Te damos la bienvenida a la comunidad de T!Estás a un paso de acceder al mejor contenido, creado por personas como vos.

O iniciá sesión con
¿No tenés una cuenta?
El conjunto Xeneize no pierde con el Millonario desde hace 28 años por copas, y salió victorioso en los tres cruces de eliminación directa.

Cuando se juega un Boca-River no existen los antecedentes previos. No interesa quién llega mejor o cuál posee los mejores jugadores, porque todo se esfuma cuando la pelota empieza a rodar.

Este jueves, ambos equipos se volverán a encontrar en el plano internacional cuando se midan por las semifinales de la Copa Sudamericana.

El historial internacional es dominado por Boca, que no pierde desde hace 28 años y se impuso en los tres cruces de eliminación directa. Los antecedentes, que se remontan hasta 1966, arrojan diez victorias del Xeneize, seis del Millonario y ocho empates en 24 partidos.

La última vez que se enfrentaron en un torneo internacional fue hace diez años, por las semifinales de la Copa Libertadores.

Boca se impuso 1-0 en la ida (escándalo de por medio entre Roberto Abbondanzieri y Marceo Gallardo, entre otros) y en la vuelta River ganó 2-1 luego de 90 minutos calientes -Carlos Tevez silenció al Monumental con su festejo de la gallinita-. En los penales, el festejo fue boquense por el disparo que Abbondanzieri le contuvo a Maximiliano López, para ganar 5-4.


link: https://www.youtube.com/watch?v=sonoV5gYqsQ

Cuatro años antes, Boca había sacado a River de la Libertadores pero en cuartos de final, lo que encaminó al equipo para el primer título internacional de la exitosa era de Carlos Bianchi.

Dicho encuentro es recordado porque el tercer gol azul y oro lo anotó Martín Palermo, quien volvió a jugar ése día después de una seria lesión de ligamentos en la rodilla y con evidentes limitaciones físicas. River había llegado a la Bombonera con una ventaja de 2-1, pero quedó eliminado al perder 3-0 esa noche.


link: https://www.youtube.com/watch?v=VbzWLVQKLzk#t=232

El primer cruce mano a mano -y único por un torneo diferente a la Libertadores- ocurrió en la Supercopa 1994. Fue 0-0 en Núñez, 1-1 en La Boca y clasificación a semifinales para el Xeneize, que se impuso 5-4 en la tanda de penales por la atajada de Carlos Fernando Navarro Montoya a Sergio Berti.

Boca también gozó en la Libertadores de 1977, 1978 y 1991, en las que compartió grupos clasificatorios con su clásico rival. Antes de ganar su primera Copa, en 1977, derrotó a River 1-0 de local y luego empató sin goles de visitante para avanzar a segunda fase.

Al año siguiente, cuando los boquenses renovaron el título sudamericano, compartieron zona de semifinales y el Xeneize logró una decisiva victoria 2-0 en su casa, que eliminó a los de Núñez de la competencia.

La restante alegría de Boca en superclásicos coperos fue en 1991, cuando por la primera fase de la Libertadores se impuso 4-3 en La Boca y 2-0 en el Monumental.

Para River, la última alegría ocurrió hace 28 años, en 1986. En la primera fase ganó 1-0 en su casa -con gol del uruguayo Antonio Alzamendi- y despidió a su archienemigo de la Copa que luego ganaría.

Lo mismo pasó en 1970, cuando jugaron cuatro partidos. Los dos primeros en fase inicial (Boca festejó 3-1 y 2-1) y otros dos en segunda ronda, en la que sólo River avanzó a semifinales. El Millonario venció 1-0 de local y empató 1-1 en la revancha.

En la Libertadores 1966 también jugaron cuatro clásicos. River ganó 2-1 en Núñez y Boca 2-0 en La Boca por la primera fase. En la segunda ronda empataron 2-2 en el Monumental y Boca venció 1-0 de local, pero fue el conjunto riverplatense el que pasó a semifinales.

Finalmente, en 1982, Boca quedó al margen en la primera fase (último en su grupo) y River pasó de ronda tras empatar sin goles en la Bombonera y registrarse un 1-0 a favor de la Banda en el Antonio Vespucio Liberti.

Este jueves, la historia continuará.