Popular channels

Los verdaderos Grandes lo dieron vuelta

Los verdaderos Grandes lo dieron vuelta

River, Boca e Independientes comenzaron perdiendo sus respectivos partidos pero a fuerza de gol los fueron dando vuelta


Todo le sale bien
River, último ganador del título local, venció a San Lorenzo, rey de América




BUENOS AIRES.- El de ayer, fue el partido entre los dos mejores exponentes del fútbol argentino en la última temporada. El ganador del Torneo Final, frente al campeón de la Copa Libertadores, aunque solo uno mantiene el nivel que lo llevó a conseguir su logro: River, que superó como visitante, por 3 a 1 a San Lorenzo, se subió a la cima y confirmó que es serio candidato al bicampeonato.

La fórmula que necesitó para conseguirlo fue la misma que viene practicando en las últimas cuatro fechas: goles, toques y buen control de pelota.

Incluso pudo hacerlo luego de empezar perdiendo desde el vestuario: a los 5 minutos, Mauro Matos capitalizó una buena jugada colectiva, algo que se repitió en los primeros minutos.

Pero el River de Marcelo Gallardo parece tener la habilidad no solo de manejar un partido que va ganando, sino que demostró poder de reacción. Un rato más tarde, Leonardo Pisculichi, uno de los mejores refuerzos del mercado de invierno, clavó un zurdazo cruzado que empató el partido.

Él mismo asistió en el segundo tiempo a uno de los hombres clave en este momento de River: Teófilo Gutiérrez. El colombiano lleva ocho partidos seguidos anotando, algo que no consiguió cualquiera en River. En los últimos 30 años, solo lo hicieron Alberto Alonso en 1978 y Javier Saviola en 1999, según registra la cuenta Banco de Datos en Twitter (@FutbolXXI).

El delantero le marcó a Belgrano, Rafaela, Vélez, Argentinos, Quilmes, Gimnasia, Central, Godoy Cruz (2), Defensa y San Lorenzo, anoche.

Una mención aparte merece Matías Kranevitter, el tucumano que arrancó el torneo en el banco pero que ahora es la manija de un equipo cuyo juego empieza a gestarse en el medio campo y con su recuperación.

Por si fuera poco, no solo los delanteros titulares le responden al “Muñeco”, sino los que mete desde el banco, toda una señal positiva. El juvenil Lucas Boyé recién había ingresado y liquidó el juego.

Del otro lado, San Lorenzo con las expulsiones de Juan Mercier y Mauro Cetto, las lesiones de Gonzalo Verón y Matos y en el juego, que tuvo que rendirse ante el campeón que pudo más. (Especial)


Boca olvidó a Bianchi y le ganó a Vélez
Díaz, Meli y Chávez le dieron la victoria al "Xeneize", que arrancó abajo con gol de Correa. Los goles.




BUENOS AIRES.- Boca, en la presentación de su nuevo entrenador Rodolfo Arruabarrena, recuperó la presencia y la energía que desde hace mucho le faltaba con Carlos Bianchi y consiguió una indiscutida victoria 3-1 sobre Vélez Sarsfield, al que dejó sin invicto.

Con una buena producción de Marcelo Meli, un Fernando Gago muy mejorado y un inclaudicable compromiso de todos sus futbolistas, Boca controló el juego durante casi todo el partido, remontó una desventaja inesperada y coronó con el triunfo su mejor producción en mucho tiempo.

Vélez no respondió como se esperaba, le faltó vigor en la mitad de la cancha, llegó muy poco al área del adversario y dejó escapar la ventaja que se le había presentado para terminar perdiendo, informó DyN.

Desde el comienzo, Boca impuso gran ritmo y a los dos minutos estuvo cerca del gol, con un remate apenas alto de Meli a la salida de un tiro libre y, de inmediato, luego de una falla del uruguayo Sebastián Sosa, Facundo Cardozo salvó en la raya un remate de Jonathan Calleri.

Después del cuarto de hora, Boca bajó la velocidad y el juego se hizo más enredado, pero Vélez recién apareció en ataque a los 40, cuando Agustin Orion salvó a los pies de Ariel Cabral, después de un buen pase entrelíneas de Lucas Pratto.

La segunda acción ofensiva de los visitantes fue gol, a los 44, cuando Jorge Correa tomó la pelota sobre la izquierda tras un pase de Milton Caraglio y sacó un potente remate que se clavó en el ángulo izquierdo de Orion.

Boca no perdió la concentración en el comienzo del segundo período, fue claro dominador del juego y llegó al empate a los 10, luego de un tiro de esquina de Nicolás Colazo desde la izquierda, Daniel Díaz superó la marca de Cardozo y dejó sin chances a Sosa.

Todo era de Boca y se encontró con la ventaja a los 17, cuando, tras una maniobra por izquierda, Federico Carrizo envió un centro que Sosa manoteó forzado y el balón le quedo a Meli, quien sólo tuvo que empujarlo hacia su mejor destino.

En el último tramo Boca retrocedió, más aún cuando se quedó con un jugador menos por la expulsión de Gonzalo Castellani, luego de una fuerte infracción contra Ramiro Cáseres. Vélez se adelantó y manejó la pelota, pero no tuvo claridad ni profundidad para poner en peligro a Orion.

Finalmente, a los 44, Emmanuel Gigliotti condujo muy bien una réplica y abrió para Chávez, quien controló y sacó un potente remate que se metió en el ángulo derecho de Sosa.


Independiente dio vuelta el clásico en dos minutos
El "Príncipe" Milito adelantó a los 13 minutos a la "Academia". Penco, a los 24, y Mancuello, a los 26, hicieron explotar el Libertadores de América. Los goles.




AVELLANEDA, Buenos Aires.- En solo dos minutos Independiente dio vuelta un comienzo adverso para alzarse con una festejada victoria sobre Racing 2-1 en el primer clásico desde su regreso a Primera.

Por el festejo de miles de hinchas de Independiente que colmaron el estadio Libertadores de América, para el que se habilitaron solo por hoy un sector que por ahora estaba vedado por estar en construcción, el "Rojo" pareció terminar de cerrar hoy los festejos por la vuelta a la máxima categoría del fútbol argentino.

Sufrió los primeros minutos, sobre todo cuando Diego Milito estampó el 1-0 que silenció al público en el primero de la catarata de errores que cometieron los dos equipos.

La jugada comenzó con un cambio de frente perfecto de derecha a izquierda de Gastón Díaz para Ricardo Centurión, que le pisó la pelota a "Droopy" Gómez, pase al medio, toda la defensa que da el paso pero adelante tardíamente y Milito empujó al gol a un costado de Diego Rodríguez.

Pareció que de contra Racing, mejor parado, lo iba a noquear, pero empezaron los centros desde la derecha que fueron de dilucidación imposible para el visitante.

A los 24 minutos, tiro libre desde la derecha cerca del vértice del área ejecutado de zurda y llovido al área con toda la defensa de Racing estática mientras Sebastián Penco se tiraba para modificar la dirección de la pelota y convertir a contra pierna del arquero.

En otro centro de jugada de Daniel Montenegro dos minutos después, fue Mancuello, la figura del partido, el que se adelantó a toda la zaga y ante la mala salida de Saja para empujar desde la derecha.

Para pero de males, Milito, el jugador que ordenaba el ataque se retiró lesionado y Gustavo Bou no estuvo a la altura del ex Inter.

En el segundo los dos anduvieron sin brújula y los dos desaprovechando el aquelarre de errores en que incurrieron.

Racing fue al frente pero ya sin el orden que había evidenciado en la primera parte del partido. Se prestaron la pelota y ninguno supo que hacer con ella.

Pero otra vez un centro desde la derecha, de esos que nunca Racing decodificó, Mancuello metió un remate en el palo.

Independiente, tal cual asumió su entrenador al término del partido, no jugó bien y hasta regaló pelotas dentro del área que los atacante desaprovecharon.

Mientras los jugadores se quejaban ante el árbitro Fernando Rapallini de los errores, dejando pasar jugadas para cobrar o ejecutando un reglamento personal y liviano, como una amarilla a Tula que debió ser roja por un codazo en la cara a Centurión.

Pese a que Racing fue una y otra vez hasta la puerta del área del local, fue Penco el que tuvo la chance más clara con una contra, tirando a un costado la pelota en un mano a mano.

Sobre el final, la defensa de Independiente se durmió pero ni así Centurión pudo alcanzar el empate que cortó el "ruso" Rodríguez.


VIDEOS DE GOLES EN LAS FUENTES
0
0
0
0No comments yet