About Taringa!

Popular channels

Funes mori se hara una fiesta el domingo. 100 partidos




Funes Mori está de fiesta: el domingo llegará al centenar de partidos en River y lo celebra con Olé. "Es un orgullo haber jugado tanto con esta camiseta", cuenta.

"Cómo que 100 partidos? ¿Sí? No sabía...”.

El semblante de Gabriel Funes Mori tiene la característica de que se sorprende muy poco. Casi nada. Su perfil habitualmente es el de un muchachote serio, tímido, algo desconfiado. Distante pero gentil. Por eso, este grandulón, -dedepredador de ataque por vocación y blanco de críticas no por su elección- sonríe y abre grande los ojos levemente achinados cuando ingresa a una sala en donde lo esperan una torta, una bengala roja, un a imagen con uno de sus goles, un escudito de River y el número 100: la cantidad de veces que habrá vestido la camiseta de River cuando el domingo salga a la cancha contra Argentinos.

-¿Estás sorprendido?

-No tenía ni idea...

-¿Qué te genera?

-Uf, es un sueño llegar a los 100 partidos en River.

Lungo de pocas palabras, el Melli delantero es el actor protagónico de una vida de película. Junto a su gemelo Ramiro, vivió ocho años en Dallas, EE.UU, adonde arribaron en el 2000 tras despedirse de su Mendoza natal. Su mamá trabajó de cajera. Su papá, en un taller mecánico. Estudiaron en el High School de Arlington, se hicieron fanáticos de los Spurs y hasta jugaron al básquet. Un día decidieron participar en un reality llamado Sueño MLS, que se emitió por una cadena estadounidense. Y entre dos mil participantes, los dos quedaron entre los cinco finalistas. Ganó Gabriel y aunque el premio era llegar al Dallas FC, se probaron en el Chelsea antes de llegar a River en el 2008, cuando fueron figuras de la Quinta. Gabriel se presentó como un punta fuerte, dúctil, de 1,85 metro y 74 kilos. Ese fue sólo el comienzo del cuento...

“Yo no sabía que iba a debutar. Ese día contra Vélez, no jugué de entrada, fui al banco y me tocó entrar un rato. No me lo olvidaré nunca”, dice. Con Astrada en el banco, Rogelio Gabriel se estrenó en Primera en un 1-3 en Liniers, por el Apertura 2009. Su primer gol fue contra Tigre, en ese mismo torneo. Al campeonato siguiente, sumó cuatro goles (un hat-trick a Racing y otro grito al Matador), aunque su salto a la fama se produjo en el Apertura 2010, cuando irrumpió con otros cuatro goles en las primeras seis fechas. Pero tras tocar el cielo, llegó el bajón, producto de cierta ansiedad y de la lógica inexperiencia. Y entonces aparecieron las críticas, los penales no cobrados por Loustau en La Boca, la impaciencia de los hinchas, y encima River se fue al descenso y FM9 quedó estigmatizado ante el enojo de la mayoría. La travesía por la BN fue todo un tema... “Mirá, no sé si fue mi mejor gol, pero el más importante fue contra Boca Unidos”, le cuenta a Olé sobre aquel grito en el minuto 87 que le permitió al River de Almeyda seguir a tiro del ascenso. “Es un orgullo haber jugado tantos partidos”, afirma el 9 de Ramón. O en todo caso, el Melli centenario.
0No comments yet