Check the new version here

Popular channels

"Es una mancha para el fútbol argentino"

Un escándalo de proporciones se vivió en el tercer clásico que protagonizaron Boca Juniors y River Plate. Un agresión de parte de la hinchada bostera a los jugadores Millonarios obligó a suspender un duelo válido por los octavos de final de la Copa Libertadores, y supuso una verdadera vergüenza para el fútbol sudamericano.

Al otro lado de la cordillera lo sintieron profundamente, y lo que señala la prensa es fiel reflejo de aquello. "El choque de Copa terminó en vergüenza, con el partido suspendido, sin responsables. Súper vergüenza. Tan increíble como triste, la revancha de Boca-River no se pudo terminar", se lamentó diario Olé, mientras El Clarín analizó que "debía ser un partido, terminó siendo un escándalo. Una situación inadmisible oscureció el encuentro entre Boca y River en la Bombonera".

Y el suceso también captó la atención en otros rincones del mundo. En España, por ejemplo, Marca habló de una "guerra química". "Las escenas dramáticas, la confusión dentro de la cancha, así como la tensión en las tribunas contribuyó a construir la imagen de un encuentro que hoy es denominado 'el partido de la vergüenza". La falta de solidaridad de los jugadores del equipo local con sus rivales quedó expuesta dos horas y cinco minutos después de los hechos al resultar imposible la vuelta a los vestuarios del equipo visitante".

El portal hispano, además, hizo énfasis en el repoche a la actitud de los jugadores locales, por el comportamiento que tuvieron para con sus rivales. "Los incidentes del Boca-River, lejos de significar una unión entre trabajadores del mismo gremio, acabó desembocando en una vergüenza general, pues los jugadores de Boca en ningún momento se solidarizaron con sus rivales y el espectáculo final dejó a ambos equipos sobre el terreno de juego de una Bombonera semivacía porque, por orgullo, no querían salir antes que su contrincante. La empatía brilló por su ausencia", sostuvo.

Una crítica tan dura como la que se enarboló en Inglaterra, donde el DailyMail puso el drama de la Bombonera en contexto con la violencia habitual que, según se señala, se aprecia en el continente. "Aunque la Copa Libertadores es el equivalente de la Champions League, los estándares de seguridad están un mundo más abajo que en la competición europea. El incidente es apenas el último de una serie de violentos incidentes en el fútbol sudamericano", publicó.

Algo más cerca, en Brasil, coincidieron en la gravedad de los hechos y cómo afecta la imagen continental, al captar la atención del mundo por los motivos incorrectos. "Una rivalidad histórica, de más de cien años, acabó propiciando el caso más grave de violencia que mancha el fútbol sudamericano y mundial", analizó Globo.
0
0
0
1
0No comments yet