Check the new version here

Popular channels

Felicidades Colombia y Venezuela

Caterine Ibargüen y Yulimar Rojas ganan oro y Plata en salto triple


La atleta Caterine Ibargüen consiguió la segunda medalla de oro para Colombia en los Juegos Olímpicos de Río 2016 en salto triple, el único título que faltaba en su historial.

La antioqueña de 32 años se impuso con un salto de 15,17 metros, logrado en su cuarto intento, su mejor marca de la temporada y apenas a catorce centímetros de su registro personal más destacado, logrado en 2014 en Mónaco (15,31).




La joven venezolana Yulimar Rojas ganó la plata, mientras que el bronce fue para la kazaja Olga Rypakova.

La kazaja Olga Rypakova, que privó a Caterine Ibargüen del oro en Londres-2012, terminó en la tercera posición, con una marca de 14,74 en su quinto salto, que fue su mejor registro de la temporada.

Ibargüen, campeona del mundo en Moscú-2013 y Pekín-2015, y ganadora en las tres últimas temporadas de la Liga de Diamante, ya había logrado una buena marca en el segundo salto, con 15,03 metros, a un solo centímetro de su mejor marca de la temporada (15,04), lograda en mayo en Doha.

La múltiple campeona en la Liga Diamante le dio a Colombia su cuarta medalla de oro olímpica. Las anteriores, María Isabel Urrutia (halterofilia) en Sídney 2000, Mariana Pajón (BMX) en Londres 2012 y Óscar Figueroa (halterofilia) en los presentes Olímpicos.



Por su parte, Yulimar Rojas, campeona del mundo en sala esta temporada en Portland (Estados Unidos), se hizo con la plata con un mejor salto de 14,98, también conseguido en su cuarto intento, después de haberse colocado ya en segunda posición en el tercer ensayo (14,87).

Como tantas jóvenes de 20 años, Yulimar Rojas ha nacido con internet y ha crecido en la era de las redes sociales. Un día Facebook le propuso como “amigo” a Iván Pedroso, el multicampeón cubano del salto largo, ahora entrenador, y su vida cambió por completo.

“Me gustan mucho las redes sociales. Cuando Facebook me lo sugirió de amigo decidí escribirle, le dije que era una joven atleta de Venezuela, que él era mi ídolo y que quería entrenar con él”, cuenta Rojas sobre cómo consiguió ser entrenada por el hombre que se colgó el oro olímpico en Sídney-2000, cuatro oros mundiales consecutivos al aire libre, de Gotemburgo-1995 a Edmonton-2001, y cinco bajo techo, de Toronto-1993 a Lisboa-2001.




Yulimar pensó al principio que ese mensaje era como tirar una botella al mar. Pero no tardó en tener la notificación de que Iván Pedroso había respondido, el mismísimo Iván Pedroso, diciéndole además que hacía tiempo que la venía siguiendo y que había quedado impresionado.

Pronto le ofreció la oportunidad de que acudiera a España a entrenar con él. La vida y la carrera deportiva de la joven cambió.
0No comments yet