Check the new version here

Popular channels

Independiente, cada vez más cerca de ser campeón

Independiente derrotó 2 a 1 a San Lorenzo en el Nuevo Gasómetro con un golazo de Daniel Montenegro y un gran penal definido por Diego Rodríguez. Tuvo de contra para cerrarlo, pero el Ciclón descontó y lo luchó hasta el final. Independiente hoy, con un partido más, está a dos puntos de River.



El Rojo y el Ciclón salieron a la cancha y ya de arranque pareció que ambos buscarían dañar al otro y jugar lejos de su arco. Cada uno con su estilo y siendo fiel a su esencia. Encima cada uno fue protagonista en el área de enfrente en los primeros minutos.

Por parte de los muchachos de Almirón un claro penal de Yepes sobre Martín Lucero que el árbitro Herrera no cobró. Enfrente, los del Patón Bauza sacudieron con un buen remate de Buffarini que dio en el palo derecho de Diego Rodríguez.

Después, ambos equipos se dedicaron a tratar de cuidar la pelota, atacar en bloque pero a ambos le faltó profundidad. Recién a los 32 minutos llegó el grito más lindo. Falta de Yepes muy cerca del área y en el centro del campo, recto al arco. Frente a la pelota se pararon Federico Mancuello y Daniel Montenegro. Por actualidad todos pensaron en el zurdo, pero fue el Rolfi el que se hizo cargo y la clavó en un ángulo.



Independiente así se ponía 1 a 0, resultado con el que se iba a terminar la primera etapa, en la que hubo poco para resaltar.

Ya en el complemento se vio un Rojo más retraído, dejándole la iniciativa al Ciclón y apostando a alguna contra. El local no tenía juego, pero apostaba a la pelota parada. Claro que los espacios en ataque eran para el visitante. Es más, a los 13 minutos una buena corrida del Rolfi y un mejor remate casi le permite gritar su segundo gol en la tarde. Pasó muy cerca.

Así las cosas, el Rojo volvió a tener espacios de contra y aprovechó la tarde nefasta del colombiano Yepes. Es que a los 22 minutos dejó corto un pase hacia atrás al que llegó Riaño y forcejeó con Mercier. La pelota quedó huérfana y apareció Lucero que eludió a Torrico. El arquero lo tocó y Herrera dio penal. Ahí fue el Ruso el que con una gran definición puso el 2-0.



Independiente se hacía dueño total del partido en el Nuevo Gasómetro, en el que no ganaba desde el 2011. A los 29 minutos una buena jugada por izquierda derivó en un busca pié de Mancuello al que Figal no pudo darle precisión. Más tarde, fue Pizzini el que en dos ocasiones tuvo la chance, pero no pudo marcar.

Y, como suele suceder, los goles que no se hacen en un arco se sufren en el propio. A los 38 minutos , el Ciclón que ya tenía a Yepes como centro delantero, tiró por enésima vez un centro al área del Ruso que nada pudo hacer ante la definición de Héctor Villalba, quien aprovechó una serie de rebotes para descontar. San Lorenzo llegó así al 2-1 y le puso mucho drama al final.

Independiente sufrió más de la cuenta para ganar un partido que debió cerrar antes. Lo cierto es que los minutos se fueron consumiendo, San Lorenzo no encontró otro camino que el centro al punto del penal y a rezar por una cabeza que nunca llegó. El Rojo logró una victoria trascendental y sigue prendido a la lucha del torneo. Hoy todos dormiremos a dos puntos del puntero River y soñando con que Belgrano pueda quitarle la sonrisa al Muñeco Gallardo y los de Almirón se arrimen a la cima. ¡Vamos Rojo!
0
0
0
0No comments yet