Argentina, selección que fue furor en el mercado de pases

Mientras que tu selección no lo fue














Argentina, subcampeón en la cancha y en el mercado de pases

La Selección fue uno de los dos equipos que mejor vendió tras el Mundial. Con siete futbolistas movió más de 150 millones de dólares y quedó apenas por detrás de Francia.



Argentina no solo fue subcampeón dentro de la cancha en el Mundial de Brasil 2014. Afuera, en el mercado del verano europeo y el invierno argentino, fue también segundo. Así lo marcan los números: la Selección fue uno de los dos equipos que mejor vendió tras la Copa del Mundo. Con siete futbolistas movió más de 150 millones de dólares y quedó apenitas por detrás de Francia. El campeón Alemania no aparece entre los primeros.

Angel Di María encabeza el listado de jugadores del seleccionado que dirigió Alejandro Sabella y que fueron traspasados de club a club en el mercado. Los iniciales 97 millones de dólares que pagó el Manchester United por él, ayudaron al equipo argentino a ser uno de los que más retumbó en la economía. Y eso que ese número puede aumentar de acuerdo a "objetivos", según se anunció al momento de la transferencia. Marcos Rojo, con casi 26 millones, también contribuyó a llegar a los 150.535.000 dólares que los clubes del mundo pagaron entre junio y agosto por siete de los 23 futbolistas que fueron a Brasil.

Federico Fernández también se hizo valer, aunque su Mundial no estuvo a la altura de varios de sus compañeros. Por él, el Swansea pagó casi 13 millones de la moneda norteamericana, superando incluso a su compañero de zaga Ezequiel Garay, por quien el Zenit ruso abonó 7.750.000. José María Basanta, Mariano Andújar (aunque no jugó ni un minuto) y Ricardo Alvarez (préstamo) son los otros que aportaron poco más de siete millones. El otro argentino que cambió de equipo fue Sergio Romero, pero lo hizo al volver a Sampdoria de un préstamo en el Mónaco.

El único seleccionado que supera a la Selección es el de Francia. También en siete futbolistas, los galos movieron 150.836.000 dólares, según los números que trascendieron de las transferencias del mercado. El Manchester City aportó allí al pagar casi 52 millones por Eliaquim Mangala, el joven defensor ex Porto, que fue a Brasil siendo suplente, pero que cuenta con gran futuro en el equipo de Didier Deschamps. Griezzmann, Debuchy, Cabella, Valbuena, Evra y Remy completaron el grupo de los siete que pusieron a los franceses allí arriba. Sagna también cambió de equipo, pero con la libertad de acción se fue del Arsenal al City.

El podio lo completa Colombia gracias a James Rodríguez. La transferencia del ahora jugador del Real Madrid movilizó algo más de 103 millones de dólares solo en el traspaso (esos números, como en el resto de las transacciones, no incluyen los ostentosos contratos). El equipo de José Pekerman vendió por 149.470.000 dólares.

Más atrás, aparecen Inglaterra y Uruguay, mientras que España completa el grupo de los seleccionados que superaron los 100 millones. Alemania, el campeón del mundo, apenas tuvo tres futbolistas traspasados este mercado por casi 62 millones (más de la mitad en el pase de Toni Kroos del Borussia Dortmund al Real Madrid).

Los números no son menores. El mercado tuvo un movimiento incesante con el foco en lo que fue el Mundial. Por eso, no sorprende que 235 futbolistas de los 736 que fueron a Brasil hayan cambiado de equipo. Es decir, un 31,92 por ciento de los convocados. Por ellos, aunque muchos cambiaron de hogar con la libertad de acción, por préstamos sin cargo o el término de algún préstamo, transitaron más de 1.621 millones de dólares, un número que asusta.