Gabriel Batisuta como máximo goleador de la historia de la Selección.

Ya con el 2-1 instalado en el marcador, llegó el momento de que Tevez pise con la 23 el campo de juego en medio de la ovación de todo el público inglés. La lupa recayó en la actuación del hombre de la Juventus y, especialmente, en su relación futbolística con Messi; ya que días antes Martino había avisado que quería ver la química entre ellos.

El ingreso del "Apache" potenció la superioridad argentina sobre Croacia. Constantemente buscó asociarse con Lionel y hasta tuvo dos buenas ocasiones de gol para ampliar el marcador. ¿Cómo se distribuyeron las porciones del campo? A la hora de marcar la, respetaron el pedido del "Tata": Messi por derecha, Tevez al centro y Di María por izquierda. Con la pelota siendo propiedad nacional, la "Pulga" flotó por todo el frente de ataque y se intercambió el puesto de nueve con el "Apache".



FORMACIONES:

Argentina: Sergio Romero; Pablo Zabaleta, Santiago Vergini, Federico Fazio, Cristian Ansaldi; Éver Banega, Javier Mascherano, Enzo Pérez; Lionel Messi, Sergio Agüero y Ángel Di María. DT: Gerardo Martino.

Croacia: Lovre Kalinic; Marin Loevac, Marko Leskovic, Tin Jedvaj, Sime Vrsaljko; Duje Cop, Milan Badelj; Anas Sharbini, Hrvoje Milic, Marin Leovac; y Demagoj Antolic. DT: Niko Kovac.

Estadio: Upton Park (Londres).

Árbitro: Andre Marriner.