About Taringa!

Popular channels

La versión mala de Messi

La versión “mala” de Messi

La historia de la barba. Sus compañeros le pidieron que no se afeite más luego de los tres goles contra Panamá.



"Si me saco la barba, me matan. Listo. Nació una cábala en Estados Unidos. Las palabras son de Lionel Messi y los que lo amenazaron fueron sus compañeros de selección. Es que el “10” jugó sus primeros minutos en la Copa América Centenario y convirtió tres goles. Esos pelos colorados en su cara no se tocarán, quizá, hasta levantar la Copa. ¿O si gana se la dejará por un buen tiempo más?

Luego del 5-0 frente a Panamá y con la clasificación asegurada a los cuartos de final, el equipo argentino se instaló anoche en Seattle, donde el martes a las 23 enfrentará a Bolivia por la tercera fecha del Grupo D. De terminar primero, jugará en Boston contra Venezuela o México, el segundo del Grupo C, el sábado 18 a las 20.

Lo concreto es que esa barba roja llegó a Estados Unidos para quedarse. “Leo” se la había dejado desde antes del partido contra Honduras, no se la afeitó, tuvo su periplo judicial por España, volvió con el grupo argentino, se cortó el pelo de la cabeza, pero el de la cara apenas se lo retocó. “La versión mala de Messi”, se reían algunos allegados al equipo nacional al ver el nuevo look del capitán. ¿Qué dirá la marca de maquinitas de afeitar que supo patrocinar el rosarino?

“Estoy feliz por volver. Por jugar después de un tiempo de estar parado. Tenía muchas ganas. Por el resultado y por los goles estoy muy contento”, expresó un “Leo” cuando dejó el Soldier Field. No se lo notaba cansado. Tenía un prominente grano rojo en la nariz, su barba larga disimulando su mentón y un rasguñón en el lado derecho del cuello producto de un roce (fuerte) con un panameño.

Se lo notaba contento. Lejos de mostrar alguna molestia por no jugar de titular. Entendió la decisión de Gerardo Martino. De llevarlo despacio. ¡Menos mal! Si lo llevaban rápido, ¿cuántos goles más hubiera hecho? “Siempre quiero jugar. Quería estar adentro de la cancha. Estuve mucho tiempo parado sin poder hacer nada porque me dolía la espalda. Todavía me falta. Recién son los primeros 30 minutos después de estar parado. No es fácil a nivel físico. Agarrar ritmo de fútbol, de partido. De a poquito creo que lo voy a ir agarrando”, se justificó.



Después contó esa rara sensación que provoca, para él, mirar los partidos desde afuera. “Se me hizo muy difícil contra Chile. Parece que no pasan nunca los minutos. Fue difícil y largo todo el tiempo que estuve afuera. Ni siquiera poder entrenar. Recién el segundo día pude entrenarme con el grupo”, contó Messi.
Se le preguntó sobre el tiro libre y explicó cómo lo hace: “Siempre hay que practicar. Se puede mejorar cuando te quedás después de las prácticas intentándolo. Yo también tengo que practicar”.

A la hora de analizar el posible rival que se enfrentarán en cuartos de final, Messi indicó: “El primer partido (contra Chile) quedó claro lo que pretendía la selección. Hizo un partido muy completo ante un rival muy difícil. Después de eso lo que deseamos es seguir creciendo y venga quien venga en esta Copa va a ser complicado. Si le tocó quedar afuera a Uruguay es porque Venezuela fue mejor. Así que sea quien sea el cruce va a ser difícil”.

Con los tres goles contra Panamá, “Leo” llegó a los 53 con la selección argentina mayor. Está cerca de quebrar el récord de Gabriel Batistuta (54 o 56, según la biblioteca que se tome). Pero él no se fija en eso. “El récord es lo de menos. Es un placer y un orgullo poder estar tan cerquita del ‘Bati’. Un goleador histórico. Único en la selección. Lo importante es que la selección rindió otra vez. Que sigue en crecimiento y vamos a ir mejorando de a poco”.

Durante la estadía en San José y en Chicago, las muestras de cariño y admiración para con él son incalculables. Una chica mejicana, Norma, lo rasguñó cuando intentaba pedirle un autógrafo. Un hincha con la camiseta del Barcelona ingresó al campo de juego, luego de la goleada contra Panamá, lo derribó la policía, “Leo” se acercó y lo abrazó. “Estoy agradecido a toda esta gente que una vez más nos trató espectacular. No sólo a mí, sino a toda la selección”, comentó al pasar Messi. Y se refirió a los dichos de Diego Maradona, quien en la previa dijo que a “Leo” le faltaba “personalidad para ser líder”.

“Siempre escucho lo que dice y tomo sus consejos para seguir mejorando”, fue otra genialidad de Messi. Lejos de entrar en polémicas, gambeteó al campeón del ’86 y sólo intenta responderle jugando a la pelota. Y lo hace de la mejor manera.
0No comments yet
      GIF