Check the new version here

Popular channels

Boca le gano al descendido

Con dos goles del Burrito Martínez -el segundo luego de un grave error del arquero-, el Xeneize derrotó al Halcón y ya se mentaliza en la Copa Sudamericana. Se lesionó Magallán.




Luego del sufrido triunfo por penales frente a Deportivo Capiatá en los octavos de la Copa Sudamericana, Boca aprovechó el envión y sumó su tercer triunfo en siete días. Defensa y Justicia nunca hizo pie en una calurosa Bombonera y el equipo del Vasco Arruabarrena, con dos goles del Burrito Martínez, se impuso sin problemas.

Desde el arranque, el Xeneize se hizo dueño del partido. Con un mix con respecto al equipo que jugó entre semana en Paraguay, dominó la pelota y presionó bien al Halcón. El triangulo Cubas-Gago-Meli pisó fuerte en la mitad de la cancha y ellos fueron los encargados de generar el fútbol. Por los costados, Carrizo y Martínez aportaron desborde y vértigo, mientras que Gigliotti como referencia dentro del área aguantó siempre de espaldas y se mostró muy activo.

Con esta fórmula, el local no tardó en encontrar la ventaja y en tan sólo ocho minutos se puso 1-0 con una gran jugada del Burrito Martínez que terminó con un disparo cruzado que se metió junto al palo de Pellegrino.

A partir de ahí, Boca jugó con mucha tranquilidad y salvó alguna jugada aislada de Fernández que contuvo bien Orion, controló bien a un Defensa que sintió su estreno en la Bombonera. Sobre el final, por un error del arquero visitante, el local amplió la ventaja con una avivada de Carrizo, que presionó en la salida y dejó a Martínez solo frente al arco para que empuje la pelota y selle el 2-0.

En la segunda parte, el encuentro cambió. Boca durmió el partido, bajó la intensidad y dejó que corran los minutos. Atacó y siguió buscando el arco rival, pero con la tranquilidad del resultado a favor y con un ojo puesto en el encuentro del jueves contra Cerro Porteño, por la Copa Sudamericana.

Chiqui Pérez (ingresó por el lesionado Magallán) reventó el travesaño con un cabezazo y Gigliotti y Carrizo -con remates desviados- pudieron haber convertido, pero no estuvieron finos. Con el correr de los minutos, Arruabarrena sacó a Gago y Meli para que descansen y mandó a la cancha a Castellani y Bravo.

Por su parte, Defensa intentó descontar y empezó a llegar con más gente, pero chocó con los centrales xeneizes y un Orion muy seguro. El equipo de Varela no generó nada de lo bueno en ataque que venía mostrando en el torneo. Los últimos minutos estuvieron únicamente para que los hinchas festejen una victoria que en ningún momento corrió riesgo y que le permite a Boca ponerse a cinco puntos de River, que esta noche visita a Rafaela y quizá deje algún punto en el camino. "Los de arriba son gallinas, los podemos alcanzar..." Parece difícil, pero quedan 18 puntos en juego y Boca no pierde la ilusión.





0
0
0
0No comments yet