Check the new version here

Popular channels

james pide misericordia mientras se adapta al Real Madrid







MADRID -- El colombiano James Rodríguez aceptó el mal inicio del Real Madrid en la Liga, por lo que pidió paciencia a quienes le exigen más y aseguró que todavía falta para que se vea su mejor versión. Ya sea por decreto o por decisión técnica, James ha tenido minutos en los seis encuentros oficiales disputados hasta el momento, cinco de ellos como titular, y sólo ha logrado marcar un gol en el empate 1-1 ante el Atlético de Madrid en la ida de la Supercopa de España, hace casi un mes. Consciente de las dudas que se ciernen sobre él, admitió que todavía no llega a su máximo nivel.

"Aún falta para ver al mejor James, pero cada día estoy mejor; estoy en un grupo nuevo así que poco a poco voy a estar mejor", señaló el jugador, quien más de un mes después de su llegada sigue hablando del niño que "siempre soñó con jugar acá" y que espera quedarse "muchos años".

Para ello, tendrá que mejorar tanto "física y mentalmente"; aprender a esquivar el escrutinio de la prensa. Hacerse a la dureza de la ciudad. Todavía en ropa de entrenamiento, el jugador permaneció sentado al lado de su técnico cuando le tocó el turno de disipar las dudas en torno al colombiano.

"Sí, estoy contento de que James esté aquí", señalaba Ancelotti. James, por su parte, miraba fijamente al frente mientras a la sala de prensa de Valdebebas volvían los fantasmas de Xabi Alonso y Ángel di María requiriendo, que de nueva cuenta, saliera el italiano a espantarlos: "Tenemos un recuerdo fantástico del año pasado (cuando ganaron la Décima); pero trabajamos para repetirlo. Somos competitivos y como dije el año pasado: no cambio esta plantilla por otra de Europa".

Herido en su orgullo al caer en su propio feudo por 1-2 ante el Atlético de Madrid el pasado sábado, el Real Madrid inicia la defensa del título de Champions League en el momento más lúgubre de lo que va de la temporada. La derrota, segunda consecutiva en el torneo de liga, provocó la furia de la grada, que comienza a temer lo peor y a exigir cambios drásticos para solucionar la situación con rechiflas a los jugadores -particularmente al arquero Iker Casillas- y reclamos airados a la directiva.

Nervioso y con cierta timidez propia del recién llegado, Rodríguez consideró que 'pedir cabezas' a estas alturas de la campaña es extremista, pues "esto apenas está empezando". Y aunque admite que el arranque ha resultado poco prometedor, pide una oportunidad más para dar la vuelta a la situación.

"Hemos empezado mal, pero tenemos jugadores para salir; no hay que ser extremistas. Esto apenas está empezando. Mañana tenemos una linda oportunidad para empezar a ganar", dijo James Rodríguez en rueda de prensa previa al encuentro de Champions League que el cuadro merengue disputará mañana ante el Basilea.

Con el técnico Carlo Ancelotti a su derecha, el colombiano se revolvía en su asiento, mientras hacía frente, una vez más, a la pregunta que constantemente se formula el madridismo: ¿le pesa el alto costo de su traspaso?

"No", respondió con rapidez el jugador de 23 años que llegó procedente del Mónaco por cerca de 80 millones de euros este verano. "Yo solo quiero jugar; solo quiero entrenar. Vine como uno más", insistió.
0
0
0
2
0No comments yet