Argentina recupera la sonrisa con goleada