Canales populares

Derrota digna del chino

La revancha no dejó dudas: Marcos Chino Maidana perdió de nuevo ante Floyd Mayweather
En Las Vegas, hubo fallo unánime; el norteamericano fue superior al argentino



LAS VEGAS (DPA).- Esta vez, no hubo dudas, no habrá lugar para quejas. La revancha tuvo un claro ganador y fue otra vez Floyd Mayweather . En el MGM de Las Vegas, Marcos Maidana no pudo con el norteamericano y terminó cayendo por puntos en fallo unánime. Money, a los 37 años, mostró su estirpe, hizo su parte y mantuvo su invicto, que ya suma 47 peleas, 26 por KO.

Como en el anterior combate, Maidana tiró más golpes (572), pero colocó sólo 128, mientras Mayweather lanzó 326 e impactó 166
Así, Mayweather retuvo sus títulos welter y mediano junior (Asociación Mundial de Boxeo y Consejo Mundial de Boxeo). Los jueces fueron claros y vieron ganador al norteamericano por 115-112 y las otras dos tarjetas 116-111.

Maidana no pudo sostener el gran nivel del último combate y quedó con un récord de 35 triunfos -31 por KO- y cinco caídas.

"Esta vez sí gané bien, si a los jueces le gusta ver cobardes como Floyd está bien", protesó Maidana la decisión arbitral. "Quizás me equivoco, pero yo me sentí atacando todo el tiempo. Todo el tiempo fui encima de él", argumentó el argentino de 31 años.

La pelea fue mucho más deslucida que la de mayo, terminó envuelta en polémica por una presunta mordedura de Maidana al guante izquierdo de Mayweather en el octavo round.


"Me mordió el dedo, no entiendo por qué me mordió", protestó el estadounidense tras la pelea. "Es un rival duro, fue un combate diferente, pero esta vez le hice caso a mi padre e hice la pelea que él me pidió", afirmó el campeón.

Maidana negó tajante la presunta mordedura. "No, no, el me quería meter la mano en el ojo", aseguró el argentino después de que la pantalla gigante del estadio repitiera la polémica acción.

Con menos kilos que en la pelea anterior, Maidana salió dispuesto a ganar en precisión e imponer su potente pegada ante un rival más ágil y dotado técnicamente.

Los jueces fueron claros y vieron ganador al norteamericano por 115-112 y las otras dos tarjetas 116-111
Sin embargo, Mayweather ingresó al ring del hotel MGM Grand de Las Vegas más concentrado que en la pelea de mayo, cuando un valiente Maidana puso por momentos en aprietos al campeón, en un combate que también se definió por puntos.

El estadounidense esta vez no dio posibilidades al argentino. Más estratético y veloz, Mayweather hizo valer hoy su oficio y experiencia y no se dejó acorralar en prácticamente ningún momento.

Desesperado, Maidana fue cayendo en la frustración en los últimos rings y sufrió incluso una penalización en el décimo asalto por empujar a su rival.

Pero Mayweather mantuvo la calma y la concentración en todo momento, desactivó los últimos intentos de Maidana de lograr un nocaut salvador y demostró, esta vez sin dejar espacio para las dudas, por qué es el campeón invicto.
0No hay comentarios