Check the new version here

Popular channels

Fue víctima de un secuestro exprés

Junto a su hijo de cuatro años fue retenido durante tres horas por varios delincuentes; le robaron el auto y dinero en efectivo



Fueron tres horas de terror. Patricio Toranzo, que hasta el campeonato pasado jugó al fútbol en la primera división de All Boys, fue secuestrado durante tres horas junto a su hijo de cuatro años y liberado, luego de ser despojado del vehículo que conducía, dinero en efectivo y otros valores.

El futbolista había salido de su casa, en General Pacheco, para llevar al pequeño al domicilio de su ex mujer, en El Palomar. Nunca llegó a destino.

Cuando con su vehículo Hyundai circulaba a tres cuadras de la villa Carlos Gardel, en el partido de Morón, otro auto le cerró el paso y lo obligó a detener la marcha. En segundos fue rodeado por delincuentes que, armas en mano, se introdujeron en su coche. Lo retuvieron, junto al pequeño, durante tres horas. "No nos lastimaron, pero nos amenazaron con las armas", declaró luego el deportista ante la policía, según contaron las fuentes consultadas por la nacion.

Además de perder el auto, Toranzo tuvo que entregarles a los malvivientes el dinero que portaba. Fue liberado a más de seis kilómetros al sur del lugar del secuestro, en cercanías de la estación ferroviaria de la localidad bonaerense de Ciudadela.

Desde allí el futbolista se comunicó por teléfono con su familia, para ponerlos al tanto de la situación que había vivido.

Según fuentes policiales, Toranzo logró tomar un remise que lo trasladó hasta su casa situada en la zona de General Pacheco, en el norte del Gran Buenos Aires.

"La víctima pidió ayuda a unos vecinos, que afortunadamente se solidarizaron con él, y le permitieron hacer una llamada a la familia para avisar que estaba bien. Está ileso, al igual que su hijo, aunque pasaron un momento feo", indicó a la agencia DyN un allegado al futbolista.

Fuentes de la investigación dijeron que no hay pistas sobre la identidad de los secuestradores. Tampoco se especificó el monto de dinero robado.

Fuentes policiales revelaron que, en su declaración, el ex mediocampista de All Boys, que actualmente se encuentra libre, dijo haber sido amenazado con un arma de fuego, aunque ni él ni su hijo fueron lastimados por los delincuentes.

Tamara Alves, que contrajo matrimonio con Toranzo hace dos semanas, contó vía Twitter lo que le sucedió a su pareja. "Como muchas personas me están preguntando quiero contarles que mi marido estuvo 3 hs secuestrado junto a su hijo de 4 años. Impotencia", indicó. "Gracias por todos los mensajes. Fueron 3 hs de terror pero por suerte están bien tanto Pato como su hijo. Gracias por el apoyo incondicional", manifestó Alves en sus tres mensajes en la red social.

Además añadió: "Sin dudas pasé la peor noche de mi vida, mucha impotencia y bronca por la inseguridad de este país. Por qué tanta violencia".

El de Toranzo no es el primer caso de un jugador de fútbol secuestrado. En abril pasado, Daniel Villalba y Juan Cazares, ambos jugadores de River, fueron interceptados por delincuentes en la autopista Riccheri, cuando se dirigían a un entrenamiento. Facundo Imboden padeció una situación similar en mayo de 2011. Fue interceptado por dos delincuentes armados que lo hicieron recorrer cajeros automáticos y luego lo obligaron a dirigirse hasta su casa, de donde sustrajeron dinero y electrodomésticos.


0
0
0
0
0No comments yet