Check the new version here

Popular channels

Gallardo va por la racha del Tolo











El invicto de Gallardo no se corta y va por la marca del Tolo, aunque el técnico lo minimiza: “No miro las estadísticas”.








Sí, es Marcelo Rachardo. La leyenda del Muñeco: todo lo que toca es oro. Es oro este River puntero, que llega a un invicto que ya parece milenario: son 17 partidos sin derrotas desde que se sentó en el banco. Pero no termina ahí la obra de Rachardo, que las hace y las corta: porque hacía 20 partidos que Libertad no perdía en su cancha. ¿Más? Sí, porque, dijimos, se hace oro lo que toca: porque lo mete a Pezzella de nueve en un clásico y en la primera que toca la manda a guardar, porque lo mete a Driussi y en la primera que toca la manda a guardar, porque lo mete a Gio y, bueno, ya saben, primera que toca y la manda a guardar. Y tan derecho está que cuando todos aventuraban tormentas en los viajes a Rosario y Asunción, se fue ganador en cada visita y mantiene viva la posibilidad de alcanzar los 24 juegos invicto que Américo Gallego consiguió en su estreno como DT en Núñez.



“La verdad, yo no me fijo en esas estadísticas. Lo importante es ir partido a partido: ganamos en Paraguay, en una cancha difícil, con muchísimo calor, y con mucha determinación, pero ahora ya tenemos que pensar en el que viene”, comentó el Muñeco, que por ahora sólo sueña con títulos más que con récords personales, aunque los números hoy le sacan brillo a su corta pero efectivísima gestión en Núñez. Es cierto que River hace 25 partidos que no pierde (la última derrota fue justamente ante el próximo rival, Belgrano, el 6 de abril), pero ahí entran las últimas ocho fechas que dirigió Ramón.

El Tolo, en el 94, dirigió el último juego del Clausura, fue campeón invicto del Apertura y de la Supercopa quedó afuera por penales, ante Boca, después de un empate. Así acumuló los 24 partidos que ahora Gallardo está en carrera para superar. Varios estuvieron cerca de tumbarlo, pero ninguno aún logró darle un golpe de nocaut. El Muñeco sigue tachando rivales y se mantiene sin conocer la derrota. Y, ojito que no es chiste de Gallego...













0
0
0
0
0No comments yet